¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional
doPlay

4T

PND, en busca de rumbo

Ernesto Santillán

Las críticas en contra del Plan Nacional de Desarrollo por no detallar cómo se cumplirán los objetivos ahí planteados llevaron a los diputados a organizar una serie de foros para debatir estos señalamientos y tratar de corregirlos, sin embargo, las modificaciones sólo podrán incluirse si el documento no se aprueba en la Cámara baja


Jun 19, 2019

El camino que seguirá el gobierno que encabeza Andrés Manuel López Obrador para que México tenga un futuro próspero está en juego.

Con el inicio de cada sexenio, el Gobierno federal -por ley- debe entregar lo que se conoce como el Plan Nacional de Desarrollo (PND), un documento en el que se enlistan tanto los problemas más importantes del país que la nueva administración deberá atender como las estrategias que buscará emprender para darles una solución. 

El documento base entregado el 30 de abril pasado enmarca tres ejes principales: Política y Gobierno, Política Social, y Economía.

Cuenta con 12 principios rectores para lograr su objetivo: la honradez y la honestidad; no al gobierno rico con pueblo pobre; al margen de la ley nada y por encima de la ley nadie; economía para el bienestar, el mercado no sustituye al Estado; por el bien de todos primero los pobres; no dejar a nadie atrás, no dejar a nadie fuera; no puede haber paz sin justicia; el respeto al derecho ajeno es la paz; no más migración por hambre o por violencia; democracia significa el poder del pueblo; y ética, libertad y confianza.

Aunado a esto explica que el PND 2019-2024 busca construir una propuesta post neoliberal y convertirla en un modelo viable de desarrollo económico, ordenamiento político y convivencia entre los sectores sociales, tema en el que el coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, ha puesto especial énfasis. 

“El Plan Nacional de Desarrollo que propuso el presidente Andrés Manuel López Obrador plantea la construcción de un modelo post neoliberal, donde el Estado ejerza un gasto público eficiente, sin corrupción, para ofrecer mejores servicios públicos y condiciones de bienestar para la gente.

“Gastamos muy mal, si no gastamos mejor, el Estado no tiene legitimidad para salir y pedirle más impuestos al sector productivo o a las familias mexicanas. Han crecido los recursos del Estado en los últimos años, pero no hemos sido eficaces en ofrecer servicios públicos y condiciones que mejoren el bienestar”, asegura

Sin embargo, el escrito entregado por la actual administración ha sido fuertemente criticado, pues tanto la Oposición como integrantes de la sociedad civil han señalado que deja fuera temas fundamentales como los derechos humanos; además de ser ambiguo y de no definir una estrategia clara en materia de presupuesto, con la cual se cumplirán las metas establecidas.

El PND actualmente cuenta con 64 páginas y está conformado por tres ejes principales y 12 principios rectores para lograr los objetivos ahí planteados

“El PND no cumple con los requisitos que pide la propia Ley de Planeación y no marca los métodos de seguimiento a lo planteado, por lo que no se podrían hacer evaluaciones, lo que a nosotros como Cámara de Diputados nos impediría la facultad de ver el tema presupuestario y la fiscalización del mismo desde la parte que nos corresponde. 

“Entonces, al no realizarse de manera correcta, nos imposibilitaría darle un seguimiento oportuno y puntal a la agenda pública que está marcando la Presidencia de la República”, explica Josefina Salazar, diputada del PAN e integrante de las comisiones de Derechos Humanos, Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación y Transparencia y Anticorrupción.

Para tratar de revertir estas carencias se han organizado foros y mesas de debate a lo largo y ancho del país incluyendo la participación de académicos, organizaciones de la sociedad civil y autoridades de los tres niveles de gobierno -municipal, estatal y federal-; pues de este documento depende en buena parte que se entienda y se logre la Cuarta Transformación.

Hasta el momento se han realizado seis foros de parlamento abierto en las instalaciones de San Lázaro y tres foros regionales (Veracruz, Nuevo León y Oaxaca). 

El último se llevará a cabo este jueves 20 de junio en Toluca,  y será con los elementos obtenidos mediante estos ejercicios, con los que se realizará el debate y en su caso la aprobación o rechazo del Plan Nacional de Desarrollo en un periodo extraordinario el próximo 27 y 28 de junio en la Cámara baja.

“Esperemos que ahora nuestros compañeros (diputados de Morena y sus aliados) sean conscientes de la gravedad y la importancia de revisar el documento y la implementación de las políticas públicas ahí señaladas, ya que básicamente es la razón de ser del presupuesto y de la agenda pública”, comenta la diputada blanquiazul Josefina Salazar.

Riesgo de simulación

Los foros y debates organizados por la Cámara de Diputados para intercambiar puntos de vista entre los distintos actores de la sociedad civil y de los tres niveles de gobierno, previo a la aprobación del PND, podrían pasar de ser un ejercicio democrático de parlamento abierto a uno de mera simulación ante la abrumadora mayoría con la que cuenta Morena en la Cámara baja.

Josefina Salazar, diputada del Partido Acción Nacional e integrante de las comisiones de Derechos Humanos, Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación y Transparencia y Anticorrupción, explica en entrevista que el órgano compuesto por 500 legisladores no tiene facultades para hacer modificaciones al Plan Nacional de Desarrollo, únicamente tiene el poder de aprobarlo o rechazarlo.

“La propia Ley no establece que nosotros (diputados) podamos modificar el PND, lo que se marca es que la Cámara baja apruebe o desapruebe el documento. Las facultades para enviar el PND y modificarlo únicamente las tiene el presidente”.

Por lo tanto, revela que si los integrantes del partido Movimiento de Regeneración Nacional y sus aliados deciden utilizar la mayoría con la que cuentan y aprobar el documento que se envió desde el pasado 30 de abril, este quedaría tal como está, es decir, no se podrían incluir los señalamientos realizados por quienes participaron en los foros al interior de San Lázaro ni en los regionales.

En caso de que se apruebe el próximo 27 y 28 de junio quedaría así como está. De lo contrario, se tendría que regresar al Ejecutivo para su modificación para que luego lo regrese y entonces nosotros lo aprobemos ya con las observaciones que se elaboraron y se le mandaron desde la Cámara baja y desde los distintos foros que se han venido realizando con los distintos sectores de la población

- Josefina Salazar

Diputada del PAN

Esto quiere decir que para que los foros y todo el trabajo realizado en los mismos sean tomados en cuenta y las opiniones y puntos destacados ahí señalados sean incluidos en el PND, los diputados tendrían que votar en contra de la aprobación del Plan Nacional de Desarrollo, algo que parece difícil que suceda, pues por el momento, la mayoría de los congresistas de Morena han salido a defender el documento original.

“El Plan Nacional de Desarrollo que aquí analizamos, genera optimismo. Para eso son los gobiernos, para eso son los estados, para eso son los municipios en la época moderna, para llenar de expectativas a los sectores sociales y reafirmarse al cumplir promesas. Nos indican estrategias a corto y largo plazo para hacer frente a nuevos aspectos aparentemente llenos de conflicto”, dijo el Diputado Raúl Eduardo Bonifaz Moedano, integrante del Grupo Parlamentario de Morena, durante la clausura del Foro Regional para el análisis del PND 2019-2024, desde Oaxaca, Oaxaca.

Contraria a esta postura se encuentra la de la diputada Salazar, quien asegura que el PND en este momento no cumple con los requisitos mínimos que establece la Constitución ni cuenta con los elementos suficientes para poder dar seguimiento a lo que plantea. 

El documento debe ir de acuerdo a lo que establece la Ley de Planeación en donde se deben establecer las prioridades nacionales, los objetivos generales, particulares, estrategias, metas e indicadores para el cumplimiento de los mismos para que todo pueda ser medido tanto cualitativa como cuantitativamente, dice en entrevista la diputada blanquiazul.

La Cámara de Diputados únicamente cuenta con la facultad para aprobar o rechazar el PND, por lo que si Morena con su mayoría decide darle el visto bueno al documento, ya no se podría realizar ninguna de las modificaciones sugeridas en los foros de discusión

“El Plan Nacional de Desarrollo que nos enviaron adolece de estas características además de que deja fuera temas fundamentales, como el de derechos humanos. Todo lo trata de una manera muy general, por los que no sabemos cómo se van a aplicar estas estrategias que plantea.

“Ya quedara a conciencia de cada diputado el votar a favor o en contra -un ejercicio que se hace por primera vez dentro de la Cámara- un documento que no cumple con los lineamientos establecidos tanto en la Constitución como en la Ley de Planeación.

“De aprobarse así como está, se sentaría un muy mal precedente para el futuro, pues es un documento que no cumple con los mínimos requerimientos legales”.

Temas en el olvido

La ambigüedad, falta de precisión y la carencia de temas al interior del Plan Nacional de Desarrollo que resultan fundamentales para alcanzar el México que la Cuarta Transformación prometió, han provocado una lluvia de críticas al documento tanto de los partidos de oposición como de las organizaciones de la sociedad civil

Juan Francisco Torres Landa, secretario del Consejo Directivo de México Unido Contra la Delincuencia, relata que el país sufre de un sobre diagnóstico en el tema de la inseguridad. 

Los principales contenidos de los que carece el Plan Nacional de Desarrollo giran en torno a los cómos, especialmente en relación a derechos humanos, seguridad, migración, ciencia y tecnología

“Todos estamos conscientes de la magnitud del problema por el que atravesamos, de las instituciones que no están funcionando y de lo que los gobiernos anteriores hicieron mal.

“Y en el PND lo que vemos en esta materia son aseveraciones ligeras y hasta aspiracionales. Hay estadísticas y estudios que, por ejemplo, demuestran el fracaso que significó militarizar la seguridad pública en México, no obstante, la apuesta de este gobierno es la Guardia Nacional”.

El experto en materia de seguridad también señala que los recortes hechos “con machete” al presupuesto de seguridad y justicia con la excusa de la austeridad Republicana y del combate a la corrupción, han fomentado que esta crisis se acentúe.

Los cuerpos encargados de brindar seguridad no tienen recursos para operar, el ejemplo más claro es el recorte de presupuesto a las unidades antisecuestro, entonces que no nos sorprenda que haya un repunte de este delito, situación que no se señala cómo se atenderá en el PND

- Juan Francisco Torres Landa

Secretario del Consejo Directivo de México Unido Contra la Delincuencia

“Si a esto le sumas que tampoco se menciona cómo se van a resolver las fallas con las que en este momento cuenta el Sistema de Justicia Penal Acusatorio, el cual lleva ya tres años de atraso, considerando que tenía un plazo de entre el 2008 y el 2016 para poder operar a cabalidad, las probabilidades de revertir los niveles de inseguridad en el país disminuyen aún más”.

Torres Landa también destaca que uno de los aciertos al interior del PND es el reconocimiento que se hace al fracaso en relación a la política prohibicionista de drogas en el país.

Sin embargo, dice que a pesar del acierto, no hay ni una sola referencia de cómo este apartado va a trascender en la toma de decisiones para beneficiar a los mexicanos.

La diputada Josefina Salazar del Partido Acción Nacional, hace hincapié en la falta de mención de temas relacionados a los Derechos Humanos, y asegura que el documento de 64 hojas creado por el Ejecutivo Federal, no le permite a México cumplir con los tratados internacionales a los que está suscrito.

Por su parte, académicos e investigadores de todo el país pidieron que se contemple dentro del PND la entrega de becas y que promueva la vinculación del sector con las instituciones públicas, los organismos sociales y las empresas privadas, con la finalidad de favorecer la “apropiación social de la ciencia” y la solución de los problemas nacionales, ya que actualmente, apenas se dedica un párrafo de cinco renglones para este sector.

Los recortes hechos al presupuesto de seguridad y justicia con la excusa de la austeridad republicana y del combate a la corrupción, han fomentado que esta crisis se acentúe

Otro de los temas que ha provocado conflictos es el manejo de la migración.

Juan Francisco Torres Landa indica que en parte es un problema creado por la actual administración, pues desde inicios del sexenio el presidente Andrés Manuel López Obrador prometió dar oportunidades a los migrantes que llegaran al territorio.

“Le tomaron la palabra, y ahora se desató una crisis en la que ya intervino hasta el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Ahora 6 mil elementos de la Guardia Nacional están atendiendo ese problema en lugar de dedicarse a lo que realmente les corresponde,  la seguridad de los mexicanos”.

Por último, los megaproyectos para impulsar la economía del país como lo señala el PND también han sido fuertemente cuestionados, pues la mayoría no cuentan con la documentación legal ni con los estudios para llevarse a cabo, además de que en muchos casos están violando los derechos de las comunidades indígenas, las principales afectadas.

Relacionado: UNA REVOLUCIÓN NECESARIA


Notas relacionadas

Nov 22, 2019
Lectura 2 min

Nov 21, 2019
Lectura 2 min

Nov 21, 2019
Lectura 2 min

4T

Libro de AMLO, el más vendido en Amazon

Indigo Staff


Nov 21, 2019 Lectura 2 min

Nov 20, 2019
Lectura 2 min

4T

Noroña propone instaurar el ‘Día del Chairo’

Indigo Staff


Nov 20, 2019 Lectura 2 min

Comentarios