Lorena Cuéllar, virtual gobernadora electa de Tlaxcala, compara la jornada electoral del pasado 6 de junio con la defensa heroica que lideró en 1519 Xicohténcatl contra el asedio de los conquistadores españoles.

Recuerda que el pasado domingo, simpatizantes y ciudadanos se unieron para defender el material electoral de grupos armados que alcanzaron a robar y quemar 25 urnas.

“Hubo mucha tensión, vivimos momentos muy difíciles porque quisieron poner en riesgo la integridad de las familias y la democracia.

“Cuando las cosas se pusieron más intensas llegó la Guardia Nacional y pudimos detenerlos, pudimos vencerlos. Pese a esto, la diferencia (de más de 10 puntos porcentuales entre ella y Anabell Ávalos) es bastante contundente, irreversible y ahora estaremos gobernando para todos los tlaxcaltecas”, menciona.

Lorena Cuéllar una de las más antiguas incondicionales del presidente Andrés Manuel López Obrador, confiesa que ahora es momento de planear la defensa a nivel nacional de la Cuarta Transformación, y aunque perdieron algunas alcaldías en la Ciudad de México y curules en la Cámara de Diputados federal, dice que lo importante son los territorios que lograron arrebatarle a la oposición en las entidades.

“Morena está frente a la posibilidad de tener más gobernanza y eso es importante. Ahora, tenemos que trabajar para ser un ancla y ayudar a nuestro presidente a que se le faciliten las cosas. Es importante que tenga aliados en distintos estados, cosa que antes no tenía. Ahora tenemos que trabajar mucho y entregar buenas cuentas porque de esa manera se ganan las contiendas”, dice con la mira puesta en 2024.

Sobre los principales retos en la entidad, la futura gobernadora dice que son similares a los de gran parte del país: la inseguridad, la cual promete combatir con capacitación policíaca e inversión en tecnología; salud, a lo que propone que Tlaxcala tenga un hospital de tercer nivel; y el desarrollo económico.

Además, la exdelegada de programas sociales federales, buscará reforzarlos, trabajar de manera más coordinada y que los funcionarios encargados no sean solo de escritorio, sino de campo y que escuchen las necesidades de la gente.

También puedes leer: ‘Tlaxcala será gobernada por una mujer’, Lorena Cuéllar