El Congreso local ha defendido a capa y espada la existencia de diputaciones plurinominales. Los diputados voluntaria o involuntariamente no han dictaminado dos reformas a la Ley Estatal Electoral que eliminan esta figura.

Tan es así que tras la elección del 6 de junio, habrá 16 diputaciones de representación proporcional en el órgano legislativo neoleonés.

Mientras que las iniciativas para quitarlas están en la Comisión de Puntos Constitucionales, a cargo del diputado del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Jorge de León Fernández. Desde hace dos años se ha intentado eliminar este principio de elección.

El tomar como base el porcentaje dede votación obtenida por un partido político en una región geográfica ha sido considerado como una manera de regalar diputaciones. Los congresistas llegan al órgano legislativo por esta vía no por elección de la ciudadanía, sino porque su partido tuvo votos.

Pero el tema de eliminar las plurinominales es innombrable entre los diputados del Congreso. Muchos en la actual Septuagésima Quinta Legislatura han guardado silencio.

En junio de 2017, los congresistas de la Septuagésima Cuarta Legislatura aprobaron una reforma a la Ley Estatal Electoral en la cual resucitaron las diputaciones plurinominales que en Nuevo León no existían para el proceso electoral de 2015.

Esta modificación entró en vigor para la elección de 2018. Al Congreso neoleonés llegaron diputados sin hacer campaña y para la jornada electoral del próximo 6 de junio también se repetirá la historia.

Intentos fallidos de MC

En un intento por eliminar esta figura para esta elección, el 2 de septiembre del 2019, la entonces diputada de Movimiento Ciudadano (MC), Karina Barrón, ahora legisladora priista, estuvo acompañada de sus compañeros emecistas y propusieron eliminar esta figura.

“A efecto de eliminar los diputados plurinominales o de lista, al considerar que se trata de una demanda ciudadana, la iniciativa no pretende eliminar la representación proporcional, sino de mejorarla, a fin de que los ciudadanos se sientan efectivamente representados. Los diputados nos debemos a la población, la cual, como principio democrático básico, exige conocer nuestras propuestas y programas de trabajo, y con base en ellos elegir a quién dar su voto”, dice el boletín en la página del Congreso local.

Y aunque se turnó a la Comisión, su propuesta no tuvo eco entre las demás bancadas del Poder Legislativo. Quedó “congelada”.

En 2020, el 29 de mayo, toda la bancada de MC volvió a interponer en la Oficialía de Partes del Congreso otra iniciativa, que promovía eliminar las diputaciones plurinominales para esta elección.

Los diputados consideraron que había tiempo suficiente para legislar el dictamen en la Comisión para su aprobación y luego pasarla al Pleno del Congreso para eliminar esta figura. Pero tampoco hubo éxito.

“Hay tiempo suficiente todavía para poder realizar mesas de trabajo, para poder tener la discusión amplia con todos los grupos legislativos y para que cada uno haga sus comentarios y antes del término de Ley, poder tener una buena reforma para nuestro sistema electoral que contemple, por ejemplo, la reversa a los ‘pluris’”, dijo el entonces coordinador de la bancada de MC, Luis Donaldo Colosio Riojas. Actualmente busca la alcaldía de Monterrey.

El camino de los plurinominales

El 26 de junio de 2017, las bancadas mayoritarias del PRI y del Partido Acción Nacional (PAN) de la Septuagésima Cuarta Legislatura aprobaron la reforma a la Ley Estatal Electoral que resucitaba las diputaciones plurinominales, así como la reelección de legisladores y alcaldías.

Esta modificación fue impulsada por el entonces coordinador priista, Marco González, hoy candidato de Morena por la alcaldía de Santiago, y el líder de los diputados, Arturo Salinas, hoy convertido en magistrado del Poder Judicial del Estado.

A esta Ley se adicionó un párrafo en el artículo 145 para que cada partido pueda registrar dos fórmulas de candidatos por la vía plurinominal.

“Además de los candidatos a diputados locales por el principio de mayoría relativa, cada partido político registrará una lista de dos fórmulas de candidatos por la vía plurinominal, compuestas cada una por un propietario y un suplente del mismo género. Cada fórmula será de un género distinto y ambas fórmulas podrán ser registradas por las dos vías de manera simultánea”, dice la Ley

También puedes leer:La doble cara de los suplentes en el Congreso de NL