¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Indigonomics
imagen principal

ApagónDeGobierno

Estados Unidos en la oscuridad

Mara Echeverría

El cierre del gobierno estadounidense comienza a afectar algunas industrias fundamentales para la mayor economía del mundo, de mantenerse esta situación México podría resentir las consecuencias en el corto plazo


Ene 16, 2019
Lectura 5 min
portada post

“La discusión del presupuesto es ideológica y se ha llevado al terreno político”

- Leticia Armenta

Investigadora del Tec de Monterrey

El jaloneo entre demócratas y el presidente Donald Trump por los recursos para la construcción del muro fronterizo ha llevado a Estados Unidos a vivir el apagón parcial de gobierno más grande de su historia y algunas industrias comienzan a sentir los estragos

Las afectaciones ocasionadas por el cierre histórico que hoy cumple 26 días y en que 800 mil funcionarios del gobierno estadounidense no han recibido salario van más allá de la interrupción de servicios, ya que los daños se han expandido al sector aeronáutico, agropecuario y al comercio.

El golpe económico para el gobierno del presidente Trump no será menor. Bank of America (BofA) estima que durante el primer trimestre de este año el Producto Interno Bruto (PIB) estadounidense será de 2.2 por ciento, pero de mantenerse el cierre gubernamental harían una nueva estimación a la baja.

Aunque pareciera que las implicaciones negativas por el apagón son locales, la economía mexicana también se verá afectada por la inactividad de sectores como el agrícola, comercial y de seguridad nacional.

Leticia Armenta, investigadora económica del Tecnológico de Monterrey, opina que la neblina en Estados Unidos se haría más espesa, pues los pronósticos para este año advertían de una desaceleración que podría agudizarse con el cierre parcial y que puede llegar a territorio nacional debido a la cercanía entre ambos países.

5,700 mdd es el presupuesto que busca Trump para la construcción del muro

Asimismo, la especialista explica que con un retroceso de la economía estadounidense se contarían con menores ingresos, situación que llevaría a recortar el número de mercancías que se adquieren a productores mexicanos.

“Un crecimiento menor y una alta inflación en Estados Unidos se traducirían en un impacto negativo para la economía mexicana porque habría menos demanda de productos, debido a que sería más caro adquirirlos en el mercado estadounidense”, expone la investigadora.

Impacto millonario

La doctora en relaciones internacionales Arlene Ramírez-Uresti advierte que la tensión política en Estados Unidos mantiene contra las cuerdas el Tratado México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC)

En el peor de los escenarios, la académica del Tec de Monterrey advierte que el acuerdo comercial más importante para la región de Norteamérica podría no ser aprobado, hecho que favorecería de cierto modo a México porque el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se mantendría vigente.

No obstante, la especialista prevé que el fin de la guerra política en Washington podría darse a finales de enero, ya que alguna de las partes tiene que ceder.

54 por ciento de los trabajadores están inactivos por el paro gubernamental

“El T-MEC es uno de los temas que no se ha echado a andar por el estira y afloje que hay en el Congreso. El acuerdo se da en los términos propuestos por Trump y eso pudiera no favorecerle, ya que al gobierno de Estados Unidos le interesa terminar de planchar los capítulos ríspidos con Canadá porque con México ya quedó”, detalla Ramírez-Uresti.

Con la paralización del gobierno, las operaciones de las aduanas y los pasos fronterizos fueron de las primeras en suspenderse por la falta de acuerdo en el proceso presupuestario de Estados Unidos.

Algunas de las afectaciones que han experimentado son, por principio, retrasos, el tránsito es menos fluido y los permisos de ingresos no se otorgan con agilidad.

Pese a las complicaciones, el inquilino de la Casa Blanca aseguró que no bajará la guardia en su lucha por conseguir los cinco mil 700 millones de dólares para la construcción del muro en la frontera con México, mientras que los representantes demócratas se niegan a entregar los recursos y declarar una emergencia nacional.

La aprobación del T-MEC podría estar en riesgo por la discusión entre el presidente Donald Trump y los demócratas

De continuar esta situación, las pérdidas pueden ser millonarias. En el paro de 21 días que ocurrió durante la administración de Bill Clinton en 1995, el costo para el gobierno fue de mil 100 millones de dólares (mdd), cifra que en la actualidad equivaldría a dos mil cien mdd, de acuerdo con un cálculo realizado por el Comité para un Presupuesto Federal Responsable (CRFB, por sus siglas en inglés).

Con miras a 2020

Las especialistas coinciden en que la construcción del muro será un factor que se mantendrá como el punto crucial entre los demócratas y el mandatario. Esta discusión puede convertirse en el estandarte del republicano en su intento por buscar la reelección en 2020.

Arlene Ramírez-Uresti expone que por ser un año previo a la elección presidencial y definitorio para las candidaturas, el tema se vuelve muy político y toma relevancia porque de los resultados depende que el Partido Republicano mantenga en la boleta electoral el nombre que actualmente ocupa la Oficina Oval.

“Lo que se quiere es bloquear la iniciativa del muro porque es una de las promesas de campaña del presidente Donald Trump que no se ha concretado y es uno de los temas más álgidos, pero que le otorga más capital político y al desestabilizarlo es darle un golpe en el talón de Aquiles”.

Comentarios