100

millones de dólares el ahorro o ganancias aproximados para Slim si ejerce la opción de compra de acciones y posteriormente decide quedárselas o venderlas


La opción de compra, que expira mañana, presenta dos alternativas para Slim: vender las acciones y obtener una ganancia, o quedarse con ellas, convirtiéndose en el mayor accionista del periódico, con un ahorro de 100 millones de dólares

https://www.youtube.com/watch?v=R6UHIPDlhAo

Carlos Slim no quita el dedo del renglón. 

Entre hoy y mañana el magnate mexicano podría convertirse en el mayor accionista de la compañía propietaria del célebre diario estadounidense The New York Times, y todo con un ahorro de aproximadamente 100 millones de dólares.

Actualmente Slim es el segundo mayor accionista de The New York Times Company, con una participación de 8 por ciento. 

Pero gracias a los términos del préstamo de 250 millones de dólares que Slim otorgó al diario en enero del 2009, cuando se encontraba en plena crisis financiera, su peso en la empresa podría doblarse.

Para el préstamo del Times no sólo se fijó una tasa de interés anual de 14 por ciento (la más alta que el periódico había pagado sobre una deuda desde por lo menos 1995, según reporta Bloomberg), sino que además se le otorgó a Slim una opción de compra por 15.9 millones de acciones a un precio de 6.21 dólares por título.

La opción de compra, que expira mañana, presenta dos alternativas para Slim: vender las acciones y obtener una ganancia (ya que el precio de las acciones del Times actualmente ronda los 12.57 dólares), o quedarse con ellas y elevar su participación al 16.8 por ciento, convirtiéndose en el mayor accionista del periódico, con un ahorro de por medio.

Ya sea como ganancia o como ahorro, Slim estaría obteniendo una ventaja de 100 millones de dólares al ejercer su opción de compra. 

Aún y si no existiera esta opción, el préstamo ya resultó en ganancias para Slim, ya que el Times pagó la suma entera, junto con sus intereses y un pago de 12 por ciento por liquidarla antes de tiempo en el 2011.

Por lo tanto, la muy rentable participación de Slim en el Times sigue el mismo patrón de inversión, adquirir activos subvaluados y haciéndolos prosperar. Esto le ha ayudado a construir una fortuna diversificada cuyo valor se estima en 73 mil millones de dólares, convitiéndolo en la segunda persona más rica del mundo.

Control del NYT

Representantes tanto de Slim como del Times se han rehusado a confirmar qué sucederá con la opción de compra, pero Bloomberg reporta que una persona cercana a las negociaciones afirma que Slim ejercerá la opción y no venderá las acciones.

Esto tiene aún más sentido al considerar que si Slim hubiese querido vender las acciones, hubiese sido mejor hacerlo en abril del año pasado, cuando el precio de éstas rondaba los 17 dólares (37 por ciento más alto que su nivel actual).

Pero aún con una participación incrementada, Slim no controlaría la directiva del Times ya que sus acciones Clase A sólo le permiten votar por un tercio de los miembros del consejo administrativo. 

Los otros dos tercios son designados por las acciones Clase B, que no circulan en el mercado y están en manos de la familia Ochs-Sulzberger. Dicha familia controla el periódico desde 1896, y su heredero, Arthur Ochs-Sulzberger Jr., es el actual presidente del consejo.

Esta estructura de votación, junto con el repetido compromiso de los Ochs-Sulzberger a no vender el periódico, asegura que una toma de control agresiva por parte de Slim es altamente improbable, aunque no imposible.

Préstamo difícil

Los términos del préstamo de Slim pueden no parecer nada atractivos en este momento.

Sin embargo, se debe tomar en cuenta que fue otorgado en un momento de grandes dificultades para el New York Times cuando la empresa tuvo que dejar de pagarle dividendos a sus accionistas con tal de preservar sus reservas de efectivo. 

La crisis del 2008 no sólo golpeó los ingresos publicitarios de medios como el Times, sino que además le eliminó la posibilidad de extender una línea de crédito de 400 millones de dólares que estaba a punto de expirar.

El préstamo de Slim le permitió al Times ganar tiempo para encontrar compradores para algunas de sus propiedades, como el Boston Globe, y para reducir sus costos e incrementar sus ingresos mediante recortes de personal y nuevos productos digitales.

Es por esto que analistas indican que si Slim incrementa su participación en el Times significaría un voto de confianza en el camino que ha tomado la administración de la empresa, la cual ha logrado incrementar sus ingresos de publicidad digital, aunque no lo suficiente como para compensar la caída en los de publicidad impresa.

Magnates mediáticos

Carlos Slim no es el único multimillonario que ha decidido ir contra la corriente y apostar por medios tradicionales como el New York Times:

> Jeff Bezos:

El fundador y director ejecutivo de Amazon invirtió 250 millones de dólares de su propio bolsillo para adquirir a The Washington Post en el 2013

> John W. Henry

El ex-magnate financiero y principal propietario de los Boston Red Sox y el Liverpool FC le compró el Boston Globe y otros periódicos de la misma zona a The New York Times Company por 70 millones de dólares en el 2013

> Warren Buffett

El presidente y director ejecutivo de Berkshire Hathaway ha empujado a su empresa a invertir en la adquisición de 69 publicaciones locales, aunque a diferencia de Bezos y de Henry, no ha invertido en éstos posteriormente