El sábado 31 de agosto, familiares y amigos de Norma Mercedes comenzaron a buscarla, esto después de que la joven mujer, que se decía embarazada, abordara un taxi en Puebla y no regresara.

A través de las redes sociales, la mujer de 27 años era buscada, el hecho de estar embarazada, había causado un mayor impacto en la sociedad.

Sin embargo, la mañana de este sábado autoridades de la Fiscalía de Puebla hicieron oficial la aparición de Norma, quien se había escondido luego de haber fingido su embarazo.

De acuerdo con la Fiscalía, luego del desarrollo de más de 140 actos de investigación para localizarla, el 6 de septiembre se ubicó a la joven en su domicilio y compareció para descartar que hubiera sido víctima de algún delito.

Su ausencia obedeció a que fingió su embarazo y no quería decir la verdad a su familia por lo que planeó su desaparición. Incluso señaló que pagó 500 pesos para que una mujer en etapa de gestación le vendiera su ultrasonido.

Para pasar desapercibida se cortó el cabello, compró una peluca y ropa distinta.

Durante su ausencia se ocultó en el domicilio de una amiga de su madre, en hoteles y en casa de una sexoservidora en Amozoc.

Presuntamente al notar la búsqueda que había en torno a ella, fue aconsejada de regresar a su domicilio con golpes y rasgada del estómago para intentar justificar que llegaría sin un bebé, pero Norma desistió.

Después de rendir su declaración ante el agente del Ministerio Público, Norma Mercedes Jiménez López regresó con su familia.


Te recomendamos leer: Desaparece mujer embarazada en Puebla