¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional
doPlay

Entretenimiento

La guerra del Streaming y los contenidos

Hidalgo Neira

En un mercado audiovisual cada vez más competido, Apple y Disney se suman a este negocio que ya es dominado por Netflix, Amazon y otras plataformas digitales; expertos indican que para sobrevivir, estos servicios deberán realizar alianzas comerciales, además de crear contenidos originales de alta calidad que atraigan espectadores


Nov 1, 2019

Apple entra de lleno al negocio de las plataformas audiovisuales de streaming el día de hoy para hacerle frente a competidores ya establecidos como Netflix, Amazon Prime Video, HBO GO y Fox Premium, entre otros.

El gigante de Cupertino, California, podría invertir hasta cuatro mil millones de dólares en generar producciones originales durante los siguientes tres años, según proyecciones de la firma de capital de riesgo Loup Ventures, pues con su entrada a este mercado, AppleTV+ ya ofrece 11 series de casa, entre las que destaca The Morning Show, protagonizada por Jennifer Aniston, Reese Witherspoon y Steve Carrell.

Medios estadounidenses han estimado que las primeras dos temporadas de esta serie tendrán un costo de 300 millones de dólares (MDD), aproximadamente 15 MDD por episodio.

Esta oferta audiovisual de AppleTV+ se suma a la ya existente en México, lo que levanta la pregunta de qué servicio de streaming conviene contratar, ya que sería muy costoso tener todas las plataformas disponibles.

En el pasado, la televisión se peleaba por el tiempo del espectador y por captar su atención en un horario determinado, ahora las propuestas sobran y lo que se discute realmente es qué contenidos quiere consumir el público

El “cuándo” dejó de importar con los servicios denominados Over-The-Top (OTT), es decir, de libre transmisión en internet.

“En Estados Unidos hoy creemos que tenemos menos del 10 por ciento del tiempo en pantalla enfocado en la TV. Muchos se centran en las “guerras de transmisión”, pero llevamos más de una década compitiendo con streamers (Amazon, YouTube, Hulu) y TV lineal”, afirma Netflix en la carta fechada el 16 de octubre pasado que entregó a sus inversionistas y a la cual Reporte Indigo tuvo acceso.

El sistema de streaming que trajo House of Cards en 2013, está consciente de la llegada de nuevos competidores como Apple TV+, que arranca operaciones de manera formal el día de hoy por un costo de cinco dólares mensuales (aproximadamente 95 pesos de acuerdo al cambio actual), Disney+ que funcionará a partir del 12 de noviembre en Canadá, Países Bajos y Estados Unidos por siete dólares mensuales (133 pesos) y tiene proyectado entrar al mercado latinoamericano en 2020.

Además HBO recién anunció su nueva transformación en streaming, ya que a partir de mayo del siguiente año, inauguran su plataforma HBO Max, la cual incluye todos los contenidos de este canal de televisión de paga, más los de Warner Bros., Cartoon Network, TNT, CNN y todas las demás filiales de WarnerMedia Entertainment, todavía sin estar claro como entrarán al mercado de América Latina.

“El lanzamiento de estos nuevos servicios será ruidoso. Puede haber un poco de viento en contra de nuestro crecimiento en el corto plazo, sin embargo, a largo plazo, esperamos que podamos continuar creciendo bien, dada la fortaleza de nuestro servicio y la gran oportunidad de mercado”, agrega el comunicado de Netflix.

Por su parte, Amazon Prime Video, no se ha quedado con los brazos cruzados para su público latino, pues recientemente anunció que tienen el convenio por un año para albergar los más recientes contenidos de Disney (mientras llega a Latinoamérica), además de que servicios anexos como MGM, Paramount+, Acorn TV y StarzPlay, entre otros, ya están disponibles por un costo extra en su plataforma.

“Todavía falta un tiempo largo para que la televisión de paga regular desaparezca, no creo que eso vaya a suceder pronto, pero con la llegada de cada vez más nuevas plataformas de streaming, creo que se van a empezar a agrupar y este va a ser su futuro en distintas partes del mundo, como ya está sucediendo”, expresa en entrevista Superna Kalle, vicepresidenta ejecutiva de redes digitales internacionales del canal Starz y del streaming StarzPlay.

Al igual que Kalle, el experto en medios audiovisuales Enrique Solórzano, mejor conocido como “Stivi de Tivi”, suscribe que estas asociaciones entre compañías serán esenciales cada vez más para que distintos servicios de OTT puedan mantenerse a flote en esta batalla por el consumo audiovisual.

“Al final ya no vamos a tener cable como tal, pero sí vamos a tener una unión parecida al cable en la que vas a tener estas cuatro o cinco plataformas, es la única manera en la que va a poder funcionar este nacimiento de cada semana o cada mes de nuevas plataformas, además de que cada una está buscando su propio fenómeno, al estilo Game of Thrones, para poder sobrevivir”, precisa Solórzano.

El abanico de opciones para el televidente cada vez es más amplio, y el choque entre plataformas de streaming cada vez será más notorio, por lo que queda en duda quién dominará esta lucha de plataformas.

También puedes leer: Apple TV: la revolución

El riesgo de los contenidos originales en el streaming

La apuesta por ofrecer series o películas originales cada vez crece más entre las distintas plataformas digitales con tal de ganar la preferencia del público, lo cual a veces es una inversión a ojos cerrados.

Cada plataforma quiere tener su serie original para que la gente los voltee a ver y no tienen miedo de gastar para lograrlo

La serie sobre el Señor de los Anillos que Amazón planea producir podría convertirse en la más cara de toda la historia.

La serie sobre el Señor de los Anillos que Amazón planea producir podría convertirse en la más cara de toda la historia.

“En 2004 cuando se hizo el piloto de Lost, que fueron dos episodios, costó entre 10 y 14 millones de dólares y fue considerado una locura, de hecho corrieron a la cabeza de ABC por aprobar esta decisión que resultó benéfica”, apunta Stivi de Tivi.

El también periodista de cine pone como ejemplo del riesgo que se corre con estas inversiones a Carnival Row, serie de Amazon Prime Video que salió en agosto y que es protagonizada por Orlando Bloom y Cara Delevingne, de la cual incluso se aprobó una segunda temporada antes de su estreno, sin embargo las críticas no fueron favorables.

“Ha sido uno de los más grandes fracasos porque cada episodio costó entre 10 y 15 millones de dólares, nadie la vio, pasó sin pena ni gloria, recibió críticas tibias y le costó muchísimo dinero a Prime Video, entonces estamos empezando a ver los primeros golpes”, reitera Solórzano.

Amazon desembolsó 250 MDD solo para asegurar los derechos de la franquicia de El señor de los Anillos; el presupuesto estimado que tiene para su realización es de mil millones de dólares y ya están aseguradas cinco temporadas, según The Hollywood Reporter

Disney+ tampoco se queda atrás, ya que su serie insignia The Mandalorian, la cual pertenece al universo de Star Wars, tiene un presupuesto estimado de 100 MDD.

Para crear la primera temporada de The Mandalorian Disney+ tiene un presupuesto aproximado de 100 millones de dólares

Para crear la primera temporada de The Mandalorian Disney+ tiene un presupuesto aproximado de 100 millones de dólares

También puedes leer: Disney vs Netflix: la disputa por el streaming

Disney+, la expectativa

La empresa insignia del entretenimiento infantil retrasó su fecha de salida en Latinoamérica, creando un escenario de ansiedad entre sus consumidores, por lo que el público estará ávido por ver sus producciones.

Cuando realmente llegue Disney+ va a ser un trancazo, mientras más nos hagan esperar, más se nos va a antojar, Disney se vende sola, Netflix y todas las demás están temblando

- Enrique Solórzano

Experto en medios audiovisuales

Por su parte, el ejecutivo de Starcom México, Jacobo Fernández, plantea que en el país el espectador no esperará a que este contenido esté disponible necesariamente de manera legal.

“El consumidor siempre se las ingenia para ver lo que quiere ver, hoy existen varias plataformas que no necesariamente son legales, donde incluso “empresas” fantasma prestan servicio pagando una mensualidad para tener más contenidos en una sola plataforma”, argumenta.

También puedes leer: Los nuevos fenómenos del streaming y la televisión

Catálogo selecto, público diferenciado

En lugar de pelear por tener todo tipo de contenidos en su catálogo, el plan que StarzPlay tiene es sencillo, solo enfocarse al público adulto que específicamente busca series de ficción que van del drama y la acción a la fantasía.

No tenemos ningún contenido de niños o de documental. Netflix tiene los tópicos básicos de televisión, nuestro futuro está en tener contenido premium para adultos, la familia puede tener Disney para sus hijos, pero nuestro servicio puede ser complementario

- Superna Kalle

Vicepresidenta ejecutiva de redes digitales internacionales del canal Starz y del streaming StarzPlay

Para Jacobo Fernández es justo esta estrategia la que funcionará para aquellos OTT que son menos visibles dentro del mercado; todo reside en que haya una constante en su oferta audiovisual y mantengan precios competitivos.

“Continuidad, precio y catálogo. Hoy pasamos mucho tiempo viendo y decidiendo qué ver… la misma DATA permite recomendar o mostrar una afinidad a tus gustos, pero aquellas que tienen poco tendrán una carrera por poner contenidos suficientes sobre la mesa”, refiere el ejecutivo de Starcom México.

La adaptabilidad del público hacia estas nuevas plataformas es el reto al que se enfrentan todas las compañías audiovisuales, ya que la oferta sigue creciendo, el problema es que la demanda vaya a la baja con esta sobrexpocisión al consumidor

“La competencia por ser el mejor OTT o distribuidor de contenidos traerá complejidades de decisión para televidentes para escoger plataformas que engloben todo el contenido que les gusta en uno sólo, o bien existirá una mayor afinidad para ciertas plataformas (…) Lo más importante por ahora es entender cómo se adapta la audiencia a un consumo que venga acompañado de precios más elevados, mayor accesibilidad en pantallas inteligentes y sobre todo selección de contenido exclusivo para designar un favorito dentro de toda la oferta que exista”, subraya Fernández.

A esto hay que sumarle la medida gubernamental de implementar un gravamen específico a los servicios audiovisuales digitales, lo que a la larga acrecentaría la cuota de suscripción, afectando la economía de los usuarios, ya que se cobrará a partir del 2020 el Impuesto Sobre la Renta a quienes contraten plataformas OTT.


Notas relacionadas

Jun 30, 2020
Lectura 5 min

Jun 16, 2020
Lectura 5 min

Jun 15, 2020
Lectura 6 min

Entretenimiento

Cotorrea con Anabel Ferreira en vivo

José Pablo Espíndola


Jun 15, 2020 Lectura 6 min

Jun 12, 2020
Lectura 2 min

Comentarios