Los retos en las redes sociales se han vuelto muy comunes, sin embargo existen algunos que atentan contra la integridad e incluso la vida de los usuarios.

En días recientes la Policía Cibernética de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México alertó sobre la existencia del reto de “Blue Whale Challenge” (el “Desafío de la Ballena Azul”) el cual desafía jóvenes de entre 12 y 15 años a cometer lesiones en su cuerpo. De acuerdo con la dependencia capitalina, este reto es promovido en redes como Facebook y Vkontakte. 

¿Cómo funciona?

El “Desafío de la Ballena Azul” es controlado por administradores quienes con amenazas de conocer información privada de los internautas los llaman a participar en retos que duran 50 días.

Los desafíos que deben cumplirse van desde cortarse la piel de las manos, brazos y muñecas con el fin de dejar marcas o alguna figura plasmada como una bandera o una ballena. 

Relacionado: Los videojuegos violentos modifican la conducta de quienes los usan

Asimismo se les invita a ver películas de terror todo el día, levantarse en la madrugada y en el peor de los casos buscar edificios altos para que cuando llegue el día 50 del reto salten desde un punto alto del inmueble, pero quienes aceptan este reto deben enviar una prueba al respecto.

En Rusia las jóvenes Yulia Konstantinova de 15 y Veronika Volkova 16 años perdieron la vida luego de cumplir uno de estos desafíos.  Ambas saltaron de un edificio en la ciudad de Ikustk, señaló The Siberian Times.

Yulia Konstantinova incluso publicó en su cuneta de Instagram una fotografía de una ballena azul con la leyenda “Fin”, la cual daba muestra que aceptaría el reto.

Relacionado: El arte de matar

“Blue Whale Challenge” es algo similar a lo que ocurrió con la llamada “Legión de Hulk”, un sitio en donde se invitaba a los usuarios a cumplir retos violentos. Tal es el caso de Federico Guevara, quien al parecer formaba parte de este grupo y el 18 de enero pasado disparó a sus compañeros de clase, a su maestra y a él mismo en el Colegio Americano del Noreste, en Monterrey.

Legión Holk: incitando a la agresión

Se dice que son hackers, que hacen extorsiones cibernéticas, que lucran con pornografía infantil, pero de la Legión Holk, son más rumores que certezas las que circulan en el ciberespacio.

Utilizan grupos cerrados de Facebook, se encuentran no sólo en México sino en todo el continente americano, además de utilizar Twitter para retransmitir sus mensajes de odio.

Lo que busca esta camarilla cibernética es molestar, creando hashtags y haciéndolos virales para lograr acaparar las redes sociales y al menos ahora #MásMasacresEnMéxico es su terror a propagar.

Al menos desde 2015 se conocen los ataques de este grupo en México cuando en noviembre hackeó la cuenta de Facebook de Citlali Avalos, joven de 14 años que fue encontrada asesinada el mismo mes.