Reporte Indigo

En el DF se sufre más


Los autos que se desplazan a velocidades menores, y frenan y arrancan frecuentemente, generan mayor contaminación


En el estudio se les preguntó a los ciudadanos la duración promedio de su viaje, las mejores y peores vialidades, así como los precios del combustible

https://www.youtube.com/watch?v=4r5YbCHUzyc&list=UUCCjc1piE1mIrhcE3ejENeA

El Distrito Federal ocupa el primer lugar de ciudades en el mundo en donde más se “sufre” para transportarse a casa, escuela o trabajo debido al agravado congestionamiento vehicular de la Zona Metropolitana del Valle de México.

Para justificar la aplicación del Proyecto Centauro en el Distrito Federal, que busca reducir el problema de tránsito, accidentes y contaminación a partir de una inversión en tecnología de más de 7 mil millones de pesos, autoridades del gobierno capitalino se basaron en estudios que califican a la capital como la metrópoli en la que más se sufre por el tráfico, el gasto en gasolina y la pérdida de tiempo.

De acuerdo con dichos estudios que miden el sufrimiento de los capitalinos a la hora de abordar un camión, microbús, incluso el metro o su propio vehículo, el tiempo de traslado promedio en la Ciudad de México aumentó de 53 minutos en el 2007 a una hora y media en el 2009. Y en el futuro inmediato empeorará.

En ese estudio denominado Frustration Rising: IBM 2011 Commuter Pain Surver. Smarter Traffic, se abarcaron 20 ciudades en las que se calculó el índice de “sufrimiento por la congestión”.

Se les preguntó a los ciudadanos la duración promedio de su viaje, las mejores y peores vialidades, así como los precios del combustible. 

La Ciudad de México obtuvo el primer lugar mundial de sufrimiento con un índice de 108; muy por arriba de Nueva York, con 28, o de París, con 31.

Borrar a Ebrard, seguir a Peña

Con base en esa problemática que se recabó, donde se documenta el sufrimiento de los habitantes, el GDF justificó la necesidad de concretar la inversión del Proyecto Centauro.

En la edición “Borran legado de Ebrard”, Reporte Indigo publicó que las autoridades del Gobierno de la ciudad crearon el Proyecto Centauro para invertir más de 7 mil 300 millones de pesos en tecnología que ayude a disminuir la problemática del tráfico, los accidentes y la contaminación.

Muchos de los argumentos que presentan en dicho proyecto refieren que las políticas que implementó Marcelo Ebrard Casaubón, estuvieron fundamentadas en diagnósticos viejos del Distrito Federal que no reflejan la problemática actual que padecen sus habitantes.

De hecho, los documentos advierten que de concretarse el llamado Proyecto Centauro, se afectarían algunas de las políticas como Ecobici, Metrobús y Parquímetros que distinguieron a Marcelo Ebrard como jefe de Gobierno en la ciudad.

Así las cosas, el proyecto que prepara el equipo de Miguel Ángel Mancera, lejos de dar continuidad a la política marcelista pareciera que intenta borrar toda huella de su legado.

No en vano asume que el Proyecto Centauro se vinculará al Plan Nacional de Desarrollo (2013-2018) que planteó el Gobierno federal de Enrique Peña Nieto.

Sobre el diagnóstico de infraestructura de transporte y logística, el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018 establece en el Eje IV de México Próspero:

“La movilidad urbana en las ciudades mexicanas debe mejorar, ya que existe una alta tasa de motorización, expansión urbana con baja densidad y en algunos casos no se cuenta con la suficiente infraestructura de transporte urbano masivo”.

Consecuentemente, dentro de los objetivos del Eje IV se señala el de “Contar con una infraestructura de transporte que se refleje en menos costos para realizar la actividad económica”, por lo que habrá de “modernizar, ampliar y conservar la infraestructura de los diferentes modos de transporte, así como mejorar su conectividad bajo criterios estratégicos y de eficiencia”.

De ahí que una de las propuesta del Proyecto Centauro busca contribuir a mejorar la movilidad urbana de la Zona Metropolitana del Valle de México (ZMVM), ya que permitirá obtener información sobre las condiciones actuales del tráfico y las necesidades de viaje en el Distrito Federal.

Depender del auto

Por su partes, el Programa General de Desarrollo del Distrito Federal 2013-2018, en su eje 4 denominado: Habilidades y Servicios, espacio público e infraestructura, especifica que:

“La gestión pública del transporte debe asumir también la problemática del crecimiento del transporte automotor, privado y de carga, que prevalece en toda la ZMVM.

Así, en el tema de transporte automotor refiere que las externalidades del uso excesivo de transporte automotor en la Ciudad de México son diversas e 

implican daños sociales, debido a que incrementan la congestión y generan enfermedades, accidentes y contaminación, entre otros.

Un problema que se agrava

Según la información recabada por el GDF, se tiene en consideración que del año 2005 al año 2010, el parque vehicular en la ZMVM pasó de 3 millones a 5 millones, es decir, tuvo un aumento de cerca del 10 por ciento anual.

Se puede proyectar que, con esta tasa de crecimiento, para el cierre del 2014 habrá 7.5 millones de vehículos en la ZMVM. 

El alto crecimiento vehicular ha contribuido a agravar los problemas de tránsito y congestión, reduciendo la velocidad a 17km/h en promedio, y con esto incrementando las emisiones contaminantes.

Los vehículos generan más emisiones a velocidades menores, con frecuentes detenciones y arranques, y el tiempo de viaje de todos los vehículos que circulan en la red vial.

Adicionalmente se sabe que los más de 5 millones de vehículos en circulación en el 2010, consumieron 21 millones de litros de combustible diariamente y generaron un alto porcentaje de las emisiones contaminantes de la ZMVM.

Tanto el consumo de combustible como las emisiones contaminantes implican un costo, el cual se irá incrementando conforme crezca el número de vehículos en circulación.

De acuerdo con la ruta que se trazaron las autoridades capitalinas, la semana pasada se anunció la rehabilitación de cruceros peligros para inhibir los casi 15 mil accidentes anuales.

Con la intención de dar movilidad al Distrito Federal, una de sus promesas de campaña, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, consiguió que a un año y medio de su gestión se promulgara la Ley de Movilidad, que dicho sea de paso comulga con la idea de un “México Próspero” que busca Enrique Peña. Coincidencias al fin.

Exit mobile version