El Congreso de Michoacán aprobó reformas a la Ley de Educación para garantizar y fomentar el derecho a la educación menstrual y facilitar el acceso gratuito a productos de gestión menstrual para niñas, mujeres y personas menstruantes que lo soliciten en las escuelas públicas.


La resolución también exigirá a los programas de estudio resaltar la educación sexual integral y reproductiva, el ejercicio responsable de la sexualidad, la planeación familiar, la maternidad y paternidad responsables, la prevención de embarazos adolescentes e infecciones de transmisión sexual.

Según la nueva legislación, las autoridades educativas deberán elaborar y distribuir material educativo en distintas lenguas habladas en el territorio para orientar a los alumnos sobre la menstruación; así como contar con los insumos básicos de higiene y salud menstrual.

Las autoridades educativas también deberán asegurarse de tener las condiciones necesarias para evitar el bullying y que las alumnas no se ausenten a clases por ese motivo.

Desde ahora, las estudiantes tendrán derecho a recibir becas y productos necesarios para la menstruación, tales como toallas sanitarias, copas menstruales y tampones; así como cualquier otro bien destinado a la gestión menstrual, priorizando a personas de escasos recursos o con condiciones sociales difíciles.

La iniciativa, impulsada por el presidente de la Comisión de Educación, Antonio Madriz, implica modificar las fracciones XIV, XV y adicionar la fracción XVI del artículo 29; así como modificar la fracción X del artículo 53 y la VII del artículo 112 de la Ley de Educación del Estado de Michoacán.

El dictamen fue presentado por la Comisión de Educación del Congreso local, integrada también por la diputada Tere Mora, del Partido del Trabajo (PT) y Octavio del Campo, legislador del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Te puede interesar: Avanza iniciativa #MenstruaciónDigna en México