La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, puso en operación este domingo la Estación de Transferencia y Planta de Selección Azcapotzalco, la cual tiene la capacidad de recibir mil 400 toneladas de basura y procesar mil toneladas.

Al encabezar la inauguración de la planta, Sheinbaum indicó que se trata de la planta más moderna de América Latina y forma parte del proyecto de rescate Vallejo.

De acuerdo con autoridades capitalinas, la estación y planta, tuvo una inversión de 385 millones de pesos.

También cuenta con la tecnología más avanzada para la separación de residuos sólidos.

Lee: Reciclaje inteligente

“Antes querían hacer una planta de termovalirizacion que le costaría a la Ciudad más de 2500 millones de pesos al año. Ahora con una inversión pública de 350 millones hacemos una planta de separación que genera ingresos a la Ciudad y promueve bienestar y desarrollo”, escribió la mandataria en su cuenta de Twitter.

De las mil toneladas que puede procesar, 400 serán residuos orgánicos se enviarán a la Planta de Composta del Bordo Poniente, 300 toneladas se convertirán en combustible para hornos de cementeras, 60 toneladas serán materiales recuperables y reciclables.

La planta tiene capacidad para recibir a 30 camiones recolectores de basura al mismo tiempo, los cuales proceden de las alcaldías Azcapotzalco, Cuauhtémoc, Gustavo A. Madero y Miguel Hidalgo.

La operación va a generar 404 fuentes de empleo y se prevé que su funcionamiento permitirá un ahorro de casi 89 millones de pesos anuales.

La Ciudad de México genera todos los días 13 mil 149 toneladas de residuos sólidos, de los cuales siete mil 990 toneladas terminan enterradas en rellenos sanitarios, lo que es un gran impacto al medio ambiente

Y tan solo 127.55 toneladas de basura al día son separadas y acopiadas para su posterior aprovechamiento y reintegración.

Te recomendamos: Sacar oro de la basura, aprovechamiento de residuos