SIMA en Zona Metropolitana de Monterrey no es confiable

Un estudio para el Desarrollo del Pronóstico de la Calidad del Aire  evidenció que el Sistema Integral de Monitoreo Ambiental en la Zona Metropolitana de Monterrey no cuenta con un control de calidad fiable

Un estudio para el Desarrollo del Pronóstico de la Calidad del Aire  evidenció que el SIMA de Monterrey no cuenta con un control de calidad

Un estudio para el Desarrollo del Pronóstico de la Calidad del Aire  evidenció que el SIMA de Monterrey no cuenta con un control de calidad

Comparte esta nota

El Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC), a cargo de María Amparo Martínez Arroyo, exhibió que el Sistema Integral de Monitoreo Ambiental (SIMA) no ofrece información clara sobre el aire contaminado que respiran los neoleoneses.

Un estudio para el Desarrollo del Pronóstico de la Calidad del Aire para las Zonas Metropolitanas de Monterrey, Guadalajara y Valle de México evidenció que el SIMA, que depende de la Secretaría de Medio Ambiente, a cargo de Alfonso Martínez, no es confiable.

“Para las zonas metropolitanas de Guadalajara y Monterrey se recomienda que la información de calidad del aire y meteorológica generada tenga una más fácil accesibilidad y visualización para el público, además de contar con una base de datos de días o meses pasados con un control de calidad confiable”, dice el documento al que Reporte Índigo tuvo acceso.

El estudio señala que el SIMA difícilmente puede lograr un seguimiento rápido de las condiciones de la calidad del aire.

“Las condiciones de calidad del aire en las tres zonas metropolitanas, aún en temporada de lluvias, lograron alcanzar valores altos de ozono y partículas. Por lo tanto, llevar a cabo un pronóstico de calidad del aire de forma continua es importante para la toma de decisiones en los periodos más críticos”, dice INECC.

Las condiciones de calidad del aire en Monterrey, Guadalajara y el Valle de México alcanzaron valores altos de ozono y partículas, aún en temporada de lluvias

En siete meses, la Secretaría de Medio Ambiente estatal no ha podido ofrecer un monitoreo ambiental de fácil accesibilidad, en línea y con claridad.

Además, el SIMA no se ha modernizado para que sea una herramienta eficiente para la ciudadanía, pues no utiliza como indicador principal la concentración de partículas PM 2.5, un parámetro recomendado por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En septiembre de 2021, la OMS recomendó utilizar como indicadores las partículas de diámetro inferior a 2.5 micras, PM2.5, frente a los valores utilizados hasta ahora, es decir, las partículas de diámetro inferior a 10 micras, PM10. Esta recomendación no se ha actualizado por el SIMA.

Es decir, el SIMA se ha quedado rezagado en los estándares internacionales. Además, cuenta con pocas estaciones, en total son 14, que no cubren la totalidad de la contaminación en la urbe.

14
estaciones de monitoreo ambiental tiene el SIMA en la ZMM

Los señalamientos al SIMA

El Comité Ecológico Integral y el Observatorio de la Calidad del Aire han señalado en múltiples ocasiones las deficiencias del SIMA, tales como la poca accesibilidad de la página.

Incluso, cuando se presenta una calidad del aire muy mala en la Zona Metropolitana de Monterrey (ZMM) se emite tarde la alerta ambiental. Esta podría ser una causa de que los índices de contaminación no hayan disminuido, al contrario, siguen aumentando.

El diputado de Morena, Waldo Fernández, propone que Nuevo León cuente con un organismo autónomo denominado Instituto de la Calidad del Aire para garantizar un monitoreo ambiental de manera puntual a la población.

“Y se deberá expedir la ley que regulará al Instituto de la Calidad del Aire. Los recursos económicos y materiales que integran el Sistema Integral de Monitoreo Ambiental formarán parte del organismo creado mediante el presente decreto”, dice la iniciativa de Fernández.

El diputado expone que en el Reporte Meteorológico y de la Calidad del Aire de diciembre de 2021, el valor máximo registrado para el índice de calidad del aire y riesgos a la salud del material particulado es menor a 10 micrómetros, PM10.

En la exposición de motivos revela que se observaron sólo 20 horas con buena calidad del aire; 48 horas de calidad del aire aceptable; 397 horas de mala calidad del aire; 200 horas de muy mala calidad del aire y 79 horas de extremadamente mala calidad del aire.

La contaminación del aire no sólo tiene efectos ambientales, también en la salud. Las ciudades más contaminadas del mundo tienen ambos problemas, por lo que mejorar la medición ayudaría a saber cómo reducir los índices negativos.

También puedes leer: SIMA en Nuevo León evade medición de calidad del aire

Salir de la versión móvil