10,780
pesos gastó la Lotería Nacional en un show de comediante
 La Presidencia de la República pagó a finales de diciembre, 327 mil y 324 pesos en las fotos oficiales del presidente y el gabinete del actual gobierno, respectivamente
http://www.youtube.com/watch?v=gXiHS7MUYsk

¿Qué diría Jay Gatsby, el personaje ficticio de la famosa novela de F. Scott Fitzgerald, al ver los reportes de gastos de los políticos mexicanos?

Seguramente el personaje los felicitaría por seguir sus pasos excéntricos y tomaría apuntes.

Y es que tras años de experiencia, los burócratas mexicanos tienen muchos consejos que ofrecer a los adeptos a las fiestas en todo el mundo.

¿Qué celebramos?

El primer paso para organizar una fiesta al estilo del gobierno mexicano es decidir el motivo de la celebración.

En este sentido, aniversarios y celebraciones mundiales son la ocasión perfecta para presumir el estilo Gatsby.

Un ejemplo perfecto es el gasto por parte del área de adquisiciones y bienes inmuebles de Pemex Refinación, dado a conocer el 18 de marzo de este año a través de Compranet, por un millón 573 mil pesos con motivo de las celebraciones del 75 aniversario de la expropiación petrolera.

Pero desde luego, las celebraciones gremiales no se pueden quedar fuera.

La Secretaría de Salud invirtió 428 mil 671 pesos en una adjudicación directa en un “servicio integral para la Ceremonia Conmemorativa del Día de la Enfermera 2013”.

Las de motivo internacional también valen la pena destacar.

De acuerdo con la Secretaría de Economía, a través del Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial, se dispensó poco más de un millón de pesos, cantidad digna de cualquier fiesta de Jay Gatsby, en contratar un “servicio integral para la organización de eventos”, por motivo de la adhesión de México al protocolo de Madrid. Un protocolo internacional de derechos de autor, de acuerdo con datos del Portal de Obligaciones de Transparencia.

Algunas veces el motivo puede ser simplemente de carácter laboral. Por ejemplo, la Secretaría de Trabajo y Previsión Social gastó la nada despreciable cantidad de 251 mil pesos en una reunión de trabajo el 19 de febrero de este año.  

Finalmente, está la fecha más chic del año por excelencia: la celebración del 31 de diciembre.

En esta ocasión, la Secretaría de Gobernación pone el ejemplo al derrochar la impresionante cantidad de 233 mil 650 pesos en un contrato con motivo de “servicio para la celebración del evento denominado brindis navideño 2012”.

El lugar perfecto

Ya una vez decidido el motivo, cualquier aficionado de fiestas dirá que lo más importante es tener un lugar apropiadamente nice para los distinguidos invitados.

En este sentido, quienes ponen el ejemplo son los burócratas de la Comisión Federal de Electricidad, quienes rentaron un salón por 491 mil pesos a Compañia Hotelera Romjaco, de acuerdo con datos de Compranet, para una evaluación.

El Colegio de la Frontera Norte dispensó otros 175 mil pesos en la renta de un salón de usos múltiples, y Sociedad Hipotecaria Federal, otros 193 mil pesos en enero del 2011 en “servicios de hospedaje, alimentación, salón de sesiones y equipo de audio y video”.

Alimentos para rey

La comida también es uno de los más importantes componentes de cualquier fiesta pomposa.

Los maestros en este sentido son los integrantes del Instituto Politécnico Nacional, quienes a través del Canal Once, celebraron un contrato por 238 mil pesos en “manejo de cocina, elaboración de menú y montaje de platillo y salón” durante todo el 2013.

La mayoría de los gastos en alimentos de los eventos se empaquetan en los contratos de “servicio integral” de eventos. Pero aún así, la CFE celebró un contrato por 37 mil 500 pesos para la provisión de alimentos en diversos cursos de capacitación entre enero y marzo del presente año, de acuerdo con datos de Compranet.

El “extra” Gatsby

Toda fiesta estaría incompleta sin shows para amenizar el evento, y al parecer los expertos en este rubro son los del Servicio Postal Mexicano (Sepomex), que contrataron un “espectáculo de circo” con un cargo de 360 mil pesos por medio de adjudicación directa el 11 de enero de este año.

El Banco de Comercio Exterior (Bancomext), también resultó adepto a las artes escénicas. Esta dependencia contrató el 27 de febrero una obra de teatro en conmemoración del Día Internacional de la Mujer, con un costo total de 30 mil pesos, de acuerdo con datos de Compranet.

Pemex también dió un toque adicional a sus fiestas, con dos contrataciones con valor de 47 mil pesos cada una por servicios de baile contemporáneo y clásico, según datos de Compranet.  

El que al menos buscó aprovechar la ocasión para enseñar algo fue el Instituto Nacional de Ciencias Penales, que erogó 62 mil 937 pesos en un una “impartición de curso académico a través de la obra ‘El Rey Creón’”.

La Lotería Nacional no se queda lejos, esta gastó 10 mil 780 pesos en un “show para amenizar evento” y otros 10 mil pesos en el show de un comediante el primero de febrero de este año.

La foto del recuerdo

Finalmente, es absolutamente necesaria una prueba para la posteridad de todo lo vivido durante esos días. Liconsa hizo justamente eso, adjudicando un contrato por 185 mil pesos el último día del año pasado por la grabación de videos.

Pero si bien los propios burócratas suelen ser cautelosos con las fotos que toman en los festines oficiales, el propio presidente no escatima en cuanto a gastos en fotografía se refiere. La presidencia de la república pagó a finales de diciembre, 327 mil y 324 pesos en las fotos oficiales del presidente y el gabinete del actual gobierno, respectivamente.

Lo irónico de todo es que justamente lo que Scott Fitzgerald, el escritor del afamado libro, crítica como el declive del sueño americano, la extravagancia y opulencia de Jay Gatsby, no se observa hoy en Estados Unidos, sino en mayor medida en México.