Las leyes que buscan promover la paridad de género en la Ciudad de México y en las 16 alcaldías son letra muerta para los nuevos gobiernos locales.

Una revisión hecha a los gabinetes de las 16 demarcaciones territoriales de la capital, que tomaron protesta el pasado 1 de octubre, revela que solo una alcaldía nombró en su gabinete de gobierno al mismo número de hombres y mujeres.

En las demás, los hombres predominan en porcentajes que van desde el 56 hasta el 78, mientras que algunas no han dado a conocer sus gabinetes.

Lo anterior es una violación a la ley que busca garantizar la igualdad sustantiva entre ambos géneros a nivel local, porque señala que las demarcaciones deben garantizar la participación de hombres y mujeres en igualdad.

La paridad de género se ha buscado implementar en la Ciudad de México con el objetivo de que las mujeres tengan más representatividad en los puestos, tanto de elección popular como en los públicos, para que se impulsen políticas y acciones en su beneficio.

La paridad busca que las mujeres tengan más representatividad en los puestos de elección popular y en los públicos; y se impulsen políticas y acciones en su beneficio

Sin mujeres

De la segunda generación de las 16 alcaldías de la Ciudad de México que tomaron protesta el pasado 1 de octubre, 11 ya publicaron en sus portales electrónicos quiénes lideran las direcciones de su administración y ejecutarán políticas públicas durante los próximos tres años.

Una revisión realizada por Reporte Índigo a los gabinetes revela que en 10 la presencia de mujeres es inferior a la de los hombres y solo en una hay paridad de género.

La única alcaldía que tiene paridad en sus direcciones es Iztacalco: 4 miembros del gabinete son mujeres y 4 son hombres.

En las restantes que ya dieron a conocer a los miembros de su gabinete, la mayoría son hombres: Álvaro Obregón, Benito Juárez, Cuajimalpa, Gustavo A. Madero, Iztapalapa, Miguel Hidalgo, Tlalpan, Tláhuac, Venustiano Carranza y Xochimilco.

La demarcación que menos tiene mujeres en el gabinete es Cuajimalpa: de 24 direcciones, solo 6 son ocupadas por personas de sexo femenino (24 por ciento).

En Benito Juárez, las mujeres apenas ocupan 5 de 19 cargos (26 por ciento).

En tercer lugar, está Xochimilco: de 22 direcciones, seis están al mando de una mujer.

Mientras que en Gustavo A. Madero, de 14 direcciones solo en 4 están encabezadas por personas de género femenino (28 por ciento).

Luego está la alcaldía Tláhuac, en la que 3 direcciones son encabezadas por mujeres (30 por ciento).

La alcaldía Venustiano Carranza será administrada por 5 mujeres (33 por ciento) y 10 hombres.

A su vez, Miguel Hidalgo contará con 4 mujeres en sus direcciones, lo que representa el 36 por ciento de las áreas que conforman el gabinete.

Respecto a Álvaro Obregón, según la información de su directorio, 7 mujeres estarán presentes en el gabinete (41 por ciento).

Por último, Iztapalapa y Tlalpan tienen una presencia femenina en sus direcciones de 44 por ciento: ambos gabinetes tienen un total de 9 áreas y 4 son ocupadas por mujeres.

Contradicción en paridad de género

Tras las elecciones del 6 de junio pasado, en la Ciudad de México, por primera vez, se consiguió la paridad de género a nivel alcaldías: 8 titulares son mujeres y 8 son hombres.

Las 8 mujeres que consiguieron el cargo de alcaldesa son Lía Limón, en Álvaro Obregón; Margarita Saldaña, en Azcapotzalco; Sandra Cuevas, en Cuauhtémoc; Clara Brugada, en Iztapalapa; Berenice Hernández, en Tláhuac; Alfa González, en Tlalpan; Evelyn Parra, en Venustiano Carranza; y Judith Vanegas, en Milpa Alta.

Sin embargo, esta paridad no se vio reflejada en los gabinetes y la única alcaldía que designó al mismo número de hombres y mujeres fue Iztacalco, que gobierna Amando Quintero.

Contra la ley

Las alcaldías no respetan la Ley al no tener el mismo número de hombres y mujeres encabezando sus direcciones.

En el año 2007, se publicó la Ley de Igualdad Sustantiva entre Hombres y Mujeres de la Ciudad de México, con el objetivo de eliminar la discriminación contra las mujeres de la capital así como promover su representatividad en el gobierno.

Dicha ley señala que corresponde a las 16 alcaldías implementar las acciones, políticas, programas, proyectos e instrumentos que garanticen la adopción de acciones afirmativas en las unidades administrativas de las alcaldías para promover la participación de las mujeres.

También menciona que deberán garantizar que dentro de sus gabinetes, exista la participación equilibrada entre hombres y mujeres.

“Garantizar el principio de paridad de género en cargos de Dirección General, Dirección Ejecutiva y Direcciones de Área de las alcaldías”, indica el artículo 25 de la norma referente a las obligaciones de las demarcaciones.

Incluso, el marco legal señala que la paridad debe extenderse a las unidades administrativas de los gobiernos locales.

“Evaluar la participación equilibrada entre mujeres y hombres, garantizando el principio de paridad de género, en los cargos públicos de las unidades administrativas de las alcaldías; establecer vínculos de colaboración permanente con organismos públicos, privados y sociales, para la efectiva aplicación de la presente ley”, menciona el artículo 9 bis de la Legislación.

También puedes leer: Paridad efectiva, pero con deficiencias en LXV Legislatura