Ulises Lara López, coordinador de asesores y vocero de la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FJG), ofreció más detalles en torno a la detención de Diana Sánchez Barrios, líder de ambulantes, entre ellos el congelamiento de sus cuentas por parte de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

“La UIF dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, a la que agradecemos ampliamente su colaboración, particularmente a su titular el doctor Santiago Nieto, ya realiza el congelamiento de las cuentas bancarias de dicha lideresa de comerciantes”, dijo Lara en conferencia de prensa.

El funcionario mencionó que la propia UIF presentó una denuncia ante el Ministerio Público de la FGJ el 7 de diciembre de 2020, en la que se señaló la existencia de operaciones financieras irregulares en dos ocasiones, de las cuales la acusada forma parte.

Las investigaciones de la Fiscalía capitalina en torno al caso revelan que las asociaciones de las que forma parte Sánchez Barrios, posiblemente recibieron cantidades millonarias en cientos de depósitos de afectados que eran presionados a pagar dichas cuotas.

Lara López indicó que debido a los delitos de extorsión agravada y robo agravado en pandilla, elementos de la Policía de Investigación detuvieron durante la noche del pasado miércoles a la también candidata a diputada local por la alianza Va por México.

TE SUGERIMOS: Detienen a Diana Sánchez, líder de ambulantes del Centro, por extorsión y robo (VIDEO)

En un video exhibido por el vocero, se observa el cumplimiento de la orden de aprehensión por parte de elementos femeninos y masculinos, quienes leyeron sus derechos a la mujer.

El coordinador de asesores de la FGJ  informó que a Sánchez Barrios y a otras personas se les relaciona con al menos cinco carpetas de investigación, en las que se denuncia que ella y su grupo exigían el pago de “derecho de piso” a comerciantes establecidos y ambulantes, a cambio de no afectar sus negocios ni su integridad física.

En noviembre de 2020 la coordinación de delitos de alto impacto inició una indagatoria en torno a estas acusaciones después de que una víctima presentara una denuncia después de presuntamente ser extorsionada por el grupo de Diana Sánchez Barrios en su negocio del Centro Histórico.

“Fue entonces que el representante social integró los datos de pruebas que presentó ante un juez de control para obtener, tras varios meses de investigación concretamente en el mes de febrero de este año, la orden de aprehensión ejecutada ayer, día en el que fue ubicada dicha persona”, informó Lara López.

Según las investigaciones, el grupo liderado por Sánchez Barrios lleva a cabo agresiones, hostigamientos y amenazas en contra de agremiados y otras personas, y una vez que han sido afectadas las víctimas, exigirles el pago a cambio de no dañar su integridad física o patrimonial.

Hacia el final de la conferencia, Lara López dijo que estas denuncias se suman a una realizada en conjunto por comerciantes de Ribera de San Cosme en octubre de 2020, quienes ya habían denunciado la extorsión de la que fueron víctimas por Sánchez Barrios y sus allegados.

“Además se investigan otras prácticas que podrían derivar en la comisión de otros delitos como invasión de bienes inmuebles; entre ellos departamentos, comercios y edificios, así como el uso de armas de fuego y privaciones de la libertad. Este tipo de acciones no sólo podrían documentarse en el primer cuadro de la Ciudad de México, sino en otras colonias en el perímetro de la alcaldía Cuauhtémoc”, explicó.