Los diputados de la Comisión de Hacienda tuvieron una reunión con funcionarios del Gobierno estatal, pero no se llegó a un acuerdo para eliminar estos cobros


"Estamos parados en una situación, en donde el déficit es muy significativo”

Carlos Garza

Tesorero

https://www.youtube.com/watch?v=1MQ6e6eolvs

Hoy en el Congreso del Estado se discute el arribo de más impuestos propuestos por el Gobierno de Nuevo León y los municipios metropolitanos.

Se trata de más cargos vehiculares para la ciudadanía, un aumento en el pago de refrendo, cobro por la verificación vehicular y replaqueo, además de un incremento en el pago del impuesto predial, solicitado por los municipios metropolitanos.

Sin estos recursos, los municipios y el Gobierno Estatal difícilmente podrían salir a flote de  la crisis económica que atraviesan, pues se ahogan en la deuda.

Estos cobros vehiculares han generado un choque entre el Poder Legislativo y el Ejecutivo, pero hasta el momento las reuniones no han arrojado resultados positivos. Todo está en suspenso.

Sin embargo, el más perjudicado por estos incrementos serán los propios ciudadanos, quienes tendrán que ajustarse el cinturón para el próximo año.

Los legisladores esperan que el Gobierno del Estado elimine estos impuestos de última hora.

En cuanto al aumento del impuesto predial —que aun está pendiente en el Congreso— se espera que los diputados aprueben el dictamen para antes del 25 de diciembre.

Este incremento pareciera no incomodar al Poder Legislativo, pues no se ha pronunciado en rechazarlo.

Alistan aumento en el predial

Los alcaldes metropolitanos solicitaron al Congreso local un aumento promedio del 30 por ciento en el impuesto predial.

Con el dinero de ese gravamen, el Municipio puede utilizar la recaudación de manera libre, es decir, no estaría etiquetado para una partida en específica, pero se podría utilizar en obras, mantenimiento y gasto corriente.

La cifra de recaudación por este rubro no es nada despreciable.

Por ejemplo, en Monterrey con la propuesta del aumento de un 30 por ciento de este impuesto otorgado por la administración saliente de Margarita Arellanes, tendría una recaudación de un poco más de mil millones de pesos para 2016.

A esto se le suma las multas municipales por diferentes rubros, como de transito y alcoholes, así como permisos de construcción y  expedición de licencias vehiculares, que en conjunto todo, representa el 15 por ciento de su presupuesto anual.

Los alcaldes justifican este aumento por la eliminación gradual de la tenencia vehicular aprobada por el Poder Legislativo el pasado 4 de noviembre.

La propuesta que aún están en la “congeladora”.

Placas también

El Gobierno independiente de Jaime Rodríguez busca aumentar el cobro de placas de 350 pesos a 368 pesos, por lo que se prevé un replaqueo para el próximo año.

Y aunque no se habría negociado este aumento entre el Poder Ejecutivo y el Congreso, en el Paquete Fiscal 2016 ya se contempla este incremento.

“El tema de replaqueo es muy polémico, el gobernador dijo que sería el último, pero la realidad es que es que no está en la decisión del gobernador, se tendría que modificar la ley, pero en verdad no creo que se justifique este aumento”, dijo públicamente el líder de la bancada del PAN, Arturo Salinas.

Añadió que el replaqueo pareciera estar dirigido a que las placas nuevas tengas un logotipo de Gobierno independiente.

“Pareciera que eso de las placas sería para promoción del gobernador”, concluyó el legislador.

Revive verificación vehicular

El regreso de la verificación vehicular podría salvar un poco las fianzas del Gobierno  de Jaime Rodríguez, el cual se encuentra con un déficit de  9 mil millones de pesos, y se pretende bajar para finales del próximo año a casi 6 mil millones de pesos.

Este déficit limita el campo de acción de operación de todo el aparato estatal, dijo el tesorero del Gobierno independiente, Carlos Garza.

Explicó que hoy en día la situación económica por la que pasa las arcas estatales no es alentadora.

“Quisiéramos estar en la posibilidad de reglar (la verificación vehicular), pero no tenemos esas posibilidades por la situación financiera del Estado que no lo permite. Estamos parados en una situación, en donde el déficit es muy significativo”, dijo.

El tesorero reconoció que el Paquete Fiscal 2016 no agradará algunos puntos a la ciudadanía, pero en el equilibrio y  en el balance, las medidas que está proponiendo el Ejecutivo son de mejora para la comunidad.  

“El presupuesto en general tiene un componente inercial significativo, y lo va seguir teniendo a través con el tiempo, porque viene dentro del gasto componente del magisterio y seguridad pública que presiona mucho en termino de gasto”, aseguró Garza.

Subirán el refrendo

El gobernador Jaime Rodríguez propuso en el Paquete Fiscal 2016 un aumento del 14 por ciento en el cobro del refrendo, mismo que afectará a cada automóvil.

Se contempla un incremento de más de 200 pesos por cada auto, aunque la medida fue rechazada por el Congreso local.

El líder de la bancada del PRI en el Congreso, Marco González,  se volvió a pronunciar en contra de estos aumentos recaudatorios.

“Se debe apretar el cinturón el Gobierno, y no cargar más impuestos a la ciudadanía. Los ciudadanos no deben pagar los platos rotos, el Gobierno debe tener austeridad.

“Espero que el gobernador dé marcha atrás a los puntos de discusión como el aumento en el refrendo, replaqueo y verificación vehicular”, dijo el legislador.

El pasado martes los diputados de la Comisión de Hacienda sostuvieron una reunión con funcionarios del Gobierno estatal, pero no se llegó a un acuerdo para  eliminar estos cobros.

Al terminar la primera mesa de trabajo, Carlos Garza, tesorero del Gobierno estatal, reconoció en rueda de prensa que hay discrepancias con el Congreso por el tema del Paquete Fiscal 2016.

“Yo quiero resaltar, que independientemente de las discusiones como las que estamos ahora entre el Poder Legislativo y Ejecutivo, yo quiero resaltar algo muy relevante, que este paquete económico es histórico en muchos aspectos”, dijo el tesorero.