¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional

CARRERABRUTAL

Socios de ‘Carrera Brutal’ tienen historial fraudulento

Melva Frutos

Los organizadores de la Carrera Brutal tienen como meta el fraude.

Esta competencia que se ha celebrado en algunos puntos de México desde el 2012 y que dejó plantados a cientos de corredores en Monterrey ya tiene un largo historial. 

Información proporcionada por un exinversionista del evento, quien afirma que lo desfalcaron con 65 mil dólares, indica que posiblemente los organizadores hayan huido del país.


Nov 10, 2014
Lectura 5 min

Los organizadores de la Carrera Brutal tienen como meta el fraude.

Esta competencia que se ha celebrado en algunos puntos de México desde el 2012 y que dejó plantados a cientos de corredores en Monterrey ya tiene un largo historial. 

Información proporcionada por un exinversionista del evento, quien afirma que lo desfalcaron con 65 mil dólares, indica que posiblemente los organizadores hayan huido del país.

David Friedeberg, quien reside en Estados Unidos, advirtió que posiblemente los dueños de Carrera Brutal no tengan intención de anunciar una nueva fecha del evento en esta ciudad, después de su cancelación.

Reporte Indigo publicó la denuncia de uno de los deportistas de esta competencia de obstáculos y resistencia, que 14 días antes de la fecha programada fue cancelada.

El competidor dijo que al menos 100 participantes se quejaron en la página de Facebook de la denominada Carrera Brutal, porque solicitaron el reembolso de su pago para la competencia.

El evento se realizaría los días 25 y 26 de octubre, pero el 9 de octubre la empresa emitió un comunicado por medio de correo electrónico y redes sociales, en el que dio aviso que la carrera no se iba a llevar a cabo, debido a que les habían cancelado el lugar, o sea en la Séptima Zona Militar. Pero no reembolsaron a quienes les pagaron.

La Carrera Brutal tuvo su primer evento en San Miguel de Allende, Guanajuato, en el verano del 2012. Pero también se celebró en Querétaro y Monterrey, entre otras ciudades, explicó David Friedeberg.

Agregó que los organizadores son su amigo Levi León Biena, su novia Mariana Márquez Zerpa, Venezolana, y el papá de Levi, Fernando León.

“Esta carrera la organizaron completamente bajo la mesa, sin permisos y sin pagar impuestos de cualquier tipo, pero les fue muy bien”, dijo.

David conoce a Levi desde su etapa de secundaria en San Miguel de Allende, Guanajuato, donde eran buenos amigos, por ello cuando lo invitó a ser inversionista y director de operaciones para la carrera del 2013 aceptó de inmediato.

“Yo le veía mucho potencial al negocio y convenimos en una inversión de mi parte de 65 mil dólares, por un porcentaje minoritario de la compañía que se iba a formar como Eventos Lemar S.A. de C.V.

“Y me otorgaron puestos de gerente general y comisario”.

Para Friedeberg, aún estudiante, la cantidad era representativa, pues se trataba de los ahorros de muchos años.

Invirtió además tiempo completo en la organización de las carreras de Querétaro y Monterrey, desde que lo contrataron en el 2012, hasta mayo del 2013.

Después de ello lo despidieron “por los malos resultados de la carrera de Querétaro”, a pesar de que la promoción estaba a cargo de Mariana, quien no desempeñó bien su papel, a decir de David.

Él había instalado oficinas en algunas habitaciones desocupadas en casa de su madre, en San Miguel de Allende, y contrató personal.

Pero posterior a su despido, de la empresa, de la que supuestamente también él era propietario, llegaron a la casa de su madre y sacaron todo el mobiliario y corrieron a los empleados.

Una vez Fernando León, papá de Levi, le contó que la marca de Carrera Brutal la tenía él registrada, a su nombre, porque no confiaba en Mariana.

Durante los siguientes dos meses siguieron en contacto con él. Después de la carrera de Monterrey 2013, lo citaron David y Mariana para informarle de la disolución de la empresa.

“Simplemente me quitaron acceso a mi cuenta de correo y toda la información que yo tenía de Carrera Brutal. 

“Básicamente, durante este tiempo ellos formaron una nueva compañía, Conceptos CB y Fernando León le transfirió la marca registrada a Levi”, describió David Friedeberg.

Para la nueva compañía hicieron uso de bienes que se adquirieron en la firma anterior, incluyendo casi 1 millón de pesos en equipo, mercancía, vehículos, fotos y video profesional, además de las cuentas de redes sociales.

“Esto sin haberme pagado un centavo por mi inversión, o de mis seis meses de trabajo completo, y sin haber pagado impuestos.

“Que yo sepa, todavía se deben mas de 100 mil pesos de impuestos al gobierno bajo Eventos Lemar ,que nunca pagaron. Obviamente un fraude y mal práctica criminal”.

David desconoce el futuro de la carrera de Monterrey y el  paradero de sus exsocios, pero supone que se fueron a Florida, en Estados Unidos, que es en donde residen. Duda que podrán cubrir la devolución de las entradas pagadas.

Ahora está en el proceso de demandar para tratar de recuperar el dinero que le deben los organizadores de Carrera Brutal.


Notas relacionadas

Nov 11, 2014
Lectura 4 min

Comentarios