¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
CDMX
doPlay

UNAM

‘Vivimos con miedo’

Laura Islas

El crimen en contra de la alumna Aideé Mendoza dentro del CCH Oriente exhibe la situación de vulnerabilidad que viven las y los estudiantes de la UNAM a dos años del feminicidio de Lesvy Berlín en las instalaciones de CU, a cuyos familiares les ofrecieron disculpas públicas ayer


May 3, 2019

A dos años del feminicidio de la estudiante Lesvy Berlín, y tras una disculpa pública por parte de la Procuraduría capitalina por omisiones y errores en la investigación, la muerte de la alumna Aideé Mendoza en las instalaciones del CCH Oriente pone de manifiesto la situación de vulnerabilidad que viven los estudiantes de la máxima casa de estudios.

El alumnado no solo se ha convertido en rehén de los grupos delincuenciales que operan en los planteles y víctimas de la omisión de las autoridades, sino también del temor de ya no sentirse a salvo ni siquiera dentro de las aulas de la UNAM.

“El CCH Oriente es muy hostil, en especial para las mujeres. En general las estudiantes vivimos con miedo, diario por lo menos en el turno de la tarde tenemos que salir a fuerzas en grupo, no podemos estar solos mucho tiempo afuera y al parecer ahora tampoco adentro”

Así describe Geraldina, estudiante del cuatro semestre del CCH Oriente del turno de la tarde, cómo es tomar clases en ese plantel que forma parte de la UNAM y está ubicado en la alcaldía Iztacalco, al oriente de la capital del país.

La integrante del colectivo Rosas Violentas Oriente también acusa la falta de empatía de sus compañeros y sobre todo la carencia de acciones contundentes por parte de las autoridades para resolver este problema que no solo afecta a ese campus, sino a todos los que dependen de la UNAM.

La joven recuerda que incluso acudieron a una asamblea de profesores para leer un manifiesto en contra de los feminicidios en busca de apoyo por la gravedad del asunto, pero sus voces fueron silenciadas con un goya antes de terminar de leerlo.

“Nos dolió demasiado, en especial a mí. Yo amaba mi escuela y me sentía súper orgullosa y cuando gritaba goya era con mucho orgullo y, ahora lo digo con tristeza, no puedo decir un goya porque me recuerda que nos silenciaron con eso. Cuando pedimos un minuto de silencio la asamblea se llenó de gritos, de risas, de bromas de mal gusto.

“Eso también se refleja en las redes sociales. Nos atacan, nos dicen feminazis, exageradas y no considero que sea exageración que dentro de nuestro plantel no estemos seguras”, lamenta Geraldina.

Por ello, colectivas del CCH emitieron ayer pronunciamientos en los que pidieron a las autoridades de la UNAM el esclarecimiento del asesinato de Aideé, de 18 años, quien quería ser veterinaria. También condenaron la apatía con la que la máxima casa de estudios ha tratado los casos de Jennifer Sánchez, de 16 años; y de Miranda Mendoza, de 18 años, dos estudiantes de ese plantel que fueron asesinadas en los últimos meses

“Exigimos a las alcaldías de Iztapalapa, Iztacalco y al municipio de Nezahualcóyotl medidas para brindar seguridad a cada una de las y los estudiantes de dicho plantel, trabajadoras y personas a los alrededores, ya que la violencia, asaltos a mano armada, intentos de levantamiento son nuestro pan de cada día, en especial hacia las mujeres”, leyeron en el Jardín de la Memoria, como se le conoce al lugar donde fue encontrado el cuerpo de Lesvy Berlín.

Otra alumna de ese plantel también exigió saber quién es el culpable y que se lleve el proceso hasta las últimas consecuencias en el feminicidio de Aideé; así como el acompañamiento jurídico y psicológico de las familias que buscan justicia.

“Exigimos la destitución del director del CCH Oriente, Víctor Efraín Peralta Terrazas, no solo por su evidente incompetencia, sino también por la omisión de la información a la comunidad universitaria, lo que lo convierte en cómplice del crimen perpetrado en contra de nuestra compañera, generando desinformación y desapego a los intereses del alumnado”, dijo.

Ernestina Godoy, procuradora de Justicia de la Ciudad de México, recordó en el homenaje rendido a Lesvy el caso de Aideé.

“Es un hecho indignante, doloroso y sin sentido que apagó la vida de una joven que buscaba ser veterinaria, les quiero manifestar aquí, ante ustedes, mi compromiso por una investigación profesional para esclarecer la verdad y hacer justicia, porque lo peor que podemos hacer es negar los problemas”, señaló

La disculpa pública a Lesvy Berlín

A un día de cumplirse dos años de su feminicidio, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México se disculpó públicamente ante la familia de la estudiante universitaria Lesvy Berlín Rivera Osorio por las irregularidades que ha tenido su caso.

El evento se realizó ayer en cumplimiento a la recomendación 01/2018 de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), “Falta de debida diligencia reforzada en la investigación del posible feminicidio de Lesvy Berlín Rivera Osorio y negligencia en atención a sus familiares”.

La sede fue el auditorio José Luis Sánchez Bribiesca Torre de Ingeniería de la UNAM, cerca de la cabina telefónica donde fue hallado el cuerpo de la estudiante el 3 de mayo de 2017. En el homenaje la Estudiantina Femenil Universitaria, de la que ella era integrante, interpretó una versión de “La llorona”, donde una parte decía: “no somos todas, nos falta Lesvy”.

Además de un video dedicado a la universitaria, Araceli Osorio, madre de Lesvy, agradeció a las estudiantes, organizaciones civiles y colectivos mixtos que han estado pendientes y los han apoyado a enfrentar la situación.

“El día de hoy no deberíamos estar aquí para escuchar el ofrecimiento de una disculpa. El día de hoy muchas mujeres debiesen entrar o permanecer a salvo en un aula. Correr por el pasillo para encontrar a una amiga, abrazarla y quedar para el receso.

“O salir de casa con la seguridad de que volverán a tiempo, fatigadas de atravesar la ciudad quizá, pero a tiempo y no, no deberíamos pasar antes a una práctica de defensa personal”, dijo Araceli Osorio.

Asegura Graue que reforzará seguridad

Enrique Graue, rector de la UNAM, dijo ayer que se ha incrementado en la universidad la seguridad con acciones como el reforzamiento de programas e hizo un llamado a impulsar el desarme nacional.

“Hemos instalado botones de pánico, hemos puesto un sinnúmero de cámaras, reforzado los protocolos de actuación y los proceso de vigilancia”, señaló en un comunicado emitido por la Máxima Casa de Estudios.

En el Palacio de la Autonomía encabezó una reunión para revisar que todos los protocolos de actuación para atender a Aideé Mendoza se hayan observado

Graue también achacó el tema de la inseguridad a un problema de colonias y dijo que exigirá que haya más seguridad, desaparezcan los giros negros y el narcomenudeo.


Notas relacionadas

Dic 10, 2019
Lectura 2 min

Dic 7, 2019
Lectura 3 min

Nov 29, 2019
Lectura 2 min

Nov 26, 2019
Lectura 2 min

Comentarios