Santa Claus visitó el penal femenil de Santa Martha Acatitla para reunirse con 51 niños y niñas que viven con sus mamás en el Centro.

Los menores de hasta cinco años y 11 meses recibieron regalos y sorpresas de Santa.

El subsecretario de Sistema Penitenciario de la capital, Hazael Ruíz Ortega, fue el encargado de supervisar el trabajo de Santa Claus.

Te recomendamos: Santa Claus se estrella en evento de Tlaxcala; causa risas (VIDEO)

El funcionario del gobierno capitalino refirió que actualmente 51 menores viven con sus mamás en el centro: 21 niñas y 30 niños, cuyas edades van desde recién nacidos hasta los cinco años y 11 meses.

Vivir en prisión

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, hasta diciembre del 2018 se contabilizaron 436 niños de hasta seis años de edad que vivían con sus madres dentro de las cárceles del país.

El “Diagnóstico de las circunstancias en las que se encuentran las hijas e hijos de las mujeres privadas de su libertad”, de la organización civil Reinserta señala que en la mayoría de los reclusorios no tienen una escuela, áreas verdes un lugar seguro donde dormir ni mucho menos donde poder jugar.

Te recomendamos: Segob: Ley de Amnistía permitirá la salida de prisión de por lo menos 6 mil personas

“Tras la reciente aprobación de la Ley Nacional de Ejecución Penal, publicada en el Diario Oficial de la Federación en junio del 2016, se ha regulado la estadía de niños y niñas al interior de los centros penitenciarios ya que los menores solo pueden permanecer con sus madres hasta los tres años”, dijo a Reporte Índigo, Jimena García, directora del área de mujeres y niños en prisión de Reinserta.

De acuerdo con la investigación, hay reclusorios en donde a pesar de que pudieran tener una estancia infantil, no cuentan con la certificación de la SEP para poder ser considerados como CENDI.

Para la organización, no tener un CENDI es vulnerar el derecho de los niños y niñas a acceder a la educación y a un desarrollo integral, acción que representa una omisión del Estado, quien tiene la obligación de proporcionar a todos los menores, sin distinción, educación hasta el nivel medio superior.