El gobierno actual se comprometió a crear un registro electrónico de detenidos, que incluya acceso a datos estadísticos de detenciones aseguramientos en el país


El primer informe abarcó datos hasta diciembre de 2012 ya presentaba temas que tenían atraso o no habían comenzado. En la primera evaluación para el plan 2011-2013 muestra los pendientes por implementar 

Al recibir la presidencia del organismo regulador internacional sobre transparencia digital, México mostrará que aún tiene pendientes por cumplir, y también las metas ya alcanzadas. 

La Alianza para el Gobierno Abierto (AGA), incluye 65 países unidos para presentar digitalmente y de forma transparente los datos gubernamentales, será presidida por México durante el siguiente periodo, según anunció el presidente Enrique Peña Nieta durante su pasada visita a la ONU. 

México se unió al organismo digital como fundador en septiembre de 2011, y la presidencia se asignó después de la participación de Peña Nieto en la reunión del organismo celebrada en la Cumbre de la ONU. 

El inicio del liderato de AGA, el mes de octubre, coincidirá con el primer aniversario de la Estrategia Digital Nacional, que preside Alejandra Lagunes, y que retomó compromisos incumplidos por la administración anterior e incorporó propios, en los que están trabajando para llegar a las metas.

La primera evaluación realizada a México por la AGA para el plan de acción 2011-2013, muestra cuáles eran los pendientes que aún no se implementan.

Fin de sexenio sin metas cumplidas 

El primer informe, que abarcó datos hasta diciembre de 2012, ya presentaba temas que tenían atraso o no habían comenzado. 

La primera meta no cumplida fue “publicar estadísticas de las investigaciones sobre cohecho transnacional en empresas mexicanas que operan en el extranjero o extranjeras que operan en México”.

Otro tema rezagado es la divulgación de un programa con “información relevante” en el manejo de residuos de plástico PET, aunque tenía a finales de 2012 un avance “sustancial”.

La elaboración de publicaciones en formatos “abiertos y libres” también había sido incluida por la administración calderonista. 

Hasta ahora se ha llevado a cabo la versión beta del portal datos.gob.mx.

El gobierno no ha alcanzado su meta propuesta de publicar los recursos que se destinan, asignan y ejecutan para proteger a periodistas y defensores de los derechos humanos, ni la información que permita evaluar los esfuerzos de protección a estos derechos. Quedó pendiente desde el sexenio pasado.

Tampoco desde entonces se han publicitado en web los presupuestos de cada escuela primaria y secundaria, que incluye el programa.

Las donaciones y los contratos de Pemex se han mostrado en sitios web oficiales solo parcialmente.

La publicación de los gastos de cada dependencia o entidad en publicidad oficial ya vieron la luz en abril de 2013, mediante el Índice de Gasto en Publicidad Oficial en las Entidades Federativas, elaborado por Artículo 19 y Fundar.

Hay muchas metas que cumplir, a las que también se sumó el compromiso de publicar los programas de subsidios y prestación de servicios públicos.

En el ámbito de seguridad, desde 2011 el país se había comprometido a “elaborar un programa dirigido a las víctimas de delitos, para conocer el estado de sus averiguaciones previas vía electrónica”. 

Sobre el tema la Procuraduría General de la República (PGR) implementó un programa que permitía que las víctimas accedan a las etapas de la averiguación previa iniciada a partir de su denuncia desde cualquier módulo de Internet.

“A pesar de que el sistema fue anunciado por la Titular de la PGR (entonces Marisela Morales), nunca se habilitó. Una de las razones presentadas por la PGR es que estaban en proceso de capacitación de los ministerios públicos en la utilización del sistema”, consigna el documento.

Entre los compromisos del pasado sexenio quedó sin cumplir la publicación mensual en cada colonia y localidad del número de denuncias realizadas ante el ministerio público, por lugar de ocurrencia y tipo de delito.

Una de las recomendaciones de este informe fue que se considerara a la Secretaría de la Función Pública como un “interlocutor no relevante” al interior de la AGA, ya que “se encuentra en proceso de desaparición”.

Alejandra Lagunes, quien está a cargo del programa de  Estrategia Digital Nacional, ha declarado que se están realizando adecuaciones a sus líneas de acción.

En una entrevista publicada ayer en El Economista, dijo: “Nos encontramos trabajando en cambios, que lo planteamos desde un principio, que una Estrategia Digital tiene que ser dinámica y tiene que ser flexible, tiene que adaptarse a los cambios de tecnología y al aprendizaje”. 

Nuevos planes por cumplir 

Con la llegada de la administración peñista se anunció un nuevo plan de acción que comprende los años 2013 a 2015, cuyos resultados se evaluarán al cierre de este 2014.

El primer paso fue que en octubre del año pasado México e Indonesia recibieron la copresidencia de la AGA.

Las propuestas de este “nuevo plan” coinciden en gran medida con los pendientes que vienen desde 2011 y aún no se han implementado.

Como acciones concretas anunciaron  la creación del portal gob.mx, el cual se encuentra aún en versión beta y espera concentrar el próximo año el acceso a 6 mil trámites de gobierno. 

A este compromiso agregaron el mejor acceso a los órganos reguladores del Estado, sus decisiones y las Normas Oficiales vigentes. 

La administración actual no retomó el compromiso del acceso a las averiguaciones previas, en cambio se comprometió a crear un registro electrónico de detenidos, que incluya el “acceso a datos estadísticos de detenciones o aseguramientos en el país, así como las circunstancias y causas de la detención”. 

Ni esta ni la “base de datos de personas desaparecidas” se han hecho públicas, aunque el compromiso que incluyó este gobierno fue que contendría datos estadísticos de valor y las diferentes fuentes y autoridades que registran dicha información. 

El 24 de agosto, la PGR anunció que tenían contabilizada una cifra de 22 mil 322 desaparecidos. No se publicó ninguna base de datos. 

El “Padrón único y abierto de beneficiarios” de programas sociales también continúa pendiente. Su objetivo anunciado es “mejorar las acciones de política social al identificar con mayor precisión las poblaciones objetivo”.

La política de “datos abiertos” buscó en el discurso una mayor difusión del presupuesto, el gasto, los impuestos, los fondos para emprendedores. Todo se encuentra en versión beta.

También está pendiente difundir información georreferenciada de proyectos de infraestructura.

En temas de seguridad la administración actual también ofertó publicar información estadística sobre los delitos cometidos, su frecuencia, ubicación, averiguaciones previas, incompetencias y un mapa del incremento y decremento delictivo en las diferentes zonas del país. También continúa en “implementación”.

A ello se suman otros planes que no se han concretado, como la divulgación de ganancias del sector de hidrocarburos y el destino de los recursos que provienen de esta industria.

Al término de la presidencia de México de este organismo multilateral, tocará una segunda evaluación que pondrá una calificación a esta serie de compromisos que aún se encuentran como buenas intenciones sin ancla en la realidad.

Lo que podremos encontrar pronto 

Información estadística que se incluirá en los portales del gob.mx divididos en las distintas zonas del país. 

Delitos cometidos:
> Frecuencia, ubicación, averiguaciones previas, incompetencias, mapa de incremento y decremento
> Información relevante en el manejo de residuos de plástico PET
> Estadísticas de las investigaciones sobre cohecho trasnacional
> Publicar los recursos que se destinan, asignan y ejecutan para proteger a periodistas y defensores de los derechos humanos