Todo lo que gira alrededor de Michael Jordan siempre será un mito y que mejor que sus compañeros de equipo puedan desmentir o confirmar los múltiples comentarios que están entorno al exjugador.

Uno de esos excompañeros, y de los pocos que acompañó a su ‘Majestad’ durante toda su carrera en los 90 es Scottie Pippen, quien luego de ver el documental de The Last Dance, donde se relata la época dorada de los Chicago Bulls y de Jordan, dio su versión de los hecho.

Te puede interesar: Anthony Davis sobre el presente de los Lakers: ‘Apestamos y es vergonzoso’

Es en las páginas de su libro titulado ‘Unguarded’ donde Pippen relata que cuando Jordan asegura que los Bulls ganaron todos esos campeonatos fueron gracias a él, no fue así, ya que se ganó gracias al trabajo en equipo y no de una sola persona.

“Michael estaba equivocado. No ganamos seis campeonatos porque se metiera con nosotros para motivarnos. Ganamos a pesar de que hiciera eso. Ganamos porque jugamos baloncesto en equipo, lo que no había ocurrido en mis dos primeras temporadas, cuando Doug Collins era nuestro entrenador. Eso es lo especial de jugar para los Bulls: la camaradería que establecimos entre nosotros no es que nos sintiéramos bendecidos de estar en el mismo equipo con el inmortal Michael Jordan”, explica.

Además, Pippen comentó que si se trata de evaluar el compañerismo él sale ganando a eso, pues asegura que él fue mejor compañero que Jordan, pues contrario a su ‘Majestad’ donde menospreciaba a los jugadores, él siempre buscó apoyarlos.

“Fui un compañero de equipo mucho mejor de lo que nunca fue Michael. Pregúntale a cualquiera que haya jugado con nosotros dos. Yo siempre estaba allí con una palmada en la espalda o una palabra de aliento, especialmente después de que él menospreciaba a alguien por una razón u otra. Ayudé a los demás a creer y dejar de dudar de sí mismos”, agregó.