La senadora panista, Lilly Téllez, volvió a criticar la marcha que encabezará el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) este domingo en la Ciudad de México para celebrar sus cuatro años en el poder.

Téllez incluso “proclamó” el 27 de noviembre como “el día del acarreado”, pues según la panista, el presidente AMLO no cuenta con la simpatía de la población que siempre pregona.

A través de su cuenta de Twitter, la ex morenista aseguró que un gran número de personas asistirán obligatoriamente a la marcha a cambio de un beneficio económico o en especie.

“Nuestros impuestos van a pagar la acarreada de la marcha forzada. Es la cúspide del culto a la personalidad…desquiciada”, escribió.

Lee también: Marcha de AMLO: Esta es la ruta, horario y todo lo que debes saber del evento de este domingo

Por su parte, Marko Cortés, dirigente nacional del PAN, afirmó que con esta marcha el presidente López Obrador “busca ocultar los crecientes problemas del país, como la violencia, el aumento de la pobreza y la falta de empleos bien pagados”.

Cabe señalar que en los últimos días se ha difundido en redes sociales imágenes y videos de trabajadores de la Secretaría de Bienestar invitando a la ciudadanía a asistir a la marcha.

“La marcha de los acarreados”: AMLO

Sobre este tema, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) sarcásticamente bautizó la movilización de este domingo como “la marcha de los acarreados“.

La cual insistió en que será una celebración del avance de su proyecto de transformación.

“La marcha de los que vienen acarreados. ¿Saben por qué vienen acarreados? Y aprovecho para invitarlos. Son muchos acarreados porque están muy contentos por el combate que ha habido por el combate que ha habido a la corrupción. Hay millones de personas que van a venir”, dijo en su última conferencia matutina previa a la movilización.

Incluso ironizó que los acarreados serán quienes reciben programas sociales, siendo 12 millones de adultos mayores, dos millones, 200 mil jóvenes construyendo el futuro, 11 millones de estudiantes, 450 mil sembradores, dos millones de campesinos, 200 mil pescadores y hasta empresarios beneficiados por el aumento en la Bolsa de Valores.