Tigres está a 90 minutos de cambiar la historia del futbol mexicano femenil, ya que de ganar o empatar en el partido de vuelta de la final del Guard1anes 2021 ante Chivas, el equipo de Nuevo León alcanzará su cuarto título para afianzarse como máximo ganador del torneo y, al mismo tiempo, ser el primer bicampeón en la historia de la Liga MX.

Roberto Medina, timonel de las felinas, aseguró que no es una obsesión concretar este logro (bicampeonato), pues de hacerlo entienden que es parte del esfuerzo que han realizado a lo largo del torneo.

“De ninguna manera es una obsesión, es una consecuencia del trabajo del día a día, como un objetivo más a buscar. Lo vamos a pelear con todas las ganas y atención que demanda una gran final, esperando que las cosas funcionen como lo hemos venido trabajando, convencidos y aferrados al trabajo que hemos hecho para que podamos tener ese premio”, detalló en conferencia de prensa.

De salir avante esta noche, Tigres conseguiría su cuarta corona en la Liga MX, luego de quedar campeón en los torneos Clausura 2018, Clausura 2017 y Guard1anes 2020. En las tres ocasiones derrotó a las Rayadas de Monterrey.

En Chivas, pese a que jugarán en cancha rival y con desventaja de un gol (2-1), confían en el “ADN ganador” del plantel para dar la sorpresa y evitar el rugido de Tigres como campeón.

“Algo que identifica a este equipo es tener muy claro lo que representa Chivas para nosotras, no solo de manera personal, sino de manera histórica. Es un equipo de muchos años, se ha consagrado por excelentes jugadores, un equipo de puros mexicanos, pero además un ADN que siempre busca competir, ganar. Para nosotros, como institución, no es solo calificar o llegar a la final, es apostar por los primeros lugares, por ser campeonas”, explicó en conferencia.

A diferencia de Tigres, Guadalajara Femenil sólo tiene un campeonato de la Liga MX, además de que esta final ante las “felinas” es la segunda en la historia del club.

También puedes leer: Patrocinios a cuentagotas para la Liga MX Femenil