Al advertir que su gobierno no admite que la violencia se normalice, ya que hay acciones permanentes de combate al crimen, el gobernador el estado de Puebla, Miguel Barbosa Huerta señaló que la seguridad en los centros de vacunación está garantizada, por lo que llamó a madres y padres de familia a que lleven a inocular a los menores de 5 a 11 años para salvaguardar su salud.

En videoconferencia de prensa, el titular del Ejecutivo estatal lamentó los hechos suscitados en una sede de vacunación ubicada al Norponiente de la capital poblana en donde sujetos dispararon en contra de tres personas, al señalar que la Fiscalía General del Estado realiza las investigaciones para esclarecer el suceso y fincar responsabilidades.

Recalcó que la Secretaría de Seguridad Pública, en coordinación con elementos policíacos municipales, de la SEDENA y Guardia Nacional, reforzó la vigilancia en las sedes de aplicación del biológico contra Covid-19 para salvaguardar la integridad de las y los asistentes.

Barbosa Huerta dejó en claro que su administración no bajará la guardia para combatir a la delincuencia y garantizar la tranquilidad de las familias poblanas y recordó que todo hecho delictivo en la entidad es investigado y esclarecido, además de que las y los delincuentes son sancionados conforme a la ley.