«Toute nation a le gouvernement qu’elle mérite.»

Joseph de Maistre

¿Alguien se acuerda de que Movimiento Ciudadano (MC) intentó culpar al estadounidense Chris Vickery de hackearlos cuando él descubrió que el partido político trepó a Internet el padrón completo de votantes del INE de 2015 sin candado?

Yo sí me acuerdo.

¿Alguien se acuerda de que el candidato a gobernador en Nuevo León de este partido naranja ha gastado seis millones de pesos (salidos de tus impuestos, querido lector) en campaña publicitaria en Facebook, según datos de Redes Quinto Poder?

Yo sí me acuerdo.

¿Alguien se acuerda que Samuel García afirmó ser sobrino (pero no lo conoce) de Gilberto García Medina, mejor conocido como “El june”, quien pertenecía al Cártel del Golfo?

Yo sí me acuerdo.

Pero lo peor aún, ¿alguien se acuerda cuando a Control Machete y Plastilina Mosh fueron los epítomes de la Avanzada Regia en los 90?

Tristemente, me acuerdo.

Como bien mencioné en la columna Ode to Mr. PMOSH, de hace poco más de un año, bandas como The Doors tenían principios, nunca cedieron ni vendieron su música para anuncios publicitarios, eso es tener ideales, tener honor, tener respeto por su trabajo.

En cambio, en México vemos que García le llegó al precio a Genitallica (¿ellos qué?), Patricio Elizalde, mejor conocido como Pato Machete, Jonás González de Plastilina Mosh, entre otros músicos, para hacer un remedo de videoclip con su esposa…no bueno, el chiste se cuenta solo.

Ojalá que al menos a estos artistas se les haya pagado dignamente por manchar su imagen, y digo manchar, pues, porque a mí me daría vergüenza que me pagara un partido político por apoyarlo y más el MC, que ha tenido otros episodios de opacidad.

Pero bueno, a todos se les resbala la chancla de vez en cuando, ahí está nuestro querido JuanGa, que bien cantó el spot televisivo “Ni Temo, ni Chente, Francisco va a ser presidente” durante la contienda presidencial del 2000, ay, ‘Divo de Juárez’, te recuerdo con cariño, pero bueno, a ti que ya partiste al Oriente Eterno, todo se te perdona.

De los comicios neoleoneses, pues ni hablar, está peor que un chiste de “Había un chino, un español, un gringo y un mexicano”, bien podría decirle sus motes a cada uno de los candidatos, pero ellos saben qué demonio guardan dentro de sí, a mí, la verdad me vale quién quede.

Y Samuel, si piensas venir a decirme que soy chairo, vendido, o lo que sea, ahórrate el comentario, solo escribo mi opinión, ningún partido me pagó por escribir esto, solo hablo desde el “EXCESO DE REALIDAD”, “EXCESO DE VERDAD” y doy criterios incómodos para el Poder Ejecutivo y Legislativo de la actualidad.

La opinión expresada es responsabilidad del autor y no representa la posición del medio.