Con el acuerdo al que llegaron alcaldes y Gobierno del Estado sobre el Fondo Metropolitano y los recursos adicionales de la Federación, ahora es necesario que los municipios entreguen sus planos de construcción de infraestructura.

Y es que después de una semana y media de diálogo roto entre los ediles panistas del área metropolitana y el gobierno de Rodrigo Medina, este martes llegaron a un acuerdo en el que todas las partes salieron ganando.

Esto se deriva de que Medina solicitó a la Federación una partida adicional para las obras municipales que los alcaldes quieren hacer, por 450 millones de pesos.

Y es que los 749 millones de pesos del Fondo Metropolitano que los alcaldes panistas reclamaban tienen reglas muy claras.

Aunque la norma es que el gobierno estatal disponga, como en otros años, del 33 por ciento de ese fondo y entregue el 67 por ciento restante a los municipios metropolitanos, también es cierto que exige que sean aplicados a obras intermunicipales.

Y en este caso los alcaldes panistas, que incluso fueron a la Ciudad de México para levantar la voz y exigir el reparto del fondo, tenían proyectadas obras que no son intermunicipales, es decir, no son metropolitanas.

Por ello el Estado modificó el reparto y decidió aplicar el 100 por ciento del fondo en la Línea 3 del Metro, La Ecovía, el Par Vial y un puente en Sendero.

Todas obras intermunicipales que pasan hasta por tres municipios distintos.

Y para esa aplicación, el Medina solicitó a la Secretaría de Hacienda la parida especial por unos 450 millones de pesos.

Acuerdo que dejó conformes a los alcaldes, por ejemplo, la alcaldesa de Monterrey Margarita Arellanes ahora debe entregar su proyecto del puente en la Avenida Leones, sector Cumbres, que quiere construir, para que el dinero que le corresponde a la capital regia baje.

La disputa por los recursos del Fondo Metropolitano había exhibido la falta de interlocutores entre el Gobierno del Estado y el bloque de alcaldes panistas metropolitanos durante ina semana y media.

La confrontación simplemente evidenció la incapacidad para llegar a un acuerdo político sobre el reparto de esa bolsa federal.