POLíTICAMONETARIA

POLíTICAMONETARIA

La Fed jala a Banxico

La expectativa de que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) subirá su tasa de interés de referencia por primera vez en el año ha ganado tracción y pone presión sobre las autoridades de política monetaria de México para actuar en consecuencia.

POLíTICAMONETARIA

La decisión del verano

La Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), el banco central más influyente del mundo, publicó ayer las minutas de su última reunión de política monetaria.

La mejora de los indicadores económicos de Estados Unidos y la percepción de un menor riesgo del entorno financiero global han abierto la puerta para que los miembros de la Fed opten por realizar un alza en la tasa de interés de referencia en sus siguientes reuniones, ya sea en junio o en julio.

POLíTICAMONETARIA

Fed: Esperar alza en junio

En línea con lo esperado por los analistas, la Reserva Federal (Fed) de Estados Unidos mantuvo su tasa de interés de referencia de corto plazo sin cambio después de una reunión de política monetaria que inició el martes.

Sin embargo, la reacción generalizada del mercado fue que la Fed envió el mensaje de que está preparando el terreno para subir la tasa de interés de referencia por primera vez en el año en la siguiente reunión de política monetaria que se llevará a cabo en junio.

POLíTICAMONETARIA

Alzas en duda

En las más recientes minutas de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) puede apreciarse un tono acomodaticio que confirma el compromiso de la principal autoridad de política monetaria en el mundo por mantener el status quo en las condiciones financieras.

Después de que en diciembre la Fed elevó su tasa de interés de referencia, emergió un consenso de que se iniciaría un camino gradual para normalizar los tipos de interés y alejarlos de niveles cercanos al cero por ciento.

POLíTICAMONETARIA

Preparando el terreno

El pasado 17 de febrero el Banco de México (Banxico) decidió sorprender a los mercados con un alza extraordinaria de 50 puntos base en su tasa de interés de referencia con el objetivo de frenar la depreciación del peso mexicano y evitar que se acelere la inflación en el país.

La estrategia ha dado resultado en el corto plazo, impulsando una apreciación de más de 5 por ciento en el peso. Pero para mantener vigente su defensa de la moneda, Banxico nuevamente tiene que prestar atención a las señales de la Reserva Federal (Fed), el banco central estadounidense.



1 2 3 4