Con el mensaje “hoy no se vende“, comisionistas de gas LP se rebelaron e iniciaron un paro nacional este martes por lo que suspendieron el servicio de pipas para despachar a tanques estacionarios y dueños de camiones repartidores de cilindros.

De esta manera, los comisionistas confirmaron que este martes el suministro de combustible está suspendido en todo el país.

Por ello es que los cientos de choferes y ayudantes repartidores que prestan sus servicios a las grandes gaseras distribuidoras no están saliendo a despachar.

Los comisionistas mostraron su enojo por la fijación de precios máximos de las gaseras, los cuales les han reducido su comisión la cual asciende de 2 a 4 pesos; pero con Pemex y las empresas gaseras pasará a 50 centavos.

Incluso, explicaron que la iniciativa de Pemex de contratar choferes y ayudantes es con la finalidad de sacar del mercado a los comisionistas.

“Si es así, que chingue a su madre AMLO porque no va a pasar sobre los comisionistas“, fue el mensaje con el que iniciaron su protesta y el paro nacional que afectará a millones de mexicanos.

“Hacemos una suspensión de actividades porque no hay condiciones de precio que nos permitan tener un margen operativo”, señala José Adrián Rodríguez, presidente de la Unión de Gaseros del Valle de México.

A este paro de actividades se van a sumar en los siguientes días acciones de resistencia civil pacífica en Tlaxcala, Veracruz, Puebla e Hidalgo porque no se puede vender un producto por debajo de su costo.

“Si Pemex va a recibir un subsidio de mil 100 millones de pesos mensuales puede sostener estos precios, pero que irónico vas a vender un combustible más barato, pero en realidad lo vas a tomar de los mismos impuestos que le cobras a la gente”, expresó.

Puedes leer: Sheffield regresa a Profeco: va por gaseros que quieran “pasarse de rosca” con los precios

“Tenemos una situación de emergencia, el gobierno al crear la Directriz de emergencia que busca tener el mejor precio al consumidor al imponer los precios es una buena intención con una mala operación”, señaló.

Los comisionistas afectados son alrededor de 16 mil personas que están metidas en la entrega final del producto, con ese precio no se tienen ni 100 pesos de utilidad al día, por eso las plantas al no tener garantías laborales van a empezar a cerrar.