Los gobernantes se están enfermando. Al día de hoy son tres los gobernadores que han caído víctimas del Covid-19, mientras que el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), continúa pasando por alto algunas de las recomendaciones de salud más básicas para prevenir la enfermedad.

El primero de los mandatarios estatales en dar positivo en la prueba del virus fue Omar Fayad, de Hidalgo, quien explicó que se hizo el examen después de que algunos integrantes de la Secretaría de Salud empezaron a presentar síntomas.

“Les informo que he dado positivo al examen del #COVID19. Estoy ya en cuarentena en mi casa. Tanto yo como las personas con las que he tenido contacto estamos siguiendo los protocolos que establece @SSalud_mx.

“Desde mi cuarentena sigo trabajando y dirigiendo los esfuerzos de mi gobierno para controlar la epidemia en Hidalgo. Nada nos detendrá para superar juntos esta crisis”, publicó en su cuenta de Twitter el 28 de marzo pasado por la tarde.

Le siguió el gobernador de Tabasco, Adán Augusto López, quien dio a conocer su caso a penas un día después del anuncio de Fayad.

“Buenos días, les informo que el día de ayer me practiqué la prueba del COVID19 y me acaban de notificar que el resultado es positivo. A partir de este momento estaré en casa en cuarentena y observación. Desde aquí seguiremos trabajando para que Tabasco pueda superar esta crisis”, informó a través de sus redes sociales.

Por último, Francisco Domínguez, primer mandatario de Querétaro, dio conocer vía Twitter el 30 de marzo que también estaba infectado por coronavirus.

“Les informo que este fin de semana inicié con síntomas compatibles con el #COVID19, por lo que acudí al servicio médico de salud pública a realizarme la prueba correspondiente.

“Hace unos momentos me confirmaron que arrojó un resultado positivo. Me encuentro bien; atendiendo los protocolos, permaneceré en casa durante el periodo de aislamiento”, escribió.

Medidas contra la crisis

Una buena salud de quienes representan a los mexicanos en los tres niveles de gobierno es fundamental para que puedan desarrollar sus funciones al máximo de sus capacidades.

Sin embargo, ¿qué sucede cuando alguno de ellos cae enfermo o no puede ejercer su cargo?

Martha Tagle, diputada integrante de la Comisión de Gobernación, dice que la ley ya contempla una serie de medidas para enfrentar una crisis como por la que atraviesa México y el mundo en caso de que el titular de alguna entidad o del Ejecutivo enfermen y no puedan cumplir con lo que el cargo demanda.

“Qué va a pasar en estos días de contingencia. De entrada ellos tendrán que estar aislados para evitar contagiar a más personas y desde sus espacios estar girando instrucciones y verificando la situación que acontece en sus entidades.

“En caso de que algún gobernador se pudiera encontrar grave de salud, las leyes estatales y la propia Constitución marcan la posibilidad de solicitar una ausencia de sus labores, en momentos como este pues la causa sería por salud, y establecen el tiempo que pueden estar fuera de su cargo”, explica la diputada federal Martha Tagle.

La legisladora del partido Movimiento Ciudadano también dice que la persona responsable de asumir las responsabilidades de un gobernador en caso de que éste no pueda llevarlas a cabo sería el o la secretaria de Gobierno.

Discusión de salud pendiente

Tanto Martha Tagle como María Scherer, columnista y académica del CIDE, coinciden en que existe una línea muy delgada entre lo público y lo privado con respecto a la salud de los funcionarios públicos, ya que se contrapone a su derecho a la intimidad, pero al tratarse de la máxima figura política del país, como en el caso del presidente, o de los gobernadores, los ciudadanos deben estar al tanto si se encuentran en buenas condiciones para gobernar.

“Ya desde hace algunos años se ha debatido el tema de la salud de los gobernantes y pues con la pandemia que estamos viviendo vuelve a salir.

“Se puede ver desde el punto de vista de los datos personales y la no discriminación. Ya que todas las personas tenemos el derecho de conservar nuestro historial médico privado. Y está establecido así en la Constitución.

Sin embargo me parece que así como sucede con las declaraciones patrimoniales, tendría que haber una especie de documento donde se preserve la información que pueda poner en riesgo los datos personales de un servidor público pero que a su vez permita determinar que es apto para cumplir con sus funciones
Martha TagleDiputada integrante de la Comisión de Gobernación

Mensaje positivo

A pesar de las dificultades que puede provocar el hecho de que alguno de los gobernadores esté enfermo para su entidad, Martha Tagle afirma que también puede servir para mandar un ejemplo a la población y demostrar que si se siguen los protocolos estaremos bien.

“Si estos gobernadores reaccionan de forma correcta, se cuidan y mejoran, pueden mandar un mensaje positivo a la ciudadanía de que si se toman las medidas correctas, en este caso el aislamiento forzado, por ejemplo, otros las sigan.

“Es muy importante mandar señales correctas para que la ciudadanía también las tome. De lo contrario, si ven que un gobernante no acata las recomendaciones, pues difícilmente ellos lo harán”.

En cuanto al presidente, la diputada emecista asegura que es fundamental que se tome la crisis en serio, pues en el país hay personas que todavía piensan que es una conspiración.

“La ciudadanía sigue creyendo que el virus tiene que ver con una especie de complot y que no va a pasar nada. Por qué, porque así ven a su presidente. Entonces el primero que tiene que dar el ejemplo de que el Covid-19 sí es algo serio es él”.

También puedes leer: AMLO en medio de la polémica por salud