¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional
imagen principal

Tlaxiaco

Recrudece violencia contra alcaldes

Rubén Zermeño

Con los atentados hacia los munícipes Olga Gabriela Kobel y Alejandro Aparicio Santiago, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador se estrena en la lista roja de asesinatos cometidos contra funcionarios locales


Ene 3, 2019
Lectura 6 min
portada post

Ser alcalde se ha convertido en un trabajo de alto riesgo en México. En los últimos días, los asesinatos en contra de dos presidentes municipales han puesto en evidencia la vulnerabilidad de los ediles, exponiéndolos como el eslabón más frágil de los tres órdenes de gobierno.

Alejandro Aparicio Santiago, quien tomó posesión como alcalde del municipio de Tlaxiaco en Oaxaca el pasado martes 1 de enero, fue asesinado a balazos por un hombre minutos después de prometer en el palacio municipal que trabajaría por la seguridad de todos los habitantes de la demarcación.

“El sentir más grande los tlaxaqueños es la inseguridad que estamos viviendo. Yo creo que vamos a caminar juntos, vamos a trabajar en beneficio de todos”, dijo el integrante de Morena, luego de tomar protesta a los nuevos policías y agentes de tránsito de su gobierno. No pudo cumplir su promesa.

Aparicio Santiago salió a pie junto a su comitiva del palacio municipal, acompañado de miembros del cabildo y otros ciudadanos. Al circular por el Boulevard Oriente un sujeto les disparó. El alcalde recibió un balazo en el tórax y otras cuatro personas resultaron heridas, entre ellas el síndico Perfecto Hernández, funcionario que debía relevar al alcalde en el cargo, pero que murió ayer.

“Le dispararon a Don Ale, ese carnal que está allá tirado”, se le escucha a decir a un hombre en un video difundido a través de redes sociales mientras graba el intento de linchamiento hacia uno de los probables responsables del atentado.

Alejandro Aparicio se convirtió en el primer alcalde asesinado durante este 2019, mientras que Olga Gabriela Kobel Lara, alcaldesa del municipio de Juárez en Coahuila, fue la última del 2018

La representante de extracción priista fue reportada como desaparecida desde el lunes 10 de diciembre y su cuerpo encontrado seis días después en un predio propiedad del empresario David Olivo.

Olga Kobel Lara y Alejandro Aparicio se convirtieron en los primeros dos alcaldes asesinados durante el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Números rojos

Según cifras de la Asociación Nacional de Alcaldes (ANAC) durante la administración de Felipe Calderón fueron asesinados 29 alcaldes en funciones, mientras que en los seis años del gobierno de Enrique Peña Nieto fueron 30 los ediles ultimados.

En total, los últimos dos sexenios y los primeros días de este nuevo gobierno han sumado 61 asesinatos de alcaldes en funciones; además de 11 alcaldes electos y 71 exalcaldes, es decir 143 funcionarios locales.

La ANAC consideró que los municipios donde existe un bajo desarrollo institucional, presencia del crimen organizado y falta de recursos para seguridad pública son las demarcaciones donde se presenta un mayor riesgo para los representantes, por lo que es necesario que el gobierno federal otorgue mayor apoyo a los municipios y a los estados

En los últimos 12 años, 47 funcionarios y exfuncionarios municipales fueron asesinados en ayuntamientos con presupuestos menores a 50 millones de pesos y 49 en localidades con un presupuesto de 50 a 200 millones de pesos.

Es decir, el 67 por ciento de los homicidios de alcaldes y exalcaldes ocurrieron en localidades con recursos limitados.

Ante dicha problemática la ANAC señaló que se necesita incrementar el presupuesto a los municipios a fin de combatir la inseguridad con mayor tecnología y trabajo en conjunto entre los tres ordenes de gobierno.

“Han pasado 30 días y ya van 2 alcaldes muertos, con Felipe Calderón fueron 29 y con el presidente Enrique Peña Nieto fueron 30 en 60 meses.

“Estamos arrancando un sexenio sangriento y un sexenio en donde el Gobierno federal busca reducir recursos a los municipios. Hasta el momento no hemos tenido ninguna prueba de que quieran (Andrés Manuel López Obrador y el gobierno federal) fortalecer a los gobiernos municipales ni a los gobiernos estatales, lo cual es un tema muy delicado”, dijo al respecto Enrique Vargas del Villar, alcalde de Huixquilucan, Estado de México, y presidente de la ANAC.

El panista criticó al actual gobierno, quien destina recursos y tiempo a la creación de una Guardia Nacional en vez de fortalecer a los gobiernos y las policías municipales.

“Estamos viendo que en este presupuesto el gobierno federal bajó el suministro para Seguridad Pública y subió los recursos para la Guardia Nacional a 2 mil 500 millones de pesos. El presidente declaró que el primer año habría 20 mil jóvenes en esta fuerza. No entendemos bien el tema de la Guardia Nacional, hace el anuncio y apenas la semana que viene se va a discutir en el Congreso”, mencionó en entrevista.

Vargas del Villar añadió que para reclutar a estos 20 mil jóvenes, se necesitan por lo menos 18 meses.

“Mejor en ese tiempo se debería de fortalecer a los gobiernos municipales y estatales con más recursos para el tema de seguridad. Pero lo que pasó fue todo lo contrario: bajaron los recursos para seguridad pública en los municipios. Le hacemos un llamado al presidente López Obrador para que nos de una propuesta sobre el tema de las policías municipales. El tema de la Guardia Nacional va para años”, agregó.

El alcalde de Huixquilucan tachó de “ocurrencias” las políticas de seguridad del actual presidente y le pidió una estrategia clara para fortalecerla.

“En temas de seguridad no debe de haber ocurrencias, esa es nuestra principal exigencia. Están subiendo los homicidios en el arranque de gobierno, por eso debemos de tomar cartas en el asunto. Reforzar tecnologías, trabajar de manera coordinada con los tres niveles de gobierno, no que haya un mando único a nivel federal. Si se trabaja aisladamente no habrá buenos resultados”, advirtió el líder de la Asociación.

Finalmente el munícipe pidió a los alcaldes de Morena y a los de otros partidos no alinearse a la federación y pelear por recursos para sus localidades.

“Les hacemos un llamado para que no dejen que se siga una línea federal. En los gobiernos lo vamos a resentir al momento que no haya recursos para pagar policías, que no haya recursos para pagar patrullas, que no haya recursos para poder pagar otros temas en cuestiones de seguridad, la cual es la principal exigencia de la ciudadanía: la seguridad”, concluyó.


Notas relacionadas

Ene 7, 2019
Lectura 6 min

Tlaxiaco

Oaxaca, vacío de poder

Salvador Vega


Ene 7, 2019 Lectura 6 min

Comentarios