¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional
imagen principal

IGLESIA

Iglesia desconoce paradero de 157 sacerdotes acusados de pederastia; investigan a 100 más

Indigo Staff

El titular de la CEM detalló también que 64 diócesis de las 95 en que hay en el país, además de tres prelaturas, dieron a conocer las cifras


Mar 5, 2019
Lectura 2 min
portada post

Después de que el presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), Rogelio Cabrera López, revelara que existen actualmente 101 religiosos investigados por presunto abuso sexual contra menores de edad, esta tarde argumentó que se desconoce el paradero de otros 157 sacerdotes que fueron suspendidos.

De acuerdo con Cabrera López, los 157 sacerdotes desaparecidos fueron suspendidos desde 2010 a la fecha, luego de ser acusados de abusar sexualmente de menores de edad, pero no se tiene registro de su ubicación.

“En el momento que se les da la dimisión (a los sacerdotes), ya no quedan bajo nuestro cuidado (...) Nosotros consideramos que andamos en los números aproximados. Yo no espero una sorpresa grandísima pero, por eso, lo que vamos hacer es cuantificar para no especular ni a menos, ni a más”, justificó.

El titular de la CEM detalló también que 64 diócesis de las 95 en que hay en el país, además de tres prelaturas, dieron a conocer las cifras, por lo que se revisará si todas las denuncias que presentó la Iglesia católica también son investigados por las autoridades civiles.

“No tenemos la información total. Tenemos que revisar hasta dónde llega esta realidad. Hasta ahorita no podemos cuantificar la totalidad (de casos de curas acusados de abuso sexual), ojalá y no sea una plaga”, explicó.

Cabrera López también especificó que el Equipo Nacional de Protección de Menores del Episcopado se abocará a revisar toda la información disponible en torno a los casos de abuso sexual, para darla a conocer a la población, previo análisis jurídico.

Finalmente, el secretario general de la CEM, Alfonso Miranda Guardiola, indicó que los obispos, al enterarse de un caso de abuso sexual cometido por sacerdotes, deben acudir ante la autoridad y ésta a su vez iniciar la investigación ministerial.

“Si la autoridad lo declara culpable, el abusador pasará a la cárcel o a la pena que se le haya asignado, donde el Estado o la autoridad asume la responsabilidad, el derecho que le toca del trabajo de rehabilitación. Allí ya participamos todos la sociedad civil y la Iglesia en esta rehabilitación”, concluyó.

Comentarios