¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional

TELECOM

Todos ganan

Peniley Ramírez

La aventura Televisa-Azteca fusionados en Iusacell fracasó; sin embargo, no son del todo malas noticias ni para Emilio Azcárraga ni para Ricardo Salinas Pliego.

El motivo de este rompimiento fue que Televisa no logró que este proyecto fuera una real plataforma de transmisión de contenidos a través de teléfonos móviles. 

Lo que sí se logró fue 320 millones de dólares en pérdidas para la compañía. 


Sep 16, 2014
Lectura 3 min

Los dos años de la fusión le trajeron a Salinas Pliego que Televisa saldará su deuda

La aventura Televisa-Azteca fusionados en Iusacell fracasó; sin embargo, no son del todo malas noticias ni para Emilio Azcárraga ni para Ricardo Salinas Pliego.

El motivo de este rompimiento fue que Televisa no logró que este proyecto fuera una real plataforma de transmisión de contenidos a través de teléfonos móviles. 

Lo que sí se logró fue 320 millones de dólares en pérdidas para la compañía. 

Esta conclusión proviene de un análisis desarrollado por la consultora MediaTelecom a raíz del anuncio hecho el 11 de septiembre: Salinas Pliego habría recomprado en 717 millones de dólares el 50 por ciento de Iusacell, que vendió a Televisa en junio de 2012 por mil 565 millones de dólares.

Entre las causas de este fracaso, el director de MediaTelecom, Jorge Fernando Negrete, destaca que “Televisa no logró consolidar la estrategia de que Iusacell no solo fuera una red de telefonía celular sino un sistema de distribución de contenidos a través de dispositivos móviles (…) entendidos como plataformas de entretenimiento”. 

Iusacell-Unefon fue la empresa que más usuarios perdió el año pasado a través de la portabilidad numérica: 2.1 millones de suscriptores en julio de 2014. Ganó apenas 66 mil.

Las mil 215 quejas que recibió ante el Instituto Federal de Telecomunicaciones de septiembre de 2013 a marzo de este año la convirtieron en el operador móvil con mayor número de clientes inconformes.

Perdiendo gana

El análisis de la consultora indica que al momento de la compra “la deuda de Iusacell era de 660 millones de dólares y (…) la empresa podría caer en un estado de insolvencia”.

Las condiciones para que Televisa invirtiera 800 millones de dólares en la telefónica entre noviembre de 2012 y 2015 fueron hacer más eficientes las operaciones, el ámbito regulatorio y el mercado. 

El vicepresidente ejecutivo de Televisa, Alfonso de Angoitia, recomendó el desbloqueo de tarjetas SIM, para que Iusacell lograra una participación del 15 al 20 por ciento del mercado en los próximos años. 

“Llama la atención la depreciación en tres años de Iusacell, cuando posee el mismo activo valioso, el espectro radioeléctrico que le permite importantes descargas de datos y aplicaciones móviles”, considera Negrete. El especialista asegura que para Televisa la incursión en Iusacell fue un mal negocio y una estrategia fallida.

La salida de Televisa, sin embargo, fue beneficiosa, ya que, de acuerdo con el documento, el IFT podría haber ordenado “la venta inmediata del porcentaje accionario por incumplimiento de alguna de la siente condiciones impuestas en 2011 por la CFC”.

Deuda saldada

Salinas Pliego gana también. Los dos años de la fusión le trajeron que Televisa saldara su deuda.

Ahora con el nuevo control total de Iusacell, tiene un “esquema accionario mucho más atractivo para conseguir un nuevo accionista o vender en su totalidad la operación a un socio estratégico de clase mundial”. 

También gana el dueño de televisión Azteca porque la venta significa una separación formal “de cara al proceso licitatorio de nuevas frecuencias para televisión abierta digital”. 


Notas relacionadas

Oct 21, 2020
Lectura 2 min

Jul 23, 2020
Lectura 3 min

Jul 15, 2020
Lectura 2 min

Comentarios