¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
Nacional
imagen principal

COMPARECENCIA

Jeff Sessions en el banquillo

Carlos Salazar

El Fiscal General de Estados Unidos, Jeff Sessions, compareció ante el Comité de Inteligencia del Senado para responder sobre su relación con diplomáticos rusos y sobre el papel que jugó en el despido del exdirector del FBI, James Comey, entre otros temas.

En una comparecencia que se alargó por casi 3 horas, Sessions evadió responder sobre los detalles de sus conversaciones privadas con el presidente Trump, negó cualquier comunicación o coordinación con los rusos sobre el ciberataque y defendió la separación de Comey de su cargo.


Jun 14, 2017
Lectura 4 min
portada post

El Fiscal General de Estados Unidos, Jeff Sessions, compareció ante el Comité de Inteligencia del Senado para responder sobre su relación con diplomáticos rusos y sobre el papel que jugó en el despido del exdirector del FBI, James Comey, entre otros temas.

En una comparecencia que se alargó por casi 3 horas, Sessions evadió responder sobre los detalles de sus conversaciones privadas con el presidente Trump, negó cualquier comunicación o coordinación con los rusos sobre el ciberataque y defendió la separación de Comey de su cargo.

Éstos son los puntos claves de su comparecencia.

Las reuniones con el embajador ruso

Sessions aseguró que no tuvo ninguna reunión privada ni con el embajador ruso Sergey Kislyak ni con otro miembro del gobierno ruso en el Hotel Mayflower en Washington, aunque sí reconoció que coincidieron en un evento de Donald Trump.

Algunos reportes de la prensa aseguraban que se habría reunido en privado con el diplomático en abril de 2016, una reunión adicional a las dos que el propio Sessions había reconocido.

Una de estas reuniones fue en la oficina del Senado de Sessions y otra durante la Convención Nacional Republicana, aunque el Fiscal General ha afirmado que obedecían a asuntos relacionados con su labor en el Senado y no como integrante de la campaña de Trump.

“Ningún encuentro con el embajador ruso u otros involucraron hablar sobre una interferencia o la filtración de información”.

¿Por qué ocultó esas dos reuniones?

En su primer audiencia de confirmación en el Senado, Sessions ocultó a los legisladores las dos reuniones que mantuvo con el embajador ruso, aunque posteriormente tuvo que dar marcha atrás cuando las reuniones salieron a la luz.

Durante su comparecencia aclaró el por qué habría ocultado esta información.

“Las reuniones con Kislyak no las oculté, solo que no las cité porque, en el contexto de los ciberataques, se me preguntó si mantenía reuniones regulares con cargos rusos, y mis encuentros no tenían nada que ver con eso”.

Participación en el Rusia-gate

Siguiendo con los cuestionamientos sobre su presunta participación en la trama de la intervención rusa en las pasadas elecciones en Estados Unidos, Sessions aseguró que estos señalamientos son mentiras.

“La sugerencia de que yo participé en la colusión, o que conocía de alguna manera una conspiración, para dañar a este país, al que llevo sirviendo de manera honorable desde hace 35 años, es una mentira sobrecogedora y detestable”.

¿Por qué se recusó de la investigación?

Sessions reconoció que tuvo que retirarse de la investigación de la trama rusa cuando se revelaron las reuniones con Kysliak y agregó que ello no implica que no pueda seguir ejerciendo como líder del Departamento de Justicia.

“Una regulación dice que los empleados de los departamentos no deben participar de una investigación de una campaña si fueron parte de ella”.

Silencio

El Fiscal General rehusó a contestar algunas preguntas relacionadas a las conversaciones que ha mantenido con el presidente Trump, sobre todo si intercambiaron impresiones sobre la investigación rusa, argumentando que protege al presidente en caso de que desee invocar su derecho al privilegio ejecutivo.

“Es una vieja política en el Departamento de Justicia que el fiscal general no pueda desvelar sus conversaciones privadas con el presidente cuando éste no puede haber considerado las respuestas con anterioridad”. El legislador Martin Heinrich dijo: “Su silencio dice mucho”.

La amenaza rusa

Cerca del final de la comparecencia, Sessions les dijo a los integrantes del comité que estaba preocupado por la piratería cibernética, y cuestionado sobre si las medidas gubernamentales para contrarrestarla son suficientes respondió negativamente.

“Estados Unidos carece de una estrategia efectiva para contrarrestar los ciberataques”.

El despido de Comey

Aunque el propio Trump llegó a reconocer públicamente que la separación de James Comey del FBI se debió a la investigación de la trama rusa, Sessions se mantuvo en la versión ‘oficial’, argumentando que su salida fue por el manejo de la investigación de los correos de Hillary Clinton y por la falta de disciplina.

“Había problemas en el FBI y consideramos tanto yo como mi número dos que lo mejor era un comienzo fresco en la agencia. Era mi responsabilidad recomendar la destitución de Comey como parte de mi trabajo de fiscal general”.

Las reuniones entre Trump y Comey

Aseguró que no hay nada de inapropiado en que el presidente platique con el director del FBI.

“Sería problemático que cualquier alto cargo del Departamento de Justicia hable con funcionarios de la Casa Blanca y del Gobierno sobre investigaciones en curso sin una directriz clara”.

Comentarios