"Todos los desarro-lladores que incumplan, yo los pienso tumbar, y no tengo que negociar nada, ahí está la Ley, puntual lo que dicen los ordenamientos, y el que los violente pues aténgase a las consecuencias"

Mauricio Fernández,

alcalde electo de San Pedro


"Para mí el término de rudeza es que sepa cualquier delincuente que yo tengo acceso a muchas cosas para que le vaya mal, y ¿cómo le va a ir mal?, a través de la policía, a través del Estado, a través del Ejército, a través de la inteligencia"


"Yo fui alcalde hace 25 años, no tiene nada qué ver con lo que ocupa ser alcalde ahora, es totalmente otro perfil, no había broncas de seguridad, no había venta de drogas, digo, es otra historia"


Sin importar afiliación política, Fernández busca a una persona con perfil de administrador para que se desempeñe como city manager 

El San Pedro que ahora gobernará Mauricio Fernández no es el mismo de hace 25 años, ni siquiera es igual al que era hace seis.

La situación ha cambiado, el municipio ha crecido y sus problemas también, por lo que la labor del alcalde tiene otros alcances, con planes muy concretos.

“Yo fui alcalde hace 25 años, no tiene nada qué ver con lo que ocupa ser alcalde ahora, es totalmente otro perfil, no había broncas de seguridad, no había venta de drogas, digo, es otra historia.

“Tienes que entender que San Pedro va a una velocidad de cambio espectacular”, afirmó en entrevista exclusiva a Reporte Indigo.

Mauricio Fernández Garza ya ocupó la presidencia municipal del municipio más rico de América Latina, de 1989 a 1991, y de 2009 a 2012.

Sus administraciones han sido polémicas. Sobre todo la segunda cuando enfrentó la problemática de seguridad con el cuestionado “Grupo Rudo”. Temas como el desorden en el desarrollo urbano y proyectos como los parquímetros lo han perseguido incluso después de finalizar su mandato. 

Sin embargo su triunfo en las recientes elecciones fue contundente y ahora se apresta para enfrentar una nueva administración.

A pregunta expresa, responde que no es que se haya quedado con algo por hacer en sus dos mandatos anteriores, si no que el cambio en las necesidades es innegable. 

Fernández Garza ya se está adelantando a solicitar los recursos para emprender los proyectos del 2016.

De forma personal ya está gestionando con los funcionarios de la administración en curso y legisladores, para que antes de que éstos se vayan soliciten el capital que requerirá en su primer año de gobierno.

“Ya estamos trabajando en gestionar los recursos para el 2016, estamos acudiendo a las instancias correspondientes, de lo contrario, llegaríamos a la administración sin dinero para empezar con las obras planeadas”, dijo.

Como parte del trabajo de transición, Fernández Garza ha solicitado al actual alcalde, Ugo Ruíz, pedir a cada secretaría y dirección, un reporte actual de su estado y un estudio específico de la forma de eficientar su área.

La idea de eficiencia también incluye aplicar los ajustes necesarios a la nómina sampetrina.

Por primera vez presentará la figura del city manager o administrador de la ciudad y será él quien tase los cambios requeridos.

Será un administrador ajeno a las actividades oficiales y protocolarias del alcalde, explicó Fernández, y a quien le será reportada toda operación.

“Ése es el tema importante (la figura del city manager), da lo mismo que si milita o no milita, si es budista o es católico. 

“No es un tema ni político ni religioso, es un tema de calidad de servicios y de eficientación de una operación en una”, advirtió.

Sin embargo, aún no encuentra a quien se quiera hacer cargo de tal faena.

Sin duda debe tener un perfil de administrador, como un exdirector empresarial, advierte, pero no ha dado con un interesado.

“Y los que lo mostraron (interés) luego se retractaron”, dijo.

Con las mismas tácticas

La estrategia de seguridad que Fernández ha aplicado ha sido polémica y es un tema recurrente en el municipio sampetrino.  

Por lo anterior asegura que en coordinación con las fuerzas estatales y federales volverá a incrementar la vigilancia para lograr un óptimo blindaje.

 Al momento San Pedro cuenta con poco más de 300 policías, pero anunció que buscará incrementar el número coordinándose con las policías estatal y federal, para llegar a los 600 que sumó durante su anterior administración.

Como tema prioritario, pedirá conexión con el Ejército y continuará la construcción que dejó pendiente, de un cuartel militar en los terrenos que donó la empresa Akra.

“Yo lo voy a tomar como un compromiso a largo plazo, el concepto del blindaje es el tenerlo como un tema prioritario y muy diferenciado a los otros temas de la administración”.

Las críticas al respecto del grupo rudo no lo hacen retroceder, advierte, porque no se trata de contratar matones, sino hacerles saber a los delincuentesque tiene las herramientas para dar con ellos.

 “Para mí el término de rudeza es que sepa cualquier delincuente que yo tengo acceso a muchas cosas para que le vaya mal, y ¿cómo le va a ir mal?, a través de la policía, a través del Estado, a través del Ejército, a través de la inteligencia”, describió el futuro alcalde de San Pedro.

Ante la presencia de miembros de la delincuencia, Fernández dijo que hará los arrestos necesarios y se tomará las atribuciones que el caso amerite, siempre dentro de la Ley.

Y la seguridad de inteligencia es una de sus más importantes herramientas, presumió, y mientras la Constitución no prohiba “estar informado”, seguirá con las mismas tácticas de seguridad.

‘Desarrolladores saquean las arcas’

Para apuntalar las arcas municipales pedirá al Congreso aprobar la iniciativa en la que se solicita que los desarrolladores paguen el Impuesto Sobre Adquisición de Inmuebles, desde su compra.

A la fecha son más de mil millones que deben a la Tesorería, a pesar del perjuicio al municipio por el deterioro de las calles al paso de camiones de carga, durante la edificación de la obra.

“San Pedro debe recibir como 3 millones al año y lo están jineteando como cuatro años, entonces ahí está.

“Los desarrolladores están cobrando ahorita desde preventa los proyectos que se están haciendo, pero el Municipio no recibe el dinero del impuesto hasta que no se escritura”, explicó. 

Y advirtió que no negociará con quienes infrinjan la Ley de urbanización.

“Entonces de aquí en adelante todos los desarrolladores que incumplan, yo los pienso tumbar y no tengo que negociar nada, ahí está la Ley, puntual lo que dicen los ordenamientos y el que los violente pues aténgase a las consecuencias”.

Solución al colapso vial

La vialidad ha llegado a colapsar a la ciudad en la que se han asentado los conglomerados empresariales más pujantes de México y el mundo.

Fernández Garza admitió que sí hay un estado de colapso vial en la ciudad, pero aseguró, tener la solución. Sólo espera que las obras y los recursos para ello, sean aprobados.

La suma de la solución se estima en 2 mil 100 millones, describió, que piensa reunir “por varios frentes”, entre el municipio y el estado.

Y para la edificación de tres gasas en San Pedro, dos en conjunto con Santa Catarina y una con Monterrey, ya solicita encuentros con los próximos alcaldes metropolitanos.

Los retos son claros para el próximo alcalde, la inseguridad será el desafío principal, seguido por la vialidad.