El alcalde Francisco Chíguil no ha sido el único gobernante de la Gustavo A. Madero que ha incurrido en irregularidades al contratar.

En julio de 2017, el actual diputado local del Congreso de la Ciudad de México por el Partido de la Revolución Democrática (PRD), Víctor Hugo Lobo, siendo delegado de la demarcación, contrató a una compañía que cuando fue investigada por las autoridades fiscalizadoras desapareció, así consta en la investigación ASCM/65/18 de la Auditoría Superior de la Ciudad de México (ASCM).

Según la auditoría, en dicho año la demarcación adjudicó un contrato por 8 millones de pesos a Corporativo Zareb, S. de R.L. de C.V. para la adquisición de despensas como parte de un programa de apoyo nutricional.

Con el fin de supervisar que la delegación haya cumplido sus obligaciones de pago, la ASCM trató de localizar a la empresa, pero ésta desapareció.

Supuestamente, la compañía tenía una dirección física en el estado de Puebla y se le solicitó al gobierno de la entidad localizar a sus representantes legales pero no fue posible hacerlo porque sus oficinas estaban vacías.

Posteriormente, la ASCM pidió al Instituto del Seguro Social al Servicio de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) del Gobierno de México, dependencia con la que la empresa también firmó contratos, entregar documentos para lograr determinar la ubicación del corporativo pero tampoco tuvo éxito.

“Después de realizar una búsqueda exhaustiva en los archivos electrónicos, no se localizó registro alguno de los ciudadanos en mención”, detalla la investigación de la ASCM.

Por último, la ASCM pidió al Sistema de Administración Tributaria (SAT) informar sobre el domicilio del corporativo, pero tampoco lo hizo.

“Se informó que no se tiene domicilio de la empresa Corporativo Zareb, S. de R.L. de C.V. en los asuntos que competen a esta Unidad Administrativa”, explica el documento consultado.

Pese a que no se pudo encontrar a la empresa, la ASCM no hizo más recomendaciones aparte de que no pudo localizarla porque no halló más irregularidades

También puedes leer:

Rastro de irregularidad en Gustavo A. Madero