El Senado ratificó ayer a Arely Gómez González como titular de la Procuraduría General de la República (PGR) con 106 votos a favor, cinco en contra y tres abstenciones y le otorgó un plazo de 90 días hábiles para presentar un programa de trabajo que incluye la transición de PGR a Fiscalía General de la Nación.

Tras su ratificación, Gómez González procedió a rendir protesta al cargo. 

Roberto Gil, presidente de la Comisión de Justicia del Senado, dijo que Arely Gómez tendrá que demostrar independencia en el cargo, además de capacidad y lealtad a la república.

El panista aclaró que la ratificación a su favor del nombramiento aplica para el cargo de procuradora General de la República con las reglas del antiguo régimen; sin embargo, expresó, este deberá ser reemplazado por la reforma en materia de procuración de justicia, a la que aún le falta un reglamento para que entre en funciones la Fiscalía General de la Nación.

No faltan críticas

Manuel Bartlett, del PT, votó en contra ya que aseguró que la designación de Arely Gómez incurre en un conflicto de interés al ser hermana del vicepresidente de Televisa, Leopoldo Gómez