l Gobierno de la Ciudad de México buscará una revisión de los casos de mujeres que están presas injustamente en la capital, así lo anunció la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, en sus redes sociales.

Dicha noticia la dio después de reunirse con el ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, quien tuvo un encuentro con 220 internas del penal de Santa Martha Acatitla el lunes pasado.

“Hemos avanzado, pero aún existen mujeres privadas de su libertad injustamente. El convenio que firmamos recientemente para brindar un defensor legal de calidad es importante. Pero, además, convocaremos a la Fiscalía General de Justicia y al Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México para avanzar en cada uno de los casos”
Claudia Sheinbaum PardoJefa de Gobierno de la Ciudad de México

Sin embargo, la jefa de Gobierno no detalló cuántos casos son sujetos de revisión y que podrían alcanzar su libertad.

Respecto a la reunión con Zaldívar Lelo de Larrea precisó que coincidieron en trabajar conjuntamente para que la justicia llegue a todas las mujeres presas, en particular a las más vulnerables.

En respuesta, el ministro presidente declaró: “Mi gratitud y reconocimiento a la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum por su sensibilidad y compromiso en favor de los derechos humanos de las mujeres más vulnerables. Trabajaremos en equipo en beneficio de una justicia con rostro humano y voz de mujer”.

Presas: ‘Están olvidadas’

El 11 de mayo, tras visitar el penal de Santa Martha, el titular del Poder Judicial dijo que las mujeres reclusas están olvidadas y que comprobó que padecen los vicios del sistema penal del país como el abuso de la prisión preventiva oficiosa y procesos penales largos, así como el drama de las mujeres recluidas y sus hijos menores.

Acusó que entre el 60 y el 70 por ciento de las reclusas no cuentan con sentencia por lo que exhortó a analizar las circunstancias en la que se aplica la prisión preventiva oficiosa.

El ministro también detalló que participó en la reunión la exsecretaria de Desarrollo Social, Rosario Robles, quien mencionó que lleva más de dos años recluida, y le entregó un documento muy amplio sobre el penal.

Igualmente resaltó que la visita se derivó de una carta de 663 reclusas y más de 200 pudieron exponer sus problemáticas.

“Esta visita no quedará como anécdota, porque no se trata de mí, sino de las mujeres recluidas, si se logra que algunas logren su libertad, la visita habrá valido la pena, para lo cual a partir de mañana intervendrá el Instituto Federal de la Defensoría Pública”, indicó.

También puedes leer: Gisela, liberada de Santa Martha Acatitla por amnistía