De las virtudes que sabe aprovechar Holanda en la Copa del Mundo, la contundencia es el peor enemigo de sus adversarios.

Con 10 goles conseguidos en los tres partidos de la fase de grupos, ante Chile, Australia y España, el cuadro Tulipán se mantiene a la cabeza de los goleadores que tienen hambre de gloria en Brasil 2014.

Mucho tuvo que ver el primer golpe letal que le propinaron al flamante campeón España en la primera ronda. Terminaron 5-1 en su debut, ridiculizando a una de las favoritas a la corona con goles y grandes jugadas de peligro que ahora mantiene en alerta a sus posibles rivales que pueden tocarle en las finales.

Aun ya clasificado, este lunes el equipo que comanda Louis Van Gaal no tuvo reservas y después de ceder espacios, optó por contragolpear a los andinos y conseguir dos contundentes goles.

Este triunfo significó la tercera victoria y la oportunidad de conservar el invicto en esta competencia, aspirando a llegar más lejos de lo que cualquiera puede esperar.

Otra de las virtudes con que cuenta la “Naranja Mecánica” es que como equipo es una gran selección, pero sus individualidades resaltan mucho en el terreno de juego. 

Holanda tiene más de un crack del futbol mundial que le brinda suficiente peso al sistema de juego del entrenador.

Hablamos del caso de Arjen Robben, Wesley Sneijder o Robin Van Persie, al ataque, que han hecho lucir cada jugada pensada y elaborada.

Pero Holanda, contra México, puede ser más que solo goles sorprendentes como el de Van Persie o su buen juego  colectivo. Su racha positiva les permitirá jugar a su estilo y sin presiones, esperando librar al envalentonado cuadro azteca y así poder avanzar.