¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
MTY
imagen principal

ElecciónNL

Temporada de impugnaciones

Carlos Salazar

La polémica elección en Nuevo León dejó como saldo un cúmulo de impugnaciones de candidatos inconformes que alegan irregularidades, principalmente en las alcaldías de Monterrey y Guadalupe


Jul 13, 2018
Lectura 7 min
portada post

Luego del irregular proceso electoral que se vivió en Nuevo León, la temporada para impugnar los resultados de la elección ya comenzó.

El principal foco de atención recae sobre Monterrey, donde el candidato del PRI y actual alcalde Adrián de la Garza ya anunció que impugnará el resultado favorable para el panista Felipe Cantú. Por lo cerrado de la votación y por las diversas irregularidades que se han documentado, es posible que el proceso se resuelva en tribunales.

Situación similar se espera en la elección de Guadalupe, donde los números oficiales indican la victoria del abanderado blanquiazul Pedro Garza por un margen estrecho sobre la candidata tricolor Cristina Díaz quien anoche presentó su impugnación.

También se espera que se presenten juicios de inconformidad en la contienda por el Congreso local, principalmente por el reparto de las diputaciones por el principio de representación proporcional

En el caso de los candidatos a una diputación local, los aspirantes del PRI y del PAN buscarían un nuevo conteo de las boletas que les pueda ayudar a subir su porcentaje en la votación para intentar alcanzar un escaño en el Congreso, aún a expensas de afectar a otros compañeros.

En las elecciones para otras alcaldías, los diferentes candidatos también apelarán ante las autoridades. Lo que persiguen en Monterrey, Guadalupe, Apodaca, Santiago o García, es que se vuelvan a contar los votos o en su caso la nulidad de los comicios y la repetición del ejercicio.

Por ejemplo, Morena va a impugnar los ayuntamientos de Guadalupe, Monterrey, García, Cadereyta y Apodaca. En este último, el candidato Víctor Govea presentó su impugnación ayer en contra del priista César Garza.

A todo ello quedó evidenciado, a través de diversas irregularidades, que el proceso electoral estuvo contaminado y que la actuación de la Comisión Estatal Electoral está en entredicho después de que fue rebasado por las inconsistencias.

La lucha por Monterrey

El caso más emblemático en Nuevo León es la elección por la Alcaldía de Monterrey, en donde según las cifras de los cómputos distritales Felipe Cantú alcanzó el triunfo con el 29.18 por ciento de la votación.

El panista habría obtenido un total de 153 mil 35 votos a su favor, menos de 5 mil sufragios por encima del alcalde del PRI con licencia Adrián de la Garza, quien con sus 148 mil 356 votos consiguió un porcentaje de 28.29 por ciento, menos de un punto porcentual.

La Comisión Municipal Electoral (CME) entregó el 9 de julio la constancia de mayoría a Cantú, por lo que, según la Ley Electoral, este 14 de julio se cumple el plazo para que se presenten los recursos

El PRI ya confirmó que impugnará y una de las principales irregularidades en las que basarán el recurso es el ‘extravío’ de 28 paquetes electorales, los cuáles sumarían unos 10 mil votos, cifra mayor a la diferencia entre el candidato puntero y el segundo lugar, lo que sería causal para impugnar.

A pesar de que el CME informó que 25 de estos paquetes habrían aparecido y ya se contabilizaron, los priistas denuncian que no han sido presentados físicamente y no hay ningún respaldo para tomar en cuenta esas votaciones.

La priista Cristina Díaz presentó recurso de impugnación en la elección de Guadalupe, donde según los datos obtuvo un 25.71 por ciento de la votación, mientras que el candidato panista Pedro Garza sumó el 27.2 por ciento.

También fue una elección cerrada. La diferencia entre primer y segundo lugar fue de menos de 5 mil votos y un porcentaje de menos del 1.5 por ciento. Este municipio, el segundo más poblado de la entidad fue uno de los que concentró mayor cantidad de irregularidades.

En Apodaca, García y Santiago también se vislumbra que la elecciones por las alcaldías puedan ser impugnada por presuntas irregularidades, aunque las ventajas son más holgadas.

En Apocada, el candidato de Morena Víctor Govea ya presentó el recurso de impugnación ante el Tribunal, ya que no acepta el resultado que le da la victoria al priista César Garza, quien según los cómputos distritales obtuvo más del 31 por ciento de la votación, más de 8 puntos de diferencia.

En García, el candidato independiente Carlos Guevara resultó triunfador con una votación superior al 37 por ciento. Con 11 puntos de ventaja sobre Roberto Escamilla de la coalición Juntos Haremos Historia -Morena, PT y PES-.

En este municipio, los ocho candidatos ‘perdedores’ ya anunciaron que van a impugnar el resultado por presuntas irregularidades para favorecer al independiente.

Un caso similar se registra en Santiago, donde seis candidatos también buscan revertir el resultado que le da la victoria al priista Javier Caballero, quien según los cómputos habría ganado la elección con el 39 por ciento, mientras que el panista Eduardo García se habría quedado con el 34 por ciento.

Los distintos recursos de los candidatos ya se han presentado a lo largo de la semana y se estarían impugnando 28 casillas electorales que presentaron irregularidades en ese municipio. Si los magistrados aprueban la impugnación en al menos 13 de las casillas, podría declararse la nulidad.

Una de las mayores irregularidades denunciadas es sobre la casilla 2097, la cual fue entregada sin actas y sin boletas electorales y a pesar de ello fue contabilizada.

Pierden pero sueñan

En el caso de las diputaciones locales, también se esperan impugnaciones, aunque al haberse entregado las constancias apenas el miércoles 11 de julio, los inconformes tendrán hasta el domingo 15 para presentar sus recursos.

A diferencia de las posibles impugnaciones que se esperan en las alcaldías, los candidatos al Congreso no buscan ganar en los tribunales la elección en su distrito, sino intentar arañar una diputación por la vía plurinominal si logran rescatar algunos votos en un nuevo conteo.

Por el PAN llegarían por la vía de representación proporcional 4 diputados -y sus respectivos suplentes- a pesar de haber perdido la elección en sus distritos. Por el PRI llegarían dos diputados en la misma situación. Sin embargo, otros candidatos a una diputación podrían impugnar la elección en su distrito para intentar ganar una curul si en el conteo superan el porcentaje de sus compañeros de partido.

Es el caso de los panistas Baltazar Martínez del distrito 24 y Marcelo Martínez del distrito 25, quienes a pesar de haber perdido su elección, extraoficialmente ha trascendido que impugnarán el resultado en busca de incrementar su porcentaje y llegar al Congreso. El primero obtuvo el 22.65 por ciento de los votos en su distrito, mientras que el segundo sumó 24.11 por ciento.

Arturo Salinas quien compitió por el distrito 4 obtuvo el 25.79 de los votos y logró un lugar por la vía plurinominal y es quien estaría en riesgo en caso de que prosperaran las impugnaciones.

Por parte del PRI, las candidatas Melissa Sánchez del distrito 2 y Lorena Garza del 21, que obtuvieron una votación de 21.28 y 21.27 respectivamente, también podrían impugnar su elección. Gloria Treviño, candidata por el distrito 5 fue quien alcanzó a entrar en el Congreso con el 22.26 por ciento.

Mismo caso de Álvaro Ibarra del distrito 22, que con una votación del 23.66 por ciento podría solicitar el recurso y buscar con ello superar la votación de Juan Manuel Cavazos del distrito 7, quien obtuvo 24.12 por ciento.

Otro que ha anunciado que impugnará es Emilio Cárdenas Montfort, candidato por el distrito 18 de Movimiento Ciudadano.


Notas relacionadas

Ago 3, 2018
Lectura 6 min

ElecciónNL

Senadores en pugna

Carlos Salazar


Ago 3, 2018 Lectura 6 min

Jul 9, 2018
Lectura 6 min

ElecciónNL

El regreso de los perdedores

Jesús Padilla


Jul 9, 2018 Lectura 6 min

Jul 6, 2018
Lectura 5 min

ElecciónNL

Gracia y Cienfuegos: Ganar perdiendo

Gibrán Zafra


Jul 6, 2018 Lectura 5 min

Comentarios