Después de sostener dos negociaciones, el Gobierno capitalino llegó a un acuerdo y permitirá que restaurantes vuelvan a abrir sus puertas a partir del próximo lunes 18 de enero, pese a la persistencia del semáforo rojo.

Será el próximo viernes 15 de enero cuando se oficialice el acuerdo y la administración encabezada por Claudia Sheinbaum anuncie las condiciones bajo las cuáles volverán a operar los negocios de comida.

La reapertura gradual, a partir del lunes 18 de enero, se hará bajo estrictas medidas sanitarias.

Además de operar con horario reducido, pues los restaurante podrán permanecer dando servicio en mesa hasta las 18:00 horas, los comensales deberán permanecer en terrazas y mesas al exterior, las cuales tendrán una distancia de 1.5 metros entre ellas.

El Gobierno capitalino buscaba que el horario de cierre fuera a las 16:00 horas, y a partir de ese momento ofrecer sólo servicio para llevar, sin embargo, los restauranteros se opusieron.

Los empresarios plantearon que ese horario resultaría inviable debido a que excluiría la comida, pues los comensales mexicanos acostumbran a realizarla entre las 14:30 y las 15:00 horas.

TE SUGERIMOS: RESTRICCIONES LETALES PARA RESTAURANTES Y NEGOCIOS

Aquellos restaurante que no cuenten con terrazas, deberán coordinarse con las alcaldías para que les permitan colocar mesas en la banqueta.

No se permitirán más de cuatro comensales por mesa, además de reinstalar el uso sistemático del Código QR de registro.

También se deberá realizar una aplicación de pruebas semanal al 5 por ciento de los empleados, en negocios con más de 50 trabajadores.

Para la segunda fase de reactivación, hacia el lunes 25 de enero, se realizó el acuerdo con restaurantes para que puedan mantener un aforo de 25 por ciento en interiores y 35 por ciento en terrazas.

El servicio en mesa podrá ofrecerse para seis personas, hasta las 22:00 horas, de martes a domingo, cerrando los lunes obligatoriamente, y no podrá haber música.

Si el semáforo llegara a naranja, los restauranteros propusieron un aforo de 30 por ciento al interior y 40 por ciento en exteriores, horarios de cierre hasta las 23:00 horas, música viva, grabada y videograbada y mantener sólo seis clientes por mesa.