Luego de que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) publicó que la inflación general anual se posicionó en 8.7 por ciento durante el mes de septiembre, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró que se detuvo la tendencia inflacionaria y pronosticó que este será el inicio de la disminución de los precios.

“Se detuvo la inflación, hoy temprano dio a conocer el dato el INEGI y ya no hay mayor crecimiento inflacionario. Esa es muy buena noticia para el pueblo, para la gente y yo espero que hacia adelante siga la disminución, ya llegó a su techo, su límite máximo y va a empezar a bajar, ese es mi pronóstico”, dijo en su conferencia matutina.

La postura del primer mandatario obedece a que la cifra de 8.7 por ciento durante septiembre presentada en el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) es la misma que la reportada respecto al mes de agosto. El INEGI también recalca la comparación con el mismo mes de septiembre pero de 2021, cuando la inflación anual se encontraba en 6 por ciento.

Lee también: Incremento de salario mínimo para 2023 dependerá de control de la inflación, adelanta AMLO

De acuerdo con el informe, los principales factores para la inflación de septiembre fueron productos como las carnes de res, cerdo y pollo, además del huevo, pues este sector tuvo un crecimiento de casi el 15.8 por ciento con relación al mismo mes del año pasado. En tanto que otros como el gas LP comenzaron a registrar disminuciones en sus precios.

Los mencionados alimentos están dentro de los 24 productos de la canasta básica cuyo precio se busca controlar mediante el Acuerdo de Apertura contra la Inflación y la Carestía suscrito el lunes pasado por el Gobierno de López Obrador y 15 empresas líderes a nivel nacional en la producción y distribución de alimentos.