En medio de aplausos y flores, Margarita Arellanes fue recibida por sus colaboradores más cercanos en la sala de espera de su despacho municipal

En su regreso a la presidencia municipal de Monterrey para retomar su cargo como alcaldesa, Margarita Arellanes tendrá que replantear al menos seis acciones pendientes por resolver.

Después de que solicitó licencia el pasado 24 de diciembre para contender por la candidatura panista a la gubernatura, la administración regia navegó en la incertidumbre.

Con el paso de los días, empeoró la situación administrativa aún más.

Y es que se paralizaron programas sociales, obras de recarpeteo, respeto a los reglamentos de alcoholes y comercio, seguridad y certificación de confianza de los elementos de la Policía Monterrey.

Norma Paola Mata, encargada del despacho, no pudo con la responsabilidad.

De vuelta en Palacio

Ayer, alrededor de las 12:00 horas el Cabildo de Monterrey fue informado oficialmente del regreso de Margarita Arellanes.

En una breve entrevista, Arellanes prometió recomponer la seguridad, que es prioritaria en su retorno a la alcaldía regia.

“Vamos a trabajar como siempre, ver temas de seguridad, que es prioritaria en nuestra ciudad, y voy a tener una reunión con compañeros regidores que están pidiendo invertir mayores recursos en nuestras vialidades”, dijo Arellanes.

En medio de aplausos y flores fue recibida por sus colaboradores más cercanos en la sala de espera de su despacho municipal. 

Hasta su madre, Margarita Cervantes, la recibió.

“Es el mismo compromiso, el mismo entusiasmo”, expresó la alcaldesa.

Las avenidas de la ciudad están llenas de baches, la carpeta asfáltica se deterioró con las lluvias y no se aplicó un plan urgente de recarpeteo.

Miles de automovilistas tienen que sortear todos los días con los hoyos. Y sobre ese asunto, prometió gestionar recursos.

“Tenemos que redireccionar recursos, es más que nada un tema donde además se solicitará un recurso a la Federación, ya que toda vez que son 60 millones de metros cuadrados de nuestro pavimento y apenas llevamos un millón 700 metros cuadrados reparados.

“Y bueno, pues se requieren recursos extraordinarios, sin embargo dentro de los mismos recursos propios vamos a redireccionar recursos.

“De hecho ahorita tengo reunión primero que nada con los regidores, sobre todo de la fracción del grupo de Acción Nacional, toda vez que ellos mismos me están pidiendo redireccionar recursos especiales y adicionales para esto”, resaltó Arellanes.

La infraestructura vial

En cuanto al tema de los delitos, Margarita Arellanes dijo que la próxima semana tendrá una reunión con sus mandos de la Policía de Monterrey.

“Trabajar como siempre, ver temas de seguridad que es prioritario en nuestra ciudad, que si algo podemos decir es que hemos avanzado con solidez  en el tema de seguridad.

“Y bueno, por supuesto también tener esta reunión con algunos compañeros regidores que me están solicitando invertir mayores recursos, pero para el tema de lo que es infraestructura vial”, confirmó la alcaldesa.

La proliferación de comercios informales en calles de Monterrey, fue un tema abordado con firmeza por la alcaldesa a principio de su administración.

Pero con su ausencia se aflojó en los operativos, acción que fue aprovechada por los negociantes que se apoderaron de las banquetas en el primer cuadro de la ciudad.

Además, en los últimos días se vivió un “boom” de bares violando los horarios de venta de bebidas alcohólicas.

Esto contrasta a los severos operativos realizados en sus primeros años de administración en 2012 y 2013, en donde se tenía controlado el área de alcoholes y comercios.

Aunque en su regreso no habló del tema de la venta de alcohol en los antros, según fuentes municipales habría instrucción para  retomar el problema de los bares.

Las acciones sociales de gobierno recayeron de manera dramática en las últimas semanas cuando ella ya estaba en la precampaña, pues las visitas a colonias por funcionarios municipales fueron casi nulas.

Al ser cuestionada sobre si habría cambios en su gabinete, aseguró que en próximos días habría noticias.

“Eso después lo anunciaremos”, dijo Arellanes.

En cuanto a los proyectos nuevos para esta año no hay ninguno en concreto, sólo se anunció la inauguración de la Escuela de Manejo.

Los pendientes en Monterrey

A su regreso al Palacio Municipal de Monterrey, la alcaldesa Margarita Arellanes debe poner atención inmediata a diversos temas, entre ellos seguridad, recarpeteo de calles y programas sociales:

> Sin Programas Sociales
Durante el 2015 no se ha anunciado ningún programa social en Monterrey, a pesar de que en los dos primeros años de administración se realizaron varios proyectos en pro de la comunidad.

> Recarpeteo por baches
Un tema de gran importancia son los baches en casi todas las avenidas de Monterrey. La temporada de lluvias ha causado destrozos en muchas arterias, causando daños a centenares de vehículos.

> Orden en Alcoholes
Desde que Arellanes solicitó licencia, los antros empezaron a hacer de las suyas y no cumplen el horario establecido por el reglamento de Alcoholes. Tendrá que ponerlos en cintura.

> Seguridad
El aumento de delitos del fuero común será un tema prioritario en la nueva agenda de la alcaldesa. Necesario reforzar las calles regias para evitar más robos.

> Certificación de escoltas
El problema de su escolta ligado con el grupo de Los Zetas evidenció una falta de credibilidad en la Policía de Monterrey. Ahora deberá replantear el esquema de las pruebas de control y confianza.

> Comercios informales
Los comerciantes ambulantes continúan siendo un problema y motivo de queja del comercio formal. En algunas calles estos puesteros bloquean el paso de los peatones y complican la vialidad.