¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional

SOCIEDADCIVIL

Redes vecinales mejoran seguridad

Esteban Contreras

Las dinámicas barriales actuales en las colonias céntricas de Guadalajara están lejos de propiciar un clima de seguridad ciudadana.

Y es que son 10 las colonias del primer cuadro de la ciudad que presentan los mayores índices de robo desde 2011, entre ellas la colonia Centro, La Perla, San Juan de Dios, Sagrado Corazón, Analco, El Santuario, Capilla de Jesús, Santa Teresita, Lafayette y la Americana.

Los casos del Santuario y Santa Tere son particulares en el tema de inseguridad.


Mar 20, 2013
Lectura 7 min

"La seguridad se resuelve cuando hay gente usando un espacio y cuando esa gente se conoce entre sí”

- Christian Scott

Mejor Santa Tere

La labor de estos colectivos es parte de un movimiento global por el derecho a la ciudad que ha contagiado a otros grupos para reactivar la participación ciudadana

Las dinámicas barriales actuales en las colonias céntricas de Guadalajara están lejos de propiciar un clima de seguridad ciudadana.

Y es que son 10 las colonias del primer cuadro de la ciudad que presentan los mayores índices de robo desde 2011, entre ellas la colonia Centro, La Perla, San Juan de Dios, Sagrado Corazón, Analco, El Santuario, Capilla de Jesús, Santa Teresita, Lafayette y la Americana.

Los casos del Santuario y Santa Tere son particulares en el tema de inseguridad.

En la primera existen conflictos con vendedores de medicina pirata, y en Santa Tere el robo a vehículos y peatones es recurrente.

La integración de grupos vecinales y asociaciones civiles en estas colonias están supliendo labores que el Ayuntamiento tapatío ha olvidado. Entre ellas, garantizar seguridad en las calles por medio de la recuperación de espacios.

Proyectos como “Mejor Santa Tere” destacan que la apuesta está en la recuperación de espacios públicos, la educación popular y la participación ciudadana más allá de los programas asistenciales que ofrecen los ayuntamientos.

En El Santuario, la asociación civil Arte y Cultura por la Evolución del Hombre (Arvol) ya trabaja desde hace seis meses para mejorar la imagen urbana e intenta involucrar a jóvenes vendedores de medicina en actividades para beneficio del barrio.

“Lo que hemos planeado es convocarlos a tareas en el barrio como pintar bardas, como embellecer alguna esquina y es fácil, pero nos hace falta esto, ser amigos para que ellos quieran acudir a estos llamados” dice Cristina Martínez coordinadora de Arvol.

Las actividades culturales y de economía solidaria que asociaciones como Arvol llevan a cabo en su centro comunitario ubicado en la colonia El Santuario llenan el hueco que las administraciones municipales no han cubierto en décadas.

Sin embargo, el interés de los ayuntamientos está casi siempre ligado a tintes electorales, señala el coordinador de Mejor Santa Tere, Christian Scott Martone-Dondé.

 “Muchas veces el Ayuntamiento o los gobiernos, además de que su tiempo es corto, lo que están buscando son votos. Muchas veces no hacen lo que se necesita, sino lo que les conviene políticamente”.

En entrevista afirma que mientras las personas compartan y utilicen los espacios públicos la seguridad mejorará:

“La seguridad no se resuelve con pistolas o con policías armados, dando vueltas en sus camionetas; la seguridad se resuelve cuando hay gente usando un espacio y cuando esa gente se conoce entre sí.

“Nosotros le apostamos a que este tipo de intervenciones cambien a largo plazo las dinámicas sociales que se han perdido. Es decir, conocer a tu vecino, cuidarse, apoyarse.

“Estamos enfrascados en una dinámica social donde el ciudadano promedio no cuida su parque, no es un espacio público de todos, más bien es un espacio de nadie.

“La autogestión vecinal surge de esta idea, de ser nosotros mismos los que vivimos aquí, los que nos ocupamos de nuestros barrios porque los Ayuntamientos no pueden o no quieren hacerlo”.

Scott Martone-Dondé consiguió una beca para aplicar su proyecto en el barrio de Santa Tere mientras estudiaba maestría en Sociología y Desarrollo Comunitario en la Universidad McGill de Canadá.

Uno de los ejes de su proyecto es la recuperación del único parque comunitario que tiene Santa Tere, ubicado en la calle José Clemente Orozco y Jesús García.

Y el que, por versiones de los vecinos, los Ayuntamientos municipales olvidaron desde hace 30 años.

En cinco meses de trabajo, Mejor Santa Tere ha reactivado redes entre vecinos con actividades como proyecciones de cine, huertos comunitarios y talleres de diseño y música para niños.

Y con esto las autoridades municipales podrían aprovechar que existe un acuerdo hecho entre vecinos para mejorar su colonia, afirma Scott Martone-Dondé. Pero lo que falta es tejer un vínculo entre los ciudadanos y los ayuntamientos.

“Por primera vez tienen un consenso trabajado democráticamente de lo que un lugar necesita. Hay que hacer un puente ciudadano-gobierno, en lugar de que especulen en el Ayuntamiento qué es lo que se necesita”.

Agrega que la práctica común de los Ayuntamientos no reconoce las problemáticas barriales, que en el caso de Santa Tere se trata de robos, pobre imagen urbana y pocos espacios públicos.

“Escuchan las quejas y gana el que grita más fuerte o el que habla más. Pero no se hace un análisis exhaustivo de cuáles son las dinámicas del barrio”.

Se contagia el activismo

La aplicación de proyectos de intervención como Mejor Santa Tere no es única en la ciudad.

“Nosotros somos un colectivo ciudadano que empezamos a generar un ruido que otras personas de otros barrios nos están preguntando. Les pasamos conocimiento, experiencias, pero es una cuestión que debe salir de ellos mismos”, dice su coordinador.

Existen otros, como la asociación civil Arte y Cultura por la Evolución del Hombre (Arvol A.C.) en el barrio de El Santuario o Barrios Amables, que es el único proyecto que proviene de una administración municipal, la de Zapopan.

La labor de estos colectivos es parte de un movimiento global por el derecho a la ciudad y que ha contagiado a otros grupos vecinales y asociaciones para reactivar la participación ciudadana.

En ciudades como Berlín, Montreal o Nueva York existen grupos vecinales que les han cambiado la cara a sus comunidades, afirma Scott Martone-Dondé.

“La cuestión de la gestión de barrios no es tanto mejorar el parque como un espacio, sino son cuestiones de interacción social y de redes vecinales. Lo que hemos visto con estos proyectos es que muchos vecinos y vecinas que no se conocían antes ahora ya tienen un proyecto en común”.

Barrios Amables en Zapopan

La actividad por una mejora en la calidad de vida de las colonias no es exclusiva de la sociedad civil, y aunque se busca propiciar barrios gestionados por sus habitantes, hay también iniciativas de gobierno que simulan este proceso. 

El proyecto Barrio Amables del Ayuntamiento de Zapopan replica la labor que llevan a cabo proyectos ciudadanos como Mejor Santa Tere o ARVOL en colonias de la zona centro tapatía.

El interés es la construcción de tejido social como un proceso para crear nuevas comunidades dentro de los barrios para reencontrar su identidad.

El impacto del programa Barrios Amables llega a diez diferentes colonias del municipio anualmente.

Bajo la coordinación de Libertad Zavala, el Municipio de Zapopan busca reconstruir el tejido social con un proyecto que impulse la gestión de las colonias por iniciativa de los vecinos.

El proyecto pertenece al cuarto eje de gobierno llamado Calidad de Vida y Sustentabilidad, y según fuentes del Ayuntamiento la metodología de trabajo se basa en el proyecto FARO de Oriente en el Distrito Federal.

El tiempo mínimo de aplicación del proyecto en una colonia se tiene programado entre los 12 y 18 meses de intervención.

Sin embargo, al interior del Ayuntamiento de Zapopan existen diferencias con el coordinador del gabinete del Municipio, Elías Rangel Ochoa, quien propone un proceso de solo 6 meses.

El proceso de acercamiento a las colonias reúne actividades de cine, talleres infantiles para apropiarse de los espacios públicos y recorridos para reconocer el barrio. 

El propósito es que estas actividades deben ser coorganizadas con las autoridades municipales: mitad ayuntamiento, mitad los vecinos.


Notas relacionadas

May 2, 2018
Lectura 5 min

SOCIEDADCIVIL

La eterna lucha proanimal

Jesús Padilla


May 2, 2018 Lectura 5 min

Jul 7, 2017
Lectura 6 min

Mar 19, 2014
Lectura 8 min

SOCIEDADCIVIL

App ciudadana

Jonathan Ávila


Mar 19, 2014 Lectura 8 min

Oct 10, 2013
Lectura 7 min

SOCIEDADCIVIL

Capital ciudadano en el poder, el debate

Paloma Robles


Oct 10, 2013 Lectura 7 min

Comentarios