Reporte Indigo

SEGURIDAD

Puntos ciegos en zonas rojas

http://youtu.be/rG0Ukgp98hE

Las cámaras del sistema de videovigilancia que opera la Secretaría de Seguridad Pública, y que presentan fallas, se concentran en vías de alta incidencia delictiva.

Un reporte oficial de mantenimiento, en poder de Reporte Indigo, indica que en rutas de la periferia del área metropolitana y en la zona sur de Monterrey hay un total de 124 dispositivos con fallas.

En total, en la capital regia hay 94 cámaras que no cuentan con señal, mientras otras 30, instaladas en la periferia de la zona metropolitana, simplemente no funcionan.

El informe oficial revela que avenidas de alta incidencia delictiva como Eugenio Garza Sada, Revolución, Paseo de los Leones y el denominado “Corredor de Allende” en la Carretera Nacional, son puntos ciegos para el C-5 y las autoridades de procuración de justicia.

También falta videovigilancia en las carreteras a Laredo y a Reynosa, Tamaulipas, donde históricamente se han presentado inumerables sucesos delincuenciales. 

Y una vía más considerada hasta hace meses un paso de criminales, es la avenida Lincoln, que lleva a García, donde según el reporte también se carece de cámaras en servicio.

Durante siete años, Nuevo León enfrentó una guerra entre cárteles.

Y los sicarios utilizaron los corredores de la periferia para huir al cometer un delito de alto impacto en la zona urbana del estado.

Incluso, estas vías fueron, y potencialmente aún son, utilizadas por los cárteles para el traslado de sicarios fuertemente armados, para llegar y reforzar la plaza de Nuevo León en su lucha por el territorio.

El no contar con un eficiente sistema de videovigilancia, facilita a los delincuentes sus traslados.

Reporte Indigo publicó el martes pasado que 181 cámaras de videovigilancia no tienen señal y otras 67 no cuentan con sistema de grabación, según un reporte oficial de mantenimiento de los dispositivos.

En total estas cámaras inoperantes suman 248, cerca del 40 por ciento de todos los dispositivos, según el reporte oficial.

Este conteo de fallas fue realizado apenas el pasado 28 de octubre a las 8:30 horas y se aplica de manera diaria por el Centro de Coordinación Integral de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C-5), del Estado.

Ayer, Reporte Indigo publicó que la delincuencia daña las cámaras de vigilancia operadas por la Secretaría de Seguridad Pública estatal y por ello se producen las fallas en el sistema.

El robo del cableado y la avería a la antena del monitor son los daños más recurrentes que infringen los criminales a los dispositivos de videovigilancia, reveló la empresa Kernel Conectividad Productiva S.A de C.V., encargada del mantenimiento.

El encargado del departamento de calidad de esa empresa, Gabriel González, reveló que en la etapa más cruda del narcotráfico los empleados eran amenazados por sicarios para que no repararan las cámaras averiadas.

“Hace tiempo, cuando la delincuencia estaba fuerte, hubo casos en los que chocaban carros en los postes donde estaban las cámaras, en otros sectores en donde el gobierno tenía cámaras, eran baleadas, a veces hasta como 40”, explicó González.

“Sí había acercamiento con los chavos que reparan. Y a los técnicos les decían que no las repararan, y nuestros trabajadores mejor se retiraban”.

Jorge Domene Zambrano, jefe de la Oficina Ejecutiva del Gobernador y vocero de Seguridad, reconoció las fallas en las cámaras de videovigilancia.

Pero contrario al reporte del 28 de octubre, dijo que sus números arrojan averías solamente en el 15 por ciento del total de los dispositivos.

Domene no mostró algún documento que avalara sus números.

“Sabemos del 15 por ciento (fallan) pero estamos trabajando en recuperar lo máximo en el menor tiempo posible.

“De las cámaras del gobierno, el 85 por ciento funcionan, estuve checando esta mañana el reporte y tenemos que funcionan el 85 por ciento”, explicó el vocero.

También, dijo que las fallas se deben al vandalismo y por la caída de la señal del sistema de fibra óptica.

“Tenemos vandalismo y otras que se cae la señal, porque casi todas funcionan por fibra óptica, unas se llega a romper el cable, o llega a haber un obstáculo, porque otras funcionan con antena”, informó Domene.

La verisón del vocero es que suman 485 cámaras del Gobierno del Estado, las cuales fueron adquiridas con recursos federales.

Inician reparación de cámaras

La empresa Kernel Conectividad Productiva S.A de C.V. empezó la noche del martes la reparación de las fallas en el sistema de videovigilancia que opera la Secretaría de Seguridad Pública del Estado.

Sobre  la avenida Gonzalitos, a la altura de Paseo de los Leones, en Monterrey, una cuadrilla de trabajadores de esta compañía estuvo realizando labores de mantenimiento.

Alrededor de las 20:30 horas, el vehículo con los empleados se estacionó en el carril de alta velocidad de la avenida, trabajo que realizaron cuando la circulación de vehículos disminuyó por la noche.

Aún así, las labores entorpecieron el tráfico porque los  conductores bajaron su velocidad.

Información de la compañía reveló que en algunas fallas podrían tardarse hasta meses para “levantar” nuevamente la señal.

Reporte Indigo público que cerca de la mitad de las cámaras operadas por la Secretaría de Seguridad Pública del Estado no graban evidencias.

Según el reporte oficial de mantenimiento, en poder de Reporte Indigo, al menos el 40 por ciento no tiene señal o sistema de grabación.

Esta videovigilancia se ubica en las principales calles y avenidas, las líneas del Metro, corporaciones policíacas y en las penitenciarías.

El informe oficial revela que 181 cámaras no cuentan con señal, otras 67 no tienen sistema de grabación, lo que suman 248 dispositivos inoperantes, contra 306 que sí funcionan y graban.

Salir de la versión móvil