Desafortunadamente en México no existen cifras o registros definitivos de infantes o adolescentes en condiciones de orfandad producto de la pandemia; no obstante, durante el foro “Adopción en México. Retos y necesidades”, que realizó el Senado, se mencionó que hay 1.6 millones de menores de edad en esta situación, así como un registro de 879 casas hogar para menores, en las que residen un total de 30 mil niñas, niños y adolescentes.

Es por ello que la Comisión de Derechos de la Niñez y la Adolescencia, que preside la senadora Josefina Vázquez Mota, del PAN, avaló un exhorto al Gobierno federal para que, en coordinación con los gobiernos estatales y municipales, integre un registro nacional de menores de edad en situación de orfandad, ocasionada por la pandemia del virus del SARS-CoV-2.

Lo anterior a efecto de conocer con certeza el número de infantes que enfrentan esa situación y estar en condiciones de generar políticas públicas para garantizar su desarrollo integral.

En el dictamen, las y los legisladores destacaron que el impacto de la pandemia de COVID-19 ha sido incuantificable; sin embargo, advierte que la mayor tragedia es la pérdida de miles de vidas de mujeres y hombres, muchos de ellos padres de familia, que dejaron en estado de desamparo a un número incuantificable de pequeños.

Ante ello, las y los senadores destacaron que el Gobierno federal, a través de sus dependencias e instituciones, de manera coordinada y multisectorial, tienen que diseñar e implementar políticas y programas encaminados a la atención y protección de los menores de edad desamparados.

En este sentido, Josefina Vázquez Mota se comprometió a dar seguimiento a que cada entidad federativa cumpla este exhorto en las condiciones que se planteó.

Por Movimiento Ciudadano, la senadora Patricia Mercado aseguró que, según la Secretaría de Bienestar, ha crecido el padrón de orfandad con más de mil 600 infantes, y hay cálculos que indican que 42 por ciento de las personas que fallecieron de COVID-19 son jefas o jefes de familia, por lo que se podría hablar de 131 mil menores en desamparo.

En la reunión, la Comisión de Derechos de la Niñez y la Adolescencia también aprobó, en sus términos, una minuta enviada por la colegisladora para inculcar en las y los menores de edad la adopción de estilos de vida sustentables, así como concientizarlos sobre las causas-efectos del cambio climático.

El dictamen puntualiza que, de acuerdo con la UNICEF, niñas, niños y mujeres representarán el 65 por ciento de las personas que en los próximos años sufrirán las consecuencias de los desastres relacionados con el cambio climático.

Miles de menores de cinco años mueren cada año a consecuencia de las aguas contaminadas, el saneamiento insalubre y contaminación del aire en exteriores e interiores, desarrollando problemas crónicos desde alergias hasta discapacidad mental o física.

También puedes leer: Adopción de huérfanos por COVID-19 en CDMX