¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
Nacional
imagen principal

SOCIEDAD

México dice ‘córtala’

María Alesandra Pámanes

México y Estados Unidos son como dos jovencitas en la edad de la secundaria. Se quieren, se odian, se apoyan por conveniencia, se apuñalan por la espalda y, si es necesario, sonríen mutuamente “para la foto”.

Por eso nuestro país dijo un “hasta aquí” y la “cortó” con Estados Unidos (EU), tras la decisión de derogar la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por su siglas en inglés), aunado al plan del presidente de la nación del norte, Donald Trump, de construir un muro que divida a ambos países.


Sep 7, 2017
Lectura 4 min
portada post

600,000 ‘Dreamers’ podrían ser deportados de EU

Los problemas psicológicos que experimentarían algunos ‘dreamers’ podrían ser a largo plazo

La relación de ambos países se está fragmentando, alterando a la población en cada nación

México y Estados Unidos son como dos jovencitas en la edad de la secundaria. Se quieren, se odian, se apoyan por conveniencia, se apuñalan por la espalda y, si es necesario, sonríen mutuamente “para la foto”.

Por eso nuestro país dijo un “hasta aquí” y la “cortó” con Estados Unidos (EU), tras la decisión de derogar la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por su siglas en inglés), aunado al plan del presidente de la nación del norte, Donald Trump, de construir un muro que divida a ambos países.

Además de afectar directamente a los dreamers, esta acción que cumplió como lo prometió en campaña Trump hiere a la población latina en el país que rige, ya que basta con visitar ciudades transitadas y turísticas estadounidenses como Nueva York, Chicago, Los Ángeles y San Francisco para ver que son cada vez más las personas que se ponen del lado mexicano en este conflicto sin enfrentamiento declarado.

Inclusive personas de otros países ya adquirieron mercancía de “México is the Shit” y miles han publicado su fotografía frente a alguna de las Trump Towers rayándosela al mandatario y empresario millonario.

Más allá de ello, la ruptura en la relación provocaría que tanto los paisanos que residen legalmente en EU, como los que estudian ahí, tengan cierta actitud apática y hasta vivan su “rebeldía”, lo que afectaría a empresas internacionales y a intercambios académicos.

Los mexicanos que trabajan en EU no solo son los “bad hombres”, o los que son discriminados al ser tratados como “frijoleros”. Hay grandes empresarios y académicos que sostienen las economías y las sociedades de ambos países que nada bien les vendría saber que comenzarán las deportaciones y las demandas, a pesar de que la Casa Blanca señaló que la deportación no era su prioridad.

Para ejemplificar, el siguiente escenario: tras la elección de Trump, algunas universidades estadounidenses aumentaron sus programas de becas para mexicanos. Al año, emigran 16 mil 700 estudiantes mexicanos al extranjero, para su formación académica, para carreras profesionales y maestrías.

EU inclusive ha mejorado sus planes de financiamiento para los estudiantes mexicanos… pero cuando comience el clímax del caso DACA, es probable que éstos prefieran irse a Canadá, otro de los destinos favoritos para los intercambios.

Actualmente, “las universidades americanas ofrecen actualmente más iniciativas, becas y ayuda financiera para estudiantes mexicanos. Hay más de 3 millones de dólares disponibles para estudiantes mexicanos.” dijo a Forbes David Adler, director de Ustudy Global.

Psicología del ‘dreamer’

Aunque algunos han expresado que no se sienten “víctimas”, los dreamers experimentarán ansiedad, coraje y estrés, según psicólogos de la Asociación Americana de Psicología (APA, por su sigla en inglés).

“Esta decisión va a tener un efecto sumamente negativo en los jóvenes indocumentados en todo el país”, dijo a EFE Antonio E. Puente, presidente de la APA.

“Sacar a estos jóvenes de un país que ellos conocen como propio para regresarlos al lugar donde nacieron y que ni siquiera conocen va a tener un impacto emocional, social y físico en el desarrollo de estos muchachos”, señaló Puente, quien también fue –en su momento– un “sin papeles”.

Y es que, añadió el especialista, “impactará en su salud mental y quizás van a enfrentar riesgos mayores, porque podrían regresar a un país donde hay violencia y no van a entender la situación en la que entrarían”.

Por otro lado, la psicóloga Elena Parra indicó a la agencia mencionada que “por lo general, estamos hablando de gente joven cuya percepción de pertenencia ha sido afectada. La pertenencia es un sentido emocional que todos necesitamos para avanzar (…) los jóvenes ‘soñadores’ han desarrollado un concepto que los hace únicos, el de pertenecer a este país sin importar su estatus migratorio”.

Después de que a los dreamers les “caiga el 20”, también podrían caer en un cuadro depresivo.


Notas relacionadas

Jul 5, 2018
Lectura 5 min

SOCIEDAD

Deshumanización laboral aqueja a México

Hidalgo Neira


Jul 5, 2018 Lectura 5 min

May 15, 2018
Lectura 4 min

SOCIEDAD

La culpa de las madres que trabajan

Azaneth Cruz


May 15, 2018 Lectura 4 min

Abr 13, 2018
Lectura 2 min

SOCIEDAD

“Los médicos no actuamos con dolo”

Erick Miranda


Abr 13, 2018 Lectura 2 min

Comentarios