El Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) registró un crecimiento de 0.19 por ciento en agosto, respecto al mes inmediato anterior, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Por lo que la inflación general anual se estableció en 5.59 por ciento, su menor nivel desde hace cinco meses.

La cifra representó una desaceleración respecto a julio, cuando se ubicó en 5.81 por ciento, explicó el organismo.

Aunque el incremento de precios se ha moderado, los objetivos se encuentran por encima de lo establecido por el Banco de México (3% +/- un punto porcentual).

En comparación con el 2020, las variaciones fueron al alza, de 0.39 por ciento mensual y de 4.05 por ciento anual.

De acuerdo con el Inegi, dentro de la inflación subyacente, los precios de las mercancías subieron 0.70 por ciento y de los servicios 0.12 por ciento.

Lee: Todo sobre el paquete económico 2022: ingresos, crecimiento, inflación y megaproyectos

Cabe señalar que la inflación subyacente es una creciente preocupación para el Banco de México, pues aumentó a un 4.78 por ciento, un nivel no visto desde diciembre de 2017.

Pero también se registraron caídas significativas en los precios de vuelos y servicios de turismo, derivado de los contagios por la variante Delta.

Los productos que más aumentaron fueron: el chile serrano, 53.74 por ciento; manzana, 27.53 por ciento; carne de cerdo, 18.47 por ciento y gasolina de alto octanaje, 16.34 por ciento.

Respecto al índice de precios no subyacente, los productos agropecuarios se incrementaron 1.98 por ciento.

El precio del gas LP se redujo 15.06 por ciento durante la primera quincena de agosto, una tendencia que obedece, en gran medida, a las políticas aplicadas por la Comisión Reguladora de Energía.

Los productos que disminuyeron sus precios fueron la piña, 13.11 por ciento y el limón, 12.71 por ciento.