Con las reformas a la Ley de Residuos del Estado de Sinaloa y su Reglamento, podrían perderse más de dos mil empleos y el cierre de más de 60 empresas, mismas que se encuentran vulnerables con la crisis sanitaria actual, por ello, empresas locales, asociaciones y Cámaras nacionales solicitan una prórroga ante la prohibición de productos plásticos.

De acuerdo con el gremio afectado es importante considerar a todos los productos plásticos regulados en la legislación vigente como popotes, bolsas, platos, vasos, tazas, copas, charolas, recipientes, contenedores, cucharas, tenedores, cuchillos, tapas, mezcladores o agitadores, anillos para envases, productos de unicel y envases para bebidas.

Pues de no ser así, sería poco útil para las empresas que producen, comercializan y distribuyen los productos en la entidad, ya que estaría dejando sin certeza jurídica algunos productos plásticos.

Agregaron que “al día de hoy, la transición hacia los productos biodegradables o con contenido de plástico reciclado para el caso de los envases de bebidas, no se ha logrado en su totalidad derivado a que los tiempos requeridos para certificar y realizar las pruebas en los productos plásticos son extensos, sin considerar la falta de infraestructura necesaria en Sinaloa”.

Asimismo, ante la nueva ola de COVID-19, la utilización de productos plásticos de un solo uso o desechables para el manejo de residuos peligrosos, así como en la distribución y consumo de alimentos en hospitales, centros de salud, restaurantes, supermercados, tiendas de conveniencia, producción de alimentos y bebidas, entre otros, son la mejor alternativa de higiene y para evitar contagios entre la población.

También resaltaron que el sector privado ha solicitado al Congreso estatal tome en cuenta los comentarios emitidos considerando incentivar el reciclaje, el uso de materiales con contenido reciclado, otras tecnologías alternativas, así como la importancia de la separación de residuos, que son elementos necesarios ante la pandemia para mejorar las reformas a dicha Ley.