La influencia del padre del gobernador Rodrigo Medina en la administración estatal vuelve a ser un tema de discusión que se pone sobre la mesa.

En esta ocasión, el abogado Valdemar Martínez pide la revocación de la patente notarial de Humberto Medina Ainslie, presuntamente por incumplir con sus funciones desde hace tres años, cuando fue designado titular de la Notaría Pública 18 por el entonces gobernador Natividad González Parás.

El abogado demanda en un escrito dirigido al gobernador Rodrigo Medina que éste deje sin efectos la designación del fedatario y revoque la patente, porque el padre del mandatario incumplió con los requisitos del artículo 35 de la Ley del Notariado de Nuevo León.

“Quedará sin efecto la designación de notario, si dentro del término de noventa días naturales siguientes al de la protesta que haya rendido ante la autoridad respectiva, no procede a iniciar sus funciones”, se lee en el artículo invocado.

Según el candidato a doctor en Derecho, Medina Ainslie fue designado notario el 23 de septiembre de 2009, así que tenía como fecha límite para iniciar sus funciones hasta el 22 de diciembre del mismo año.

Pero el abogado asegura que el fedatario no sólo incumplió con este requisito -una causal suficiente para revocar su patente- sino que tampoco ejerció su función notarial en los años posteriores.

“Aunado a ello, el Lic. Humberto Medina Ainslie, no ejerció la función notarial en todo el año 2010, 2011 y en lo que va del año 2012, dejando en un completo estado de indefensión a la colectividad”, escribió en el documento.

De acuerdo con Martínez, la ausencia de Medina Ainslie durante este lapso contraviene lo dispuesto en el artículo 55 de la materia, que expresa que los notarios sólo pueden ausentarse hasta por sesenta días en un año, en periodos de 15 días trimestrales.

“Pido de la manera más atenta que deje sin efectos la designación de notario y le revoque la patente notarial (a su papá), el Lic. Humberto R. Medina Ainslie”, demanda el abogado en su escrito del 16 de octubre, enviado a la Secretaría Particular del gobernador.

No sería la primera vez en la que Medina Ainslie tiene que recurrir al litigio.

Hace años la PGR giró una orden de aprehensión en su contra debido a una acusación de robo cuando era Procurador de Justicia de Coahuila, pero solicitó un amparo y fue cobijado en Nuevo León por el ex mandatario González Parás.

Fue nombrado asesor Jurídico, mientras su hijo Rodrigo Medina era secretario de Gobierno y luego se convirtió en el actual mandatario.

Martínez informa a Reporte Indigo que el escrito va encaminado para que en breve se presente una demanda de amparo contra el padre de Rodrigo Medina.

Cuestionamientos

En una segunda parte de su escrito, el abogado lanza una serie de cuestionamientos al gobernador.

Le pregunta al mandatario cuándo revocará la patente notarial a su padre y le cuestiona por qué no lo había hecho con anterioridad, si sabía que nunca ejerció sus funciones durante casi tres años.

“¿Por qué usted a sabiendas de que (su papá), el Lic. Humberto R. Medina Ainslie, no entró en funciones como notario, se abstuvo de revocarle la patente notarial y la titularidad de la Notaría Pública 18 en el Estado?”.

Reporte Indigo publicó el 6 de junio de este año que personal de la Notaría Pública 18 confirmó que el despacho no estaba en funciones y que Medina Ainslie se encontraba ausente.

Se acudió a la Notaría ubicada en el número 51 de la calle Río Mississippi, en la colonia del Valle en San Pedro, con el objetivo de que el fedatario expusiera su versión sobre las inversiones millonarias que tiene en San Antonio, Texas.

Desde entonces, se anticipó que el también ex procurador de Coahuila podría ser sancionado por el presunto incumplimiento de funciones.

Más adelante, Medina Ainslie rehusó hablar ante las cámaras, cuando apareció sorpresivamente en un homenaje al extinto empresario Roberto González Barrera, el pasado 30 de agosto.

Al finalizar el homenaje en el Planetario Alfa, el padre del gobernador se enfiló molesto al estacionamiento de la sede.

El gobernador Rodrigo Medina aseguró en una entrevista exclusiva para Reporte Indigo que es falso que su padre influya en su gobierno o en sus decisiones, y que ha dado instrucciones a su gabinete para que le informen si algún familiar suyo les llama para pedirles favores.

Argumentan larga cadena de litigios

El escrito presentado por el abogado Valdemar Martínez se suma a una serie de recursos legales que ha promovido en contra de la expedición de patentes a diversos notarios del estado, entregadas durante el sexenio de Natividad González Parás.

En total, suman 11 amparos interpuestos por el abogado entre 2008 y 2009, en representación del quejoso Juan Antonio Rodríguez Sepúlveda, argumenta el consejero jurídico del gobernador Hugo Alejandro Campos.

Diez de éstos fueron favorables para el Gobierno del Estado: ocho se resolvieron en el Juzgado Primero de Distrito en Materia Administrativa, y dos más en el Juzgado Tercero de Distrito en la misma materia.

“La mayoría se admitían y se resolvieron con que no había interés jurídico. Se llevaba toda la etapa en un Juzgado, el (Tribunal) Colegiado confirmaba en su caso la resolución del juez”, recuerda el funcionario.

“Ningún juez ha dicho que se tiene que dar una patente a alguna persona o revocar una patente a alguien”.

El único amparo en trámite es el número 558/2009, turnado al Juzgado Primero, porque el abogado ha presentado un recurso de revisión, inconformidades y quejas.

El consejero reconoce que hasta el cierre de esta edición la Secretaría Particular del gobernador no le había turnado el escrito que presentó Martínez el pasado 16 de octubre, pero asegura que lo contestará.

“No lo tengo a la mano”, insiste, “no tengo los elementos ahorita, no tenemos preparada la contestación, debemos de contestar”.