¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
Nacional

CóNCLAVE

Fue negro

Jorge Mireles

El nombramiento del Papa 266 de la historia tendrá que esperar, ya que en el primer día del cónclave para elegir al sucesor de Benedicto XVI no hubo un consenso.

Ninguno de los candidatos papables –purpurados de Italia, Brasil, Canadá, Ghana, Estados Unidos y Filipinas– logró reunir los 77 votos necesarios para ser investido como el heredero de Pedro.

La Iglesia Católica ha tenido un último mes vertiginoso: el pasado 11 de febrero Joseph Ratzinger anunció su renuncia como pontífice.

Para recordar un caso similar como este hay que remontarse 600 años atrás.


Mar 12, 2013
Lectura 4 min

"No existen ni compromisos, ni alianzas, sino que cada uno con su conciencia votará por la persona que cree que será la más indicada,no pienso que se resolverá rápidamente”

- Francisco Javier Errázuriz

Cardenal de Chile

Las casas de apuestas de Italia ponen como favorito al cardenal Angelo Scola, por encima del ghanés Peter Turkson

Los 115 cardenales reunidos en la emblemática Capilla Sixtina juraron guardar el secreto con la mano posada en uno de los Evangelios

El nombramiento del Papa 266 de la historia tendrá que esperar, ya que en el primer día del cónclave para elegir al sucesor de Benedicto XVI no hubo un consenso.

Ninguno de los candidatos papables –purpurados de Italia, Brasil, Canadá, Ghana, Estados Unidos y Filipinas– logró reunir los 77 votos necesarios para ser investido como el heredero de Pedro.

La Iglesia Católica ha tenido un último mes vertiginoso: el pasado 11 de febrero Joseph Ratzinger anunció su renuncia como pontífice.

Para recordar un caso similar como este hay que remontarse 600 años atrás.

Posteriormente, el 28 del mismo mes, Ratzinger se despidió de los fieles y llegó a Castel Gandolfo, una pequeña locación a unos cuantos kilómetros de Roma, Italia, para dedicarse a descansar y escribir.

Aunque ya había cardenales reunidos desde ese día, el 4 de marzo se dieron las primeras reuniones previas para definir el día del cónclave, celebrado ayer, fecha en que más de un centenar  de prelados juraron en la Capilla Sixtina guardar el secreto del encuentro con la mano en una Biblia abierta en uno de los Evangelios.

Cientos de periodistas cubrían la nota hasta que el responsable de las Celebraciones Litúrgicas Pontificias Guido Marini dijo la frase “extra omnes” (todos afuera, en latín), dando por iniciada la encerrona de los cardenales.

Afuera, un gran grupo de fieles católicos y medios de comunicación desafiaban la inclemencia del tiempo que presentó la Santa Sede este martes: cielo nublado, lluvia y un clima frío.

Ataviados con paraguas, los presentes siguieron el proceso de elección a través de pantallas gigantes y, posteriormente, miraron fijamente la chimenea en la que se anunciaría el veredicto del día: humo blanco para confirmar un consenso en el cónclave, humo negro para alargar el pronunciamiento.

La actualidad ha alcanzado el proceso elección papal, ya que para evitar confusiones se utilizan químicos para producir el humo de color oscuro o claro, en lugar de paja húmeda o seca, como se estilaba en el pasado, según reportes en directo de los corresponsales del diario español El País.

Al filo de las 19:00 horas, tiempo del Vaticano, la primera fumata del cónclave fue expulsada de la chimenea: es negra, desilusionando a los asistentes congregados en la plaza de San Pedro.

A partir de hoy, los purpurados tendrán que votar cuatro veces al día, dos por la mañana y otras dos por la tarde.

En promedio, los cónclaves del siglo XX duraron de dos a cuatro días, como la elección de Benedicto XVI, seleccionado en una jornada que se extendió solo dos días.

Existen grandes posibilidades de que Jean-Louis Tauran, cardenal protodiácono, anuncie al nuevo pontífice este mismo miércoles.

Los favoritos para ocupar la silla papal son el italiano Angelo Scola, el canadiense Marc Ouellet, el brasileño Odilo Scherer, el estadounidense Timothy Dolan y el ghanés Peter Kodwo Turkson.

Hasta este martes, las apuestas se inclinaron por Scola, por encima de Turkson.

Protestas en el Vaticano

 

Una integrante del colectivo rumano de protesta 

FEMEN fue detenida después de encender una bengala rosada en topless, con diversos mensajes pintados en su cuerpo en contra del Papa y la pederastia.

 

 

Comentarios